Diario Vasco
img
Autor: Gazteluko
Jugar a entrenador
img
Alfredo Del Castillo | 09-10-2016 | 6:13| 0

Jugar a entrenador es lo que más nos gusta a todos. Siempre estamos debatiendo quiénes y dónde deben de jugar cada futbolista de nuestro equipo o qué sistema de juego debe de emplear nuestro míster. Incluso llegamos más lejos en nuestra osadía, es decir, opinamos si debemos presionar más arriba o si es mejor atrincherarnos en nuestro campo y dejarle el balón al equipo rival para que después de perdida del contrario o robo de nuestros futbolistas salir al contraataque. Todo esto desde que el juez del partido toca el pitido inicial de la temporada que comienza.

En el fútbol profesional de hoy hay muchos intereses. Eso lo sabemos todos, pero también que cada país tiene sus reglas y normas y que cada club posee su capacidad económica y su filosofía bien sea de cantera o de cantera y fichajes o sólo de fichajes estrellas o de un intermedio de fichajes y de dar oportunidades a los futbolistas emergentes desde los equipos filiales o equipos dependientes. Además, cada dirigente tiene su manera y forma de organizar el club. Hasta aquí todos de acuerdo. Pero amigos, no hay una formula mágica que nos asegure el éxito, ni siquiera teniendo mucho dinero en nuestras arcas. También me pueden decir que tenemos la opción de confeccionar un plantel cargado de jugadores emergentes y muy potenciales que lleguen cedidos al más puro estilo Rayo  Vallecano con Felipe Miñambres. Como ven hay muchas posibilidades.

En nuestra Real Sociedad la dirección deportiva, a la que ahora hay que añadir el Director de fútbol, los integrantes del consejo en lo deportivo y el Presidente con la voz y voto del entrenador que en ese momento entrena al equipo confeccionan la plantilla para competir por un objetivo y con garantías de éxito para la temporada venidera. Pero ahora llega la pregunta del millón: ¿Qué tipo de plantilla queremos? ¿Jugadores libres? ¿Mercado nacional? ¿Mercado extranjero? ¿Futbolistas jóvenes? ¿Veteranos? ¿De un fondo de inversiones en sus diferentes modalidades? ¿Nos pondríamos nerviosos y nos temblarían las piernas si tuviéramos que fichar con dinero contante y sonante y no de boquilla con el añadido que si esto no sale bien el cargo estaría en peligro en el caso de no acertar, ya que decepcionaríamos a miles de aficionados que están detrás de nuestro equipo? En el rótulo está la plantilla que hemos confeccionado para este curso con los jugadores foráneos y los futbolistas en régimen de cesion a otros equipos.

Los jugadores de la Real Sociedad se ejercitan en Zubieta. Eusebio tiene dónde elegir. / LUSA

Alcanzada la jornada 7 de esta Liga Santander y después del varápalo de Eibar y buenos partidos ante Villarreal, Las Palmas -con 10 futbolistas- y el Betis de Poyet , parece que el míster de La Seca, Eusebio Sacristán, ya tiene su once: Rulli en portería; línea de cuatro atrás con Zaldua, Navas, IñigoYuri; pivote defensivo, Illarra, dos medios puntas por delante con Prieto y Zurutuza; por afuera y al lado derecho Vela; izquierda,  Oyarzabal y como punta referencial Willian José.  Si todo esto es muy claro como parece, momentáneamente, a día de hoy los fichajes llamados a marcar diferencias -que son once  jugadores no juegan- regularmente: Héctor, Granero, Canales, Juanmi y David Concha, los cedidos De la Bella y Babic -con pocos minutos en Reus- y los porteros suplentes Toño y Bardají.  Sí son titulares en estos momentos Rulli, Navas, Vela y Willian José. En la línea de cuatro Mikel, Aritz, Héctor y Carlos  a esperar su oportunidad; en el medio centro defensivo ocurre lo mismo con Gazta, Markel y Pardo,   al igual que con Granero y Canales entre los canalizadores. En los costados también deben esperar , David Concha y Juanmi, mientras que Agirretxe se recupera de su lesión. Amigos, hemos confeccionado una plantilla en condiciones a nuestra filosofía dentro de todos los parámetros reseñados en este articulo. El algodón no engaña. Opinen ustedes mismos.

Ver Post >
Sufrir más de la cuenta
img
Alfredo Del Castillo | 05-10-2016 | 2:38| 0

La Real Sociedad realizó un partido como para no pasar los apuros que se pasaron al final ante un Real Betis Balompié muy inferior en todo el encuentro a la escuadra donostiarra. El equipo blanquiazúl no lograba los diez puntos que tenemos en las siete primeras jornadas de una Liga en primera división desde la temporada 2005,  con Amorrortu como entrenador del equipo txuri urdin.

