Diario Vasco
img
Autor: Gazteluko
¿La técnica por encima de los sistemas de juego? ¿O al revés?
img
Alfredo Del Castillo | 18-11-2014 | 3:21| 0

En fútbol se denomina táctica y se debe diferenciar todo aquello que un equipo puede realizar cuando es poseedor del balón y cuando no lo es. Lo que nos debemos preguntar es qué puede realizar un equipo en ataque y que puede hacer en defensa.

Hay un dicho muy antiguo que dice que «de fútbol y de medicina todo el mundo opina»  y yo quiero que el aficionado a este fantástico deporte y asiduo lector de mi blog tenga más conocimientos de este deporte. Hay unos principios que son fáciles: Cuando tengo la pelota ataco y cuando la tiene el contrario -que es el equipo rival- defiendo. Además, hay otro principio básico: la organización del juego. Todo ello lo vamos a comentar ahora.
El sistema de juego es la posición de un equipo dentro de un campo de fútbol,  pero antes del movimiento de los futbolistas, como bien comentaba con mucha astucia Xabier Azkargorta. Es la foto del comienzo del acto y hay diversos sistemas: 1-4-2-3-1, 1-4-1-4-1, 1-4-3-3, 1-4-1-3-2-en rombo-, 1-4-4-2 – en trapecio-, 1-4-4-1-1, 1-5-3-2 ó 1-3-3-3-1. No se trata solo de que el entrenador sepa y tenga las ideas claras de lo que quiere conseguir para ser mejor que el equipo adversario, sino de que se interprete y realice por parte del futbolista. Tiene que mentalizarse de que aún sin ser poseedor del balón tiene una labor importante durante el desarrollo del juego.

Hoy se escucha o se lee con mucha frecuencia en los distintos medios de información y comunicación así como se les oye a los colaboradores en tertulias televisivas y de radios que el fútbol defensivo que imponen los entrenadores de cualquier conjunto es muy conservador y escaso de riesgo y que los técnicos tienen demasiado miedo a perder.  Yo me digo a mi mismo que será por las dos partes, ya que cada equipo tiene a un entrenador.

O, ¿no?  También quiero incidir en la poca paciencia que hay con los empleados de club, ya que lo único que importa es el resultado. Si no se consiguen, el lunes en los medios de comunicación ya hay un titular de prensa con este texto:  A LA CALLE.  Me parece una falta de ética y de respeto aplastante, ya que no nos podemos alegrar de que cualquier trabajador pierda su puesto de trabajo. Pero así es la ley del fútbol y se quedan tan anchos.

Estoy más convencido que nunca que lo mas importante en el fútbol es la técnica por encima de todo. Si no se sabe jugar, si no somos precisos en el pase, si no enviamos el balón al compañero que lleva la misma camiseta que nosotros, si no somos capaces de dar tres pases buenos seguidos, si no tenemos continuidad en el juego, si no hacemos un buen tiro dentro de los tres palos, si no somos milimétricos en ese último pase que necesita un compañero para hacer un remate de gol, la táctica o el sistema de juego nos gana. Pero si es al contrario, la técnica supera por mucho al sistema táctico y estamos más cerca de superar al conjunto rival. En este juego aún no existe una ordenación posible que gane los partidos sin depender de la capacidad individual de los jugadores. El plan es el futbolista y sus circunstancias y no hay nada mejor que ver jugar a fútbol a Iniesta, Xabi, Koke, Cristiano o Messi.

Algunos equipos se aferran a un sistema de juego con resultado negativo, y no cambian durante todo el encuentro, y esto nos hace pensar una y otra vez que los futbolistas no conocen otro sistema o no se adaptan a otras variantes tácticas. Por eso considero que un conjunto profesional debe de estar capacitado para discernir y comportarse sobre la marcha de acuerdo con lo que haga el conjunto adversario.

