Diario Vasco
img
Categoría: juegos olímpicos
Bofetadas de dopaje… y ahora Marta Domínguez

El bofetón que han pegado tanto Miguel Cardenal, Secretario de Estado para el Deporte, como Ana Muñoz, directora de la Agencia Española de Protección de la Salud en el Deporte, ha sonado hasta en Gibraltar. Durante la presentación de la candidatura Madrid 2020, a la pregunta tema dopaje, la respuesta del presidente del COE, Alejandro Blanco, fue como de parvulitos. En castellano, sacando pecho y sin responder lo que se pedía. Y lo peor es que lo tenía ‘a huevo’. Precisamente la sentencia de la Operación Puerto está recurrida para que no se destruyan las bolsas de sangre y se entreguen. Gesto de transparencia despreciado por Blanco.

El propio Cardenal critica que la candidatura madrileña evitó que el CSD respondiera a las preguntas… y lo hubiese hecho con más coherencia. Por ejemplo, Ana Muñoz que está realizando un labor muy interesante desde que asumió el cargo. Ella misma ha significado que “no responder al tema de las bolsas de sangre es sembrar dudas”. Evidentemente.

La nueva Ley antidopaje fue solo un paso; asumir los controles la AEPSD en lugar de las federaciones, es otro; pero no reconocer lo mal que se ha hecho en este país y eludir el tema de las bolsas, son un lastre que parece que los políticos/dirigentes no entienden.

Esta semana se han conocido dos casos de dopaje en el atletismo y otro en el baloncesto. Motivo de decepción y de satisfacción a la vez. Pero no existe otro camino para alcanzar un deporte más limpio.

Y entre despachos se sigue cociendo el tema de Marta Domínguez, cuatro meses después de la notificación de la IAAF. La Federación Internacional envió un expediente sobre su caso a la Federación Española y será el Comité de Competición el que debe decidir (no sé a qué esperan) si impone una sanción por dopaje. La IAAF tiene datos de valores anómalos de hemoglobina (agosto 2009, Mundial de Berlín cuando fue campeona de 3.000 obstáculos), es decir, niveles muy elevados respecto a su perfil natural en controles posteriores. Los expertos de la Agencia Mundial Antidopaje decretaron que hubo una anomalía. ¿Y ahora? Pues el Comité de Competición tiene la palabra. Me temo que se enrederán en tecnicismos legales y volverán a jugar al ‘piedra, papel, tijeras’. Y de nuevo ridículo internacional. ¿O no será así con la nueva Ley? Ojalá.

La IAAF dejeba entrever que Marta Domínguez, actual senadora del PP, en algún momento recurrió al dopaje sanguíneo, con utilización de EPO o autotransfusiones. ¿Seremos más papistas que el papa y dirán que falta un punto y coma para no aplicar sanción?

En Turquía en casos similares y paralelos en el tiempo ya hubo decisiones. ¿Y aquí por qué se dilata este caso?

 

 

Ver Post >
Hoy hace 100 años nació Jesse Owens

Jesse Owens es uno de los grandes del mitos del atletismo. Velocista de los años 30, autor de una de las mayores gestas deportivas en los Juegos Olímpicos de 1936 con las cuatro medallas de oro en 100, 200, longitud y relevo -éxito que no fue igualado hasta 1984 con Carl Lewis- y también pasó a la historia porque sus triunfos ante Hitler supusieron un símbolo de la lucha racial. Hoy, 12 de septiembre,  se cumplen 100 años de su nacimiento. Momento para refrescar datos de esta figura con capítulo propio en la historia del deporte.

Lo que pareció un enfrentamiento entre la raza negra y la raza aria en el mismo estadio de Berlín en 1936 con la presencia del astro estadounidense, no parece que alcanzó la envergadura que durante años trascendió. La leyenda decía que Hitler no quiso saludar a Owens por ser negro. Lo cierto es que el führer no saludó a ningún campeón, como él mismo decidió previamente. El mismo Owens, en su biografía, señaló años después que Hitler le levantó la mano a modo de saludo/reconocimiento cuando pasó cerca de él. Y añadió que el mayor desprecio llegó en su propio país cuando el presidente Roosveltr ni tan siquiera le recibió en la Casa Blanca.