En fútbol se dice con mucha facilidad en comentarios de tabernas y no tan tabernas que «la mejor defensa es un buen ataque», o que «para poder atacar hay que estar bien defendido». Todo esto tiene poca verdad ya que el equilibrio de un equipo de fútbol es fundamental.  Precisamente, el equilibrio, además de la perfecta colocación entre todas las líneas de un equipo, es el único argumento valido.


Esta semana, ya en doble sesiones y en trabajos de grupos y por líneas,  el Sr. Moyes está con unas ganas y unos deseos fantásticos adiestrando a su equipo en la intimidad, es decir, a puerta cerrada. Esperemos que el sábado en el viejo Riazor acierte con el sistema de juego y sus futbolistas sean capaces de demostrar sobre el verde que las instrucciones tanto tácticas como estratégicas de Moyes son las ideales para conseguir un resultado positivo. Veremos a un equipo muy competitivo, muy presionante y que después de robar sus jugadores saldrán como flechas en busca de la portería rival., Creo -aunque puedo equivocarme- que es el decálogo que el nuevo míster quiere imponer en la nueva Real Sociedad o en la Real del Sr. Moyes. Que así sea.

Ver Post >
El impacto de contratar a un entrenador top
img
Alfredo Del Castillo | 17-11-2014 | 7:38| 0


Desde que se conoció la contratación del nuevo inquilino del banquillo de laa Real Sociedad se puso a trabajar una maquinaria a pleno rendimiento para tener controlados desde el minuto uno todos los detalles. Y así fue, salió todo a la perfección.  Contratar a un mister TOP que viene del Manchester United levanta un revuelo mediático de mucho calado y vende muchos titulares de prensa escrita y de paginas de internet y periódicos digitales, con una repercusión fantástica a nivel local, nacional y europea ,sobre todo, en las islas británicas, su lugar de origen.

En la contratación de un entrenador hay dos aspectos fundamentales en nuestros días: el externo y el interno. Vamos a por ellos. El primero, el externo: Moyes se desplaza en avión hasta Biarritz y desde el aeropuerto francés a su hotel de estancia: el  María Cristina, una joya donostierra. Después de hacer su identificación y asignarle la correspondiente habitación, el nuevo entrenador se dirigió a  la ciudad deportiva de Zubieta. Allí recibió la bienvenida del Director Deportivo que lo recibió a puerta gayola -como se diría en el argot taurino. Tras conocer a todos los estamentos del club, ya dentro de las instalaciones fue presentado a todos los componentes de los diferentes departamentos. Aquí  es cuando vienen las miradas, los temores  y  los miedos: ¿Contará o no contará conmigo? El siguiente paso fue entrar en el vestuario de los jugadores, donde uno a uno fueron presentados por  el presidente blanquiazul y el director deportivo. Después pasó a conocer el resto de las instalaciones como en una visita guiada . Al pasar por el gimnasio se debió parar y comentar  que era un poco txikia. Claro, él tenía uno impresionante en el Manchester.

A estos entrenadores-manager les gusta tener unas dependencias en un lugar privilegiado desde donde se pueda visionar todos los campos de entrenamiento. Desde ese lugar él se encuentra muy a gusto desarrollando su metodología de trabajo,  como me imagino que realizó en el ultimo club al que entrenó: el Manchester United.

Después de todos estos datos y muy normales conductas en la llegada de un entrenador nuevo,  llegó la esperadísima rueda de prensa de presentación. Había muchos medios locales, nacionales y extranjeros, sobre todo ingleses. Los medios se frotaban las manos ya que al día siguiente podrían ofrecer portadas con lo acontecido. Se trataba de un productor con mucha venta para los aficionados y gentes del fútbol. David Moyes recibió muchas preguntas de todo tipo -cómodas e incómodas- que le fueron traducidas.. Contestó a todos con mucho respeto y mucho aplomo. Vamos, que se trata de un entrenador acostumbrado a mil y una batallas, que disfrutó con lo que estaba viendo en su presentación, con lo que había generado a nivel de medios, y dejó muy buenas sensaciones con todas sus respuestas y no le temblé el pulso en ningún momento.