El atleta recordaba que en Estados Unidos seguía el racismo cruel y que al menos en Europa podía compartir hotel con deportistas de todas las razas:

“Cuando volví a mi país natal, después de todas las historias sobre Hitler, no pude viajar en la parte delantera del autobús. Volví a la puerta de atrás. No podía vivir donde quería. No fui invitado a estrechar la mano de Hitler, pero tampoco fui invitado a la Casa Blanca a dar la mano al Presidente”, dijo Owens.

No fue hasta 20 años después en 1955 cuando el presidente Eisenhower honró a Owens nombrándole  “Embajador del Deporte”.

Esa superioridad de la raza aria tantas veces ensalzada por el régimen nazi y el desprecio a los negros, se hizo añicos con la amistad entablada por el alemán Lutz Long, saltador de longitud, que aconsejó en la calificación de la prueba a Owens. El estadounidense tras dos nulos solo le quedaba un intento para acceder a la final. Long le recomendó retrasar su carrera y así no cometer otro nulo. Owens hizo válido, pasó a la final y ganó el oro. Ahí comenzó una amistad donde las razas eran lo de menos. De hecho, tras la muerte del germano durante la Segunda Guerra Mundial, Owens pagó los estudios al hijo de Long.

Como dato curioso de aquella participación de Owens en los Juegos de Berlín, es que el atleta calzó zapatillas Adidas después de que el dueño de la empresa, el alemán Adi Dassler, a quien no le importó el tema racial, le ofreció llevar sus zapatillas. Así Owens se convirtió en el primer atleta afrocamericano patrocinado por Adidas.

En Berlín lleva el nombre de Jesse Owens una calle además de un colegio, curioso cuando hace unas semanas se levantó una fuerte polémica en Chicago al cambiar el nombre a una escuela pública que hasta ahora se llamaba Jesse Owens por Gompers South. Las hijas del velocista han peleado por evitar tan circunstancia, sin éxito por el momento.

La figura de Owens es evidente que ha ido más allá del atletismo y del deporte. Esas cuatro medallas de oro en Berlín 1936, con dos récords mundiales más uno olímpico, supuso un reto inalcanzable para generaciones de velocistas hasta que llegó Carl Lewis y los Juegos de Los Angeles en 1984. Esos 48 años que transcurrieron agrandaron el mito de Owens, considerado como uno de los mejores atletas de la historia.

La gente del atletismo, además de la gesta olímpica, recuerda la hazaña del 25 de mayo de 1935 durante la Big Ten Conference en Míchigan cuando en 45 minutos batió tres récords del mundo e iguala otro. El de más nivel el de salto de longitud al llegar a 8.13 m, plusmarca que duró 25 años. Dicen que desde ese momento se le conoció como el ‘Antílope de Ébano’.

Su vida posterior a los éxitos olímpicos no fue sencilla, como era habitual en esa época para cualquier campeón y más para un negro en los Estados Unidos.

Murió en 1980, con 66 años, de cáncer de pulmón. Jesse era un fumador de paquete diario. Por lo tanto no pudo ver la irrupción del Hijo del Viento, Carl Lewis, el ‘Owens’ de los años 80-90.

Vídeos de Owens:

Vídeo comparativo Owens-Bolt:

 

Ver Post >
Ahora, la Olimpiada de lo ‘pequeño’

Recibida la bofetada y la patada en el culo tras el no rotundo a organizar los Juegos por Madrid, llega el momento de pensar en esa Olimpiada -que durará más de cuatro años- de lo pequeño, de lo cotidiano, del día a día.

Las federaciones de deportes no profesionales preparan más ajustes que llevará a la renuncia a continuar en la actividad a numerosos portentos. Arrojar la toalla será lo habitual, entre deportistas y técnicos. Cerrarán la puerta clubes y monitores de escolares se irán a sus casas. Se volvéra a un deporte de los años 70. Un alto responsable de una federación española me dice que quizás era una “pasada otorgar” unos Juegos a un país que está en bancarrota en lo social, pero que él soñaba con esos Juegos de Madrid 2020 porque la entrada de ayudas a las federaciones le permitiría no tener que decir que no a casi todo, a intentar convencer a sus deportistas con un nada a cambio. “Es muy duro. Este año casi me arrodillé para que dos chavales pudieran competir en una competición internacional, se habían ganado su puesto, poseen un potencial terrible y no había dinero para el viaje”.

Pero yo entiendo perfectamente los que cambian los Juegos de los fastos a la Olímpiada de lo cotidiano. En un momento en el que el recorte es brutal en temas tan sensibles como la Educación, la Sanidad, el deporte… parece que los presupuestos que maneja la organización de unos Juegos descontrolan el ‘sentido’.

Nadie se creyó la encuesta que decía que el 91% de la población española quería esos Juegos. Nadie. Quizás se deslizó una coma y era el 9,1%. El apoyo venía de quienes ven peligrar los deportes que viven con pasión. Pero entiendo a quienes sufren el cierre de una guardería pública; quienes comprueban como en la residencia donde están hospitalizados el personal es mínimo y afecta a la atención del enfermo, así como la limpieza del hospital es justita y la comida deja que desear; entiendo a quien ven el incremento del número de alumnos por aula en los colegios, o las becas de acceso a la Universidad es una cuestión del pasado; entiendo a los que se quejan de la suciedad de las calles; a los que sufren el bajón de la seguridad en sus barrios; y al deterioro de las instalaciones deportivas, esas que se dirigen más a la salud y al ocio que al rendimiento profesional. Y todo ésto está ocurriendo en nuestras vidas.

Todos estos casos forman el programa de la Olimpiada de lo cotidiano. Los Juegos Olímpicos les queda lejos en estos momentos. Prefieren que alguien vote a favor estos otros Juegos del día día. Lo lamentable es que, también aquí, estamos recibiendo otra bofetada y patada en el culo.

Ver Post >
Europa machacó a Madrid 2020, razones y consecuencias

Sumen que los lobby francés, alemán e italiano pensaban en ‘su’ candidatura de 2024, incompatible con una elección de Madrid 2020, y que los socios del euro no deseaban a un país moribundo en lo financiero gastando miles de millones en unos Juegos. El resultado es igual a una patada en el trasero de la Puerta de Alcalá.

Lo que sí tengo claro es que por el número de apoyos en la votación, Tokio estaba elegida desde hacía meses. Y Madrid muy descartada desde hacía meses.

El estrepitoso fracaso de Madrid 2020 significa que el deporte español minoritario, no profesional, deberá buscar un Plan B, una estrategia alternativa, para seguir sobreviviendo. Los Juegos madrileños servirían para inventar un nuevo ADO, para obtener esos recursos que se habían esfumado. Esto es lo más duro. Los deportistas serán mileuristas y muchos ni tan siquiera eso. Olviden las preparaciones full time. Serán a tiempo parcial y los resultados deportivos, también.

Esa necesidad para mejorar el acuchillado deporte minoritario, fue la venda que me coloqué para no reconocer que desde fuera se veía a España con tantos interrogantes, dudas y fisuras como para no otorgar unos Juegos Olímpicos. Y seguro que yo mismo, y las personas que ahora mismo critican al COI por su elección, hubiésemos pensado lo mismo y no hubiéramos otorgado nuestros votos a un país que ofrecía la silueta que ahora mismo se retrata en España en lo social, lo económico, en dopaje, en corrupción…

Y aunque Barcelona 92 fue un éxito, es cierto que en los últimos tiempos la sociedad española ha demostrado muy poca cultura deportiva, excepto para el fútbol, el baloncesto (y no siempre) y puntualmente cuando llegan los éxitos de un deportista español caso de Indurain, Nadal o Fernando Alonso. Gradas vacías, audiencias televisivas mínimas, nulos apoyos económicos a campeonatos o decenas de deportes sentenciados  por el “no interesa a nadie”.