El segundo aspecto a tener en cuenta es el interno. Desde su llegada al portón de Zubieta, donde se divide el fútbol formación del fútbol profesional, Moyes fue mirando con ojos de lince todo los campos de alrededor donde él deberá implantar su metodología de trabajo. Por instalaciones no va a ser. Tiene unas que son la envidia de muchos clubes de la Liga BBVA porque son muy completas: buenos campos de diferentes superficies, gimnasio, piscina de lesionados, jacuzzi, dormitorios, comedor, materiales de todo tipo.. Vamos que no le falta de nada, aunque lo normal es que él ponga sobre el tapete su metodología de entrenamientos y sus normas de conducta a la plantilla. La semana pasada lo que primó en su hacer fue visionar los trabajos de sus colaboradores y mirar la intensidad de trabajo con que sus jugadores realizaban los ejercicios en distintas zonas del campo. Él fue más espectador que preparador las trabajos, pero pudo ir viendo el compromiso y la intensidad de cada futbolista en las tareas que realizaban. Así tendrá un referente de cada uno de ellos individualmente y, por si acaso, aprovechó la rueda de prensa para mandar un mensaje encubierto a sus jugadores; SOY DURO Y ME GUSTAS TRABAJAR DURO. MI FORMA DE ENTRENAR Y MI METODOLOGÍA SON MIS PUNTOS FUERTES. HARÉ CAMBIOS EN ZUBIETA.

Hasta aquí todo muy normal en un entrenador ganador que llega a un equipo metido en no muy buenos resultados y quiere mover el árbol desde la raíces para ver si reaccionan todos y vamos para arriba como cohetes. En las sesiones de trabajo que he mencionado los futbolistas se han puesto las pilas y salen enchufados a los entrenamientos  con solo la visión del míster. Por esta intensidad y ganas algunos han sido atendidos con golpes de competición que no han sido recibidos en un partido de Liga sino en un entreno por parte de sus compañeros. Esto me trae a la memoria algo que estaba un poco olvidado: se juega como se entrena. Mutilak, ¿a que esto os suena un montón?

El domingo me encontré en el aeropuerto de Loiu con dos entrenadores guipzcoanos de porteros que están trabajando en equipos de la Premier: Xabier Mancisidor e Iñaki  Vergara. Nos saludamos y en nuestros chascarrillos futboleros los tres nos hacíamos las mismas preguntas: Tras la marcha de Montanier se ascendió a Jagoba Arrasate para apostar por la continuidad, por un fútbol de posesión y más elaborado, con muchos toques y apostando por ugadores firmados para realizar dicho juego. David Moyes apuesta por un fútbol distinto, con mucha intensidad, buscando el robo de balón para llegar lo más rápido posible al área rival-. ¿Logrará Moyes recolocar a estos futbolistas y adaptarlos a sus pretensiones de juego o una vez mas iremos al mercado de invierno con bajas y altas en nuestro plantel de jugadores? El tiempo hasta esa fecha dará y quitara razones en este mediático e incisivo fichaje por parte del presidente realista . Esa duda que compartimos los tres la despejaremos en un tiempo no muy lejano.

Para finalizar quiero aprovechar este texto para  darle la bienvenida al míster: Welcome , ongi etorri. Sr Moyes.  Como entrenador que le acompañen los resultados y que las trampas que nos pone la competición sean favorables al equipo que entrena. Que asé sea por el bien suyo y de  nuestra querida Real Sociedad.

Ver Post >
Prioridades inmediatas para conseguir un objetivo, la permanencia
img
Alfredo Del Castillo | 14-11-2014 | 5:20| 0

Desde el punto de vista metodológico cada entrenador define, sin lugar a equivocarse, cuáles van a ser sus prioridades, es decir, si la disciplina es el punto de partida de toda su planificación o si la responsabilidad de cada uno en su afán de superación, el trabajo diario o del grupo está por encima del individual. Y además, cuáles van a ser a continuación las obligaciones siguientes. Por algo se empieza, y tanto en los aspectos físicos como en los tácticos o técnicos se establecen de la misma manera, unas preferencias, unos escalonamientos, unos principios que se consideran fundamentales . En definitiva, no es más que la puesta en práctica de un sistema, que lo mismo caracteriza el modo de cada entrenador, que lo legitima o condena ante la opinión pública.