Tras la votación del 2020, las redes sociales echaban humo; las declaraciones llevaban la lágrima de la injusticia; autocomplacencia y no autocrítica; acusaciones a los fantasmas de siempre  pero seguían en el grupo los fantasmas de toda la vida.

Tengo la sensación de que no hubo un único motivo por el que a Madrid no ganó. Es el conjunto de situaciones de un país que no ofrece las garantías que se precisa en este momento. Tokio era la opción segura. País que vivió las sacudidas económicas pero ya con la cabeza fuera del agua. Con dinero fresco en el banco, sin dopaje (ningún caso en el deporte japonés), sin corrupción en su clase politica o monarquía.

Y todos esos débiles flancos aparecían en el dossier oculto de Madrid entre los miembros del COI. Lean: una economía tambaleante en un país que ajusta presupuestos en Sanidad y Educación; corrupción y personajes deleznables cercanos a políticos que dirigen el país; una monarquía tocada en un escenario delicado por más casos de corrupción; unas federaciones que no pueden pagar a sus mejores deportistas ni los viajes a los campeonatos; casos de dopaje sin aclarar y con leyes que han llegado demasiado tarde. ¿Quieren que siga?

Con las candidaturas de Madrid 2016 y Madrid 2020 sobre la mesa, decisiones claves en el deporte español han sido nefastas. Y el COI controla y lo sabe. El Gobierno no atajó las Operaciones de dopaje con firmeza y segando cabezas. No. Ni el Gobierno mantuvo las aportaciones económicas a las federaciones para que éstas no quebraran. No. Reducción del 30-40% de las subvenciones y los deportistas españoles pasan al estatus de mendigos.

Alguien dijo, muchos dijeron, que así no.

Ver Post >
10 momentos para no perderse en el Mundial de atletismo

Cada uno tiene su prueba favorita, un atleta preferido o una rivalidad para pegarse a la televisión. Sin embargo, en nueve días de competición con muchas horas de finales, series y califiaciones, es necesario preparar un menú a la carta (del que uno escribe). A los platos que a continuación ofrezco pueden añadirse otros. Vosotros mismos. Ahí está la zona de comentarios o en twitter (@AntxonBlanco) o facebook. Que degustéis el Mundial con pasión y cariño.

1 y 2- Velocidad con Usain Bolt.

Nadie pone en duda que Usain Bolt será de nuevo el reclamo para los aficionados o no al atletismo. Atleta que vende y está llamado a reparar los destrozos del dopaje (Gay y Powell) precisamente en la prueba de 100 m. y la baja por lesión de su compatriota Blake (campeón mundial hace dos años en Daegu tras la salida falsa de Bolt).

Bolt se ha quedado sin rivales en el 100. Objetivo es seguir sumando oros y medallas para superar en este caso a Carl Lewis. Bolt lleva en mundiales 5 oros y 2 platas en total 7. Lewis cosechó 10 (8 oros, 1 plata 1 bronce). Bolt podría sumar otro triplete (100, 200 y relevo). En el 100 no veo a nadie haciéndole sombra. En el 200 me gusta para la pelea la opción del jamaicano Weir, compañero de entrenos, bronce en los Juegos de Londres, y un velocista delgado, con un cuerpo a potenciar… con pesas. A seguir.

100 metros: Series (sábado día 10 18.15 h). Semifinal (domingo 17.05). FINAL (domingo 19.50)
200 metros: Series (viernes 08.35 h). Semifinal (viernes 17.40). FINAL (sábado 18.10)

3 y 4- Pértiga con Lavillenie e Isinbayeva

Las dos pruebas de pértiga serán momentos a tener en cuenta. El francés Renaud Lavillenie es un espectáculo y el número uno. Este año ha saltado 6.02 (7º de todos los tiempos). Las seis mejores marcas del año son de él. El segundo pertiguista (Holzdeppe) está a 11 centímetros Objetivo: oro y ser el mejor de la historia por detrás de Bubka (6.14), claro. Para ello, el francés debería superar el 6.05 de Tarasov.