Gaizka Garitano intenta sacar de cada futbolista el mayor rendimiento posible, tanto en las cualidades técnicas como tácticas . El primer paso hacia esa identificación con el grupo proviene de sus futbolistas. Ellos saben sí de verdad persiguen el éxito, y para conseguirlo se afianza sobre la personalidad y esfuerzo de cada uno.

Carácter, personalidad, temperamento, comportamiento y conducta rompen con frecuencia los esquemas establecidos. Esos que pronostican éxito y fracasos con un margen escaso de error, y la pura técnica es incapaz de transmitir rendimiento a los jugadores.

El futbolista del Eibar se transforma por fuerza de la necesidad, ya que la exigente competición pide lo mejor de si mismo, y además compite contra los equipos contrarios, exigiéndose a si mismo como si de él solo dependiera el resultado de su equipo. Aquí está el éxito de este equipo que ya no es la cenicienta de la liga BBVA.

El conjunto armero no se para, porque la competición es movimiento y si no estarían renunciando a competir, y de eso ellos no saben. Compiten como jabatos y van muy en serio. Son la sorpresa agradable de esta liga por su esfuerzo y competitividad. Están llamando la atención de muchos aficionados y medios de comunicación, que ven en este grupo unas cualidades y un comportamiento ejemplar. Son la envidia sana de muchos equipos de todas las categorías.

Estos son los protagonistas de un sistema de juego muy consolidado que llevan empleando desde la Segunda B: En portería Irureta, un guardameta de mucha fuerza en su tren inferior que domina el juego aéreo, además es rápido bajo palos con reflejos de felino, y espectacular en muchas facetas de juegos, eso sí, debe mejorar sus gestos cuando encaja un gol.

La línea de cuatro atrás es Bóveda, Albentosa, Raul Navas y Abraham o Lillo, los centrales son de características muy distintas: Albentosa es fuerza, contundencia e intimidación, y que dispone de un buen juego aéreo por su perfil de 1.93 cm; Raúl Navas, por su parte, es más técnico, lo que le lleva a sacar bien la pelota, sus desplazamientos son milimétricos , también domina el juego aéreo tanto el defensivo como el ofensivo. Los tres laterales son muy rápidos y de mucho recorrido, con un buen último pase.

La línea de medios en el doble pivote es el secreto de este equipo. Los ex Realistas Errasti y Dani Garcia: dos jugadores de mucho recorrido, de mucho trabajo en labores tanto defensivas como ofensivas y con un dominio de la situación y del espacio sensacional. En esta zona está el éxito de este grupo. La línea de tres son: en la derecha Capa, en el medio Arruabarrena y por el costado izquierdo Saúl Berjón. Capa es velocidad, llegada y último pase, en el que se alía con Aruabarrena, un dominador del juego aéreo, que sabe retener la pelota, y darle continuidad, además de tener ese olfato goleador, que le hace ser con cuatro goles el máximo realizador del equipo; en la izquierda Saúl Berjón: un jugador que intenta hacer superioridades por el interior, técnico en la conducción y en el pase, y con un golpeo a gol muy interesante.

En punta de ataque comenzó la temporada el canario Ángel: un delantero que necesita un tipo fuerte a su lado para que todos esos balones sueltos dentro del área de penalti los aloje en la redes contrarias, además es escurridizo e inteligente. El otro punta, lesionado en estos momentos, es el Italiano Piovaccari: un auténtico Panzer, fuerte, rocoso, potente, muy clarividente e incómodo para las defensas rivales.

Con menos minutos y más en la sombra pero también importantes son los Dani Nieto, Añibarro, Jaime, Boateng, Ekiza, Didac, Manu del Moral, Javi Lara, Lekic o Irazusta.

De momento, y la clasificación no dice lo contrario, el Eibar es el mejor equipo de Euskadi. Que se cumplan sus deseos de continuar el año próximo en la liga de las estrellas aunque ellos ya son estrellas para muchos niños eibarreses.

Ver Post >
Entrenadores con caché
img
Alfredo Del Castillo | 12-11-2014 | 5:41| 0

La Liga de las estrellas como la denominan los medios tiene una gran repercusión social y política. Es por eso que el principal objetivo de los dirigentes de las sociedades anónimas deportivas es salir en la foto o en las portadas de los medios más vendidos o simplemente como si de un jugador más se tratara firmar autógrafos a los niños y niñas como los crack futbolísticos. Son los Messi, Cristiano Ronaldo o Andrés Iniesta de turno.
Cuando se plantean contratar a un entrenador, a veces dando muchos tumbos y vaivenes en lo referente al juego que quiere desarrollar su equipo, lo que menos valoran es el la capacidad técnica y profesional para el desarrollo del trabajo. Lo que más les interesa es que tenga otras facetas externas que adornen el entorno y que tenga ese nombre y ese caché que les otorga haber estado entrenando a equipos de campanillas. Por eso entran dentro de los parámetros que los clubs se marcan, ya que se trata de entrenadores para uno de los equipo denominados ‘grandes’ y eso vende, vaya que si vende.

Estos responsables de las entidades futbolísticas prefieren contratar a entrenadores extranjeros y  ofrecerles unos emolumentos significativamente más elevados que a los de la casa o a los nacionales, considerando que esto viste muchísimo más. Acabamos de dejar atrás la jornada 11 de la Liga BBVA y  en Primera hay siete técnicos extranjeros, que suena bien y viste mejor, y trece entrenadores nacionales que se lo han currado extraordinariamente y con grandes dotes de mando y acierto en las labores de metodología de trabajo.  También es verdad que en los equipos punteros con plantillas muy superiores al resto  el Real Madrid  lo entrena Ancelotti, el Atlético de Madrid el cholo Simeone y el Valencia, Nuno. Quedan Berizzo en el Celta,  Contra en el Getafe, Moyes en la Real Sociedad y Djukic en el Córdoba Todos estos entrenadores tienen plantillas de menor rango que los tres primeros mencionados y en algún caso su equipo ocupa puesto de descenso de categoría. Muy bien dicho, el fútbol de los futbolistas.

Todos conocemos las dos caras del fútbol. Primero la de los abrazos o elogios y los factores internos, el fútbol real, el entrenamiento, el juego y el desarrollo deportivo de la cruda realidad -la competición-.  Segundo la cara de los factores externos que están relacionados con la transcendencia social y económica que este deporte implica. El entrenador es el único responsable de esta cara interna del fútbol, ya que debe dirigir a una plantilla de jugadores y al grupo de colaboradores que diariamente están comprometidos e implicados en la metodología de trabajo grupal con el fin de sacar un rendimiento optimo a sus principales protagonistas, los propios futbolistas.
Ahora es fundamental que los futbolistas deban de poner en juego su inteligencia y, sobre todo, su voluntad. Resulta imprescindible que el entrenador los sepa estimular y revitalizar continuamente, y para esto ha de ser un verdadero líder del grupo. Este liderazgo se asienta en la autoridad que el entrenador ejerza e imponga a sus discípulos.

Esto es tan viejo como el fútbol. Cuando un equipo no funciona y no saca los resultados esperados por el Consejo de Administración la primera decisión que se toma para tratar de enderezar el rumbo y conseguir los objetivos trazados es despedir o relevar de su cargo al entrenador y a sus colaboradores. Ahora viene la gran pregunta que debemos de hacernos y es, ¿SIRVE DE ALGO CAMBIAR AL ENTRENADOR?

Según diversos estudios, los buenos equipos con resultados deportivos mediocres o malos, y en donde el cambio de entrenador podría parecer más que justificado, relevar al técnico, comporta que estadísticamente el desempeño del equipo empeore respecto a otros equipos equiparables que han mantenido a su entrenador. Para los clubs que se pueden considerar deportivamente flojos y que suelen tener malos resultados el cambio de entrenador ni mejora ni empeora la situación deportiva.