Y en categoría femenina la fiesta está preparada para la rusa Elena Isinbayeva (31 años). En el posible adiós a la reina de la especialidad. Los cercanos a ella dicen que está fortísima y que ha hecho entrenamientos de récord (¿?) 5.06 m en 2009. Sin embargo este año no ha sido la mejor. Es 3ª con 4.78 por detrás de Silva (CUB) con 4.90 y Suhr (USA) con 4.80. Y en las últimas grandes citas: pufo en el Mundial 2011 y bronce en los Juegos. Su último título mundial fue en 2007. Pero parece que todos deseamos que la zarina tenga una despedida en oro.

Pértiga Hom. FINAL Lunes 17.00 h.
Pértiga Muj. FINAL Martes 17.35 h

5 y 6- 5.000 y 10.000 metros: Mo Farah

El doble campeón olímpico de 5.000 y 10.000, el británico Mo Farah, buscará de nuevo demostrar que un atleta no entrenado en África (lo hace en Estados Unidos y creció en Gran Bretaña aunque su origen es somalí). Kenianos y etíopes encabezan el ranking. Pero Farah asusta después de su récord de Europa en… 1.500 m (3:28). Objetivo de sus rivales por lo tanto: desgastarle con ataques continuos y ritmos altos. En llegada apretada Farah es el mejor ahora mismo tras el KO de Kenenisa Bekele.

5.000 metros: FINAL Viernes día 16. (16.45 h)
10.000 metros: FINAL Sabado día 10. (16.55 h)

7- 110 m vallas: Aries Merritt

Cuando en una prueba compite el/la plusmarquista mundial es necesario hacer un hueco entre los momentos cumbre de un campeonato. En este caso, los 110 vallas con el estadounidense Aries Merritt. Su 12.80 del pasado año fue una de las grandes hazañas de la temporada. Este año ‘solo’ va 13.09 (5º del mundo) aunque del lider (Oliver) a él, hay únicamente seis centésimas de distancia. Nada insuperable. Se presume máxima igualdad.
FINAL Lunes (19. 30h)

8- 400 metros y Kirani James

No ha cumplido 21 años y ya tiene un mundial senior y un título olímpico. Casi nada. Kirani James defiende la camiseta de Isla Granada, país de apenas 100.000 habitantes aunque él entrena en la Universidad de Alabama. Es una gozada verle correr. Un cuatrocentista auténtico. Su marca 43.94 es la 9ª all time (en los Juegos) y este año ya ha bajado de 44 segundos. ¿Candidato a romper el récord mundial de Michael Johnson y sus 43.18 de Sevilla 1999?. Capaz. Tiempo al tiempo.
FINAL Martes (19.50 h)

9- 1.500 metros.

La solitaria presencia de David Bustos (52º del mundo con 3:35 en 2013…) en el 1.500 español parece que resta intensidad a una de las grandes distancias del atletismo. Ojalá que esta crisis sea pasajera y de nuevo veamos en los grandes campeonatos a tres de tres. La prueba tiene un referente claro: Asbel Kiprop (KEN), 24 años, que con su 3:27.72 (4º tiempo all time) de hace tres semanas envió un mensaje clarito: quiero repetir el oro. Tras el pufo de los Juegos (12º), el campeón olímpico en 2008 necesita protagonismo de podio. En final rapidita, no debe fallar.
Series (miércoles 08.35 h). Semifinal (viernes 17.05 h).
FINAL Sábado 18 (15.25 h).

10- Longitud. Eusebio Cáceres

En el único pronóstico a un título de un atleta español está en salto de longitud. El alicantino Eusebio Cáceres tiene potencial para ganar aunque cualquier despiste puede llevarle a quedar fuera de la final. Es el 3º del mundo en 2013 con 8.37 (campeón de Europa sub23). El líder es el mexicano Rivera (8.46) aunque la amenaza es local con Menkov (8.42). Raro este ranking sin americanos en cabeza, el primer USAman es Henderson (14º con 8.22). Dependen de las condiciones, pero el oro valdrá más de 8.35 y el podio por encima de 8.25.
Calificación: Miércoles 08.25 h
FINAL: Viernes 17.30 h

Dos detalles más:

Permitidme dos detalles aparte de los 10 momentos del Mundial. El salto de altura con Ruth Beitia contra la americana Barrett y las rusas. Difícil podio pero la cántabra ya es ‘perra vieja’ en esto del listón y apurará opciones (Final: sábado, día 17, a las 16 h).