Asi que, resumiendo, el cambiar de entrenador te va a costar una pequeña fortuna, pero el cambio ,al menos estadísticamente, a medio plazo no tiende a mejorar el rendimiento deportivo de los equipos modestos, y en los equipos llamados grandes lo mas probable es que empeore el rendimiento del equipo.

Es muy habitual en el fútbol actual que a pesar de la evidencia, parece que en este mundo del balompié se ha impuesto la tesis contraria. Si algo va mal antes de plantearse cambiar otras cosas, al primero que hay que cortar la cabeza es al entrenador.

Ver Post >
Radiografía del inicio de la temporada
img
Alfredo Del Castillo | 12-11-2014 | 3:36| 0

La temporada 13-14 terminó con una Real Sociedad que venía de competir en la Liga de Campeones, Copa del Rey y Liga regular, y con el run run en el oído de que el equipo de los últimos 39 puntos posibles, que son 13 partidos solo fue capaz de sacar 16. Se dijo que había equipo para estar en Champions, pero se quedo en una digna séptima plaza que daba acceso a una previa de para la Europa League, que resultó un tremendo palo tras no superarla.
Pero antes de esta eliminación, tenemos un final de Liga muy irregular, la sorpresa de la marcha de Claudio Bravo al Barcelona y la más que posible marcha de Antoine Griezmann. El francés tocaba continuamente la puerta buscando una salida, una puerta que tocó Illarramendi con anterioridad y que se le abrió de par en par al Real Madrid de Florentino, como el sustituto de Xabi Alonso (si es así, los que le firmaron no le conocían).
Con estas dos bajas muy importantes, la Dirección Deportiva y los tres entrenadores, Jagoba Arrasate, Alkiza y Lumbrera, activan su base de datos para estructurar un equipo competitivo y con el objetivo de volver a Europa. Con el objetivo de reforzar el equipo con la intención de que se noten lo menos posibles esas dos ausencias, la Real Sociedad incorpora al portero Rulli, al lateral zurdo Yuri, al medio canalizador y organizador Granero y al delantero goleador Finnbogason, que viene de hace los 20 goles de Griezmann. Además, el club puso, con gran acierto, todo sobre la mesa para que un jugador referente y fantástico como Carlos Vela se quedara. También se fichó al central zurdo Raúl Navas, que se quedó en el Eibar como cedido, más las cesiones de Cadamuro a Osasuna y Marcos Sangalli al Alavés. Todavía quedaba en el Sanse Pablo Hervías por lo que pudiera ocurrir.
Pero amigos, comienza a rodar el balón y el primer varapalo fue la derrota en Ipurua, Caemos en cuantas trampas va a poner el Eibar en ese campo. Y también nos echa de Europa el FC Krasnodar, un desconocido. El ‘run run’ ya no es dos veces es ‘run run run run run’; y el equipo, en vez de reaccionar, se deja ir y en la jornada 10 de treinta puntos posibles únicamente sacamos seis; y cuando esto ocurre en fútbol, el mister y sus ayudantes relevados.
Analicemos la situación: Rulli, el portero firmado para un puesto de mucha responsabilidad, ya que es un especialista y el que se fue dejó el listón muy alto, llegó tarde y tiene la mala fortuna de caer lesionado. En su lugar, debe jugar un portero sin minutos en partidos de competición, que es muy muy bueno bajo palos, muy valiente en los duelos y rapidísimo en acciones de reflejos y colocación. No obstante, en el juego aéreo y con los pies, le falta eso que a todo portero con minutos va cogiendo, que no es otra cosa que jugar todos los domingos y coger confianza en tus posibilidades y acoplarte a los que juegan por delante de ti, en la línea de cuatro en zona. Los tres entrenadores buscan una salida de pelota limpia y con calidad y recolocan a Elustondo en el puesto de central derecho, por lo que el run run sigue latiendo, ya que es un jugador que casi siempre jugó de pivote