Y un apunte para el 800 masculino con el sevillano Kevin López con opciones abiertas de ser finalista y de dar una sorpresa si accede a la difícil final (martes 19.10 h). Si el andaluz aguanta bien las series y semifinal, ojo con él. En esta preciosa distancia faltará el numero uno del mundo, el keniano Rudisha, lesionado en una rodilla.

 

Ver Post >
Usain Bolt, Mejor Atleta 2012. Discrepo.

Vaya por delante que este año ha sido la elección más ultracomplicada de toda la historia a la hora de nombrar al Mejor Atleta del Mundo en categoría masculina, y no solo en el nombre final, sino incluso en los tres atletas finalistas candidatos a este premio. Los Juegos Olímpicos, los récords mundiales y las gestas aun sin plusmarcas, dejaban con muchos argumentos y todos con peso, en el momento de pulsar el nombre de uno u otro atleta.

Creo que los más sabios de este deporte tenían interrogantes sobre la designación por abundancia de buenos datos. Al final el elegido ha sido el velocista jamaicano Usain Bolt (en categoría femenina el panorama estaba más despejado con la velocista estadounidense Allyson Felix y por eso evito el análisis en este post y me centro en el galardón masculino).

Yo discrepo de la elección. Es mi opinión y repito (post de hace un mes), quien ha votado por Bolt también tenía datos sólidos. Entonces, ¿por qué pienso que Bolt no debería haber ganado ese título? Reconociendo la gesta en los Juegos Olímpicos de Londres (3 oros y WRC en relevo), pienso que la final de 800 metros con el keniano David Rudisha quedará como una de las páginas doradas en la historia de este deporte. En estos tiempos que un atleta afronte una final olímpica con la intención de batir el récod mundial y además lo consiga, es muy grande. En el atletismo moderno cai no se concibe un intento de plumarca sin la compañía de varias liebres. Y menos que se arriesgue un título por ese sano objetivo de ser el mejor de la historia también en cuanto a crono.

Yo puedo entender que el razonamiento de dar como vencedor a Usain Bolt pase por sus tres títulos olímpicos, algo grandioso, indudable. Sin embargo es injusto medir y decidir con la misma escuadra y cartabón a todos los participantes en un campeonato. Los velocistas siempre tendrán más posibilidades porque pueden ganar varias pruebas, y si su país es potente, sumar medallas en relevos. En otras especialidades es inimaginable. Rudisha solo podía aspirar a un oro (solo en el caso de un cuartero 4×00 de Kenia espectacular podía lograr doblete) y de ahí que ensalcemos la consecución del récord mundial como la hazaña decisiva para otorgarle el título de Mejor Atleta del Año.

En ese trío de finalistas también eché en falta la presencia del fondista británico Mo Farah. Ganar dos oros en 5.000 y 10.000 es mucho tomate en el actual panorama internacional. Pero igualmente admito argumentos lógicos con respecto a los tres finalistas (Bolt, Rudisha y el vallista Merritt).

La elección de Usain Bolt es tan discutible como el del Balón de Oro en fútbol. El argentino Messi es el mejor futbolista en la actualidad. En el plano individual nadie lo discute. En el aspecto colectivo tiene luces y sombras en club, y más sombras en el apartado de su selección. Pues si siempre solo valoramos cualidades personales, Messi será Balón de Oro hasta que le echen del planeta fútbol. Sin embargo en esa elección deberían entrar otros factores. Por eso digo que Bolt no se merecía ese premio y aprovecho para designar como mi Balón de Oro a Iniesta… aunque por ahora ya llevo un fallo en mis designaciones del año. Rudisha me ha salido agua. Espero que en el fútbol tenga mejor tino.

Historial del trofeo Mejor Atleta del año

Ver Post >

Otros Blogs de Autor