defensivo y no tiene el hábito de jugar en una zona de riesgo, donde hay que tener una corpulencia, ímpetu y mucha garra. Esta decisión deja con muchas dudas a los centrales derechos del equipo Mikel Gonzalez y Ansotegi, ya que ven como un jugador que siempre ha jugado de medio centro defensivo les quita su puesto. Mal rollo, no. El otro central indiscutible es Iñigo Martinez, aunque en estos diez partidos no ha sido el Iñigo que todos conocemos. El lateral más titular es De la Bella, que también está lesionado, y su lugar lo ha ocupado Yuri, que ha cumplido en el puesto sin ser tampoco el Yuri que yo vi en el Eibar el año anterior. En el lateral derecho, casi todos los minutos son para Zaldua; 805 minutos. Carlos Martínez y Dani Estrada cuentan muy poco; bueno, Dani nada no ha jugado ni un minuto en Liga y lo peor es que ni ha sido convocado.
En el medio campo, los tres entrenadores, más la Dirección Deportiva al unísono, según le he oído al presidente, se firman jugadores de un mismo perfil técnico: jugones, con mucha continuidad en el juego, con la idea de realizar un juego de mucha posesión, y con un ataque más elaborados que de juego de repliegue y contraataque o de juego más directo, intentando llegar lo más rápido a portería rival. Éstos son Granero y Canales. A ellos se unen los que tenemos, dos medios defensivos como Markel y Gaztañaga; por un costado Zurutuza y Pardo; y con Prieto más metido por adentro que por fuera. Todos ellos de unas mismas características y polivalentes en banda, como en juego interior, pero muchos cromos repetidos. Se comienza a jugar en rombo y como lo empleado no funcionaba se opta por dos medios centros, un medio punta, un único pivote y dos medios puntas a pasillos interiores. Una idea que casi nunca ha funcionado.
Por los costados andamos muy justos. En banda derecha, Carlos Vela, a años luz del que nos maravilló a todos, ha notado muchísimo la ausencia de su mosquetero Griezmann, y se le ha unido el tema de la fascitis plantar. También en ese costado puede jugar Prieto; aunque como no funcionaba se ha buscado el revulsivo de Hervías en los últimos tres partido, y en Córdoba se quedó en el banquillo. Por el otro costado, un intermitente Chory, en el que se cree poco por su falta de ritmo de competición, por lo que se ha colocado en esta posición a Canales, más en labores de superioridades, pero está muy por debajo de sus verdaderas posibilidades.
Y ahora llegamos a los que en el futbol se compran y se pagan bien, porque en la zona que juegan son jugadores que hacen muchos goles y el gol se compra, expresión muy muy futbolera. Tenemos a Agirretxe, que es un gran futbolista, pero que nunca ha destacado por ser un goleador de muchos goles. Es un futbolista técnico y táctico, pero nunca fue un delantero de 20 goles en el fútbol profesional. Los tres entrenadores y la Dirección Deportiva firman a Finnbogason, que también se lesiona en un hombro y pierde enteros y competición. De momento, lo que hemos visto en su rol, en seis partidos y 212 minutos, no ha metido un gol. De momento, calidad-precio, muy insuficiente.
En las 10 jornadas iniciales, los futbolistas que más minutos han jugado son Zubikarai, Zaldua, Elustondo, Iñigo, De la Bella, Markel, Granero, Canales, Prieto, Aguirretxe y Vela.
Resumiendo, en esta planificación y estructuración de la plantilla, se ha equivocado la Dirección Deportiva, la Secretaría Técnica, los entrenadores Jagoba, Lumbreras y Alkiza. Estos últimos han sido relevados de sus cargos. Solo los tres entrenadores por los malos resultados deportivos, mientras que los demás componentes de esta situación han quedado libres de culpa. Otra trampa que nos tendido esta cruel y real competición de fútbol.

Ver Post >

Otros Blogs de Autor