La Real derrotó a los de Poyet de forma justa porque el partido de los verdiblancos fue muy escaso y con el añadido de que en la zona ancha del campo ninguno de sus tres centrocampistas –Petros, Felipe y Ceballos– pudieron con Prieto, Illarra y Zurutuza, que camparon a sus anchas y fueron infinitamente superiores en la organización y canalización del juego ofensivo realista. El míster del conjunto andaluz mando un mensaje claro en la rueda de prensa antes de viajar a Donosti en donde venia a decir que tenían que “generar más fútbol” y creo que por ese motivo salió con Petros, Felipe Gutiérrez y Dani Ceballos en zona ancha por afuera con Joaquín en una banda y Rubén Castro -fuera de sitio-en la otra y como único atacante Alex Alegría. Pero amigos, la apuesta le salió rana ya que Dani Ceballos no fijo defensivamente a Illarra y Petros y Felipe tampoco pudieron defensivamente con Zurutuza y un gran Xabi Prieto en plan maestro, dando clases de fútbol y de pausa y de tiempos. Los blanquiazules circulaban el balón con relativa facilidad y los béticos corrían como pollos sin cabeza detrás de los rivales, siempre a destiempo y muy tarde, si de dominar la pelota y llevar el control del juego se trataba .

Oyarzabal tiene mucha culpa de todo lo ocurrido en el primer acto. Con su calidad y visión de juego brutal es un verdadera gozada verle jugar a fútbol. Un niño que va camino de ser un grande. Aunque lo verdaderamente curioso del balance de la primera parte de partido es que creó más ocasiones de gol el Betis, ya que la Real abusó de tocar y tocar con la batuta de Zurutuza, Prieto e Illarra. El mayor peligro llegaba en centros desde los dos costados que Willian José remató y obligó a emplearse a fondo al portero Adán con dos verdaderos paradones en los minutos trece y treinta y siete. Por parte sevillana hubo tres claras oportunidades de gol: primero en los pies del canarión Rubén Castro en un duelo que ganó Rulli; después  en un extraordinario remate a media vuelta de Alex Alegría en el que Rulli voló al palo derecho abajo para desviar a córner y más tarde otro remate de cabeza otra vez de Rubén Castro que se fue alto. Además hubo una falta a borde de área lanzada por Joaquín que lamió un poste.

Rulli sale a los pies de Rubén Castro para hacerse con el balón. /EFE

Después de pasar por los vestuarios, el míster uruguayo dejó en el vestuarios a un desacertado Felipe y metió a Brasanac, aunque lo más notorio y fatal fue cambiar a dos futbolistas intimidadores y resolutivos como son Joaquín y Ruben Castro por Musonda y Nahuel. A partir de ese momento, fue más acentuado el control del juego y del balón por parte de los jugadores entrenados por Eusebio Sacristán hasta conseguir el gol de un triunfo merecido: un pase filtrado de Oyarzabal, que ante la pasividad del canario Bruno y el lateral Piccini, empujó un extraordinario Carlitos Vela para alojarlo en las redes béticas. La reacción del cuadro andaluz fue muy leve y los locales se sintieron más seguros al ir por delante en el marcador. Pero amigos, el rival seguía vivo y jugadores como Illarra, Zuru, Zaldua no podían con sus piernas y los cambios en gestión de partido no llegaron hasta el minuto 88 (Mikel) y 89 (Juanmi). En definitiva, se sufrió más de la cuenta y se pasaron unos apuros innecesarios en un encuentro en el que la Real Sociedad fue muy superior a un Betis que defraudó en Anoeta y encajó la tercera derrota de la temporada 16-17 de la Liga Santander.

 

Ver Post >
Un equipo XXXXXL
img
Alfredo Del Castillo | 04-10-2016 | 10:01| 0

Los jugadores del Eibar celebran su empate ante el Real Madrid en el partido de la séptima jornada de liga en Primera División disputado en el estadio Santiago Bernabéu. EFE

La S.D. Eibar con su rigor táctico y con su orden milimétrico durante 94 minutos sobre el verde del templo del Bernabéu ha propiciado la primera crisis del equipo merengue, ya que los de Zidane llevan tres empates consecutivos en la Liga Santander (Villarreal, Las Palmas y Eibar) y uno en Champions (Borussia de Dortmund). Después de estos resultados el Real Madrid pierde el liderato, pero lo más preocupante es que es un equipo sin un estilo de juego y sus individualidades han venido a menos. Ante el Eibar sólo Bale por el costado derecho creó peligro ante el portal de Asier Riesgo. ¿Los demás? Benzema ‘el gato’, muy gris, muy frío y muy malo en movimientos de anticipación ante la defensa rival, con el trote borriquero de Isco y el teatro de películas de un Morata que estaba más en el suelo que de pie y con unas carreras más para la galería que para el equipo a presionar la salida de pelota del consentido y divo Cristiano Ronaldo, negado de cara al arco rival. Son las imágenes que enfurecen a la parroquia del Bernabéu, mucho más que el empate conseguido con todo merecimiento por un Equipo con mayúsculas es decir un equipo XXXXXL.

Los méritos del conjunto de Mendilibar no se pueden cuestionar, ya que justifican con creces como un equipo con un entramado táctico y un rigor fantástico además del orden de todos sus futbolistas sobre la alfombra verde de este templo y que dispararon entre los tres palos los mismos tiros que el conjunto local. El reparto de la famosa posesión fue del 60% contra el 40% y las sensaciones que dejaron los entrenados por el técnico francés fueron muy malas por culpa de un extraordinario equipo armero.

José Luis Mendilibar no es un míster mediático ni un entrenador top, pero sí un técnico como la copa de un pino que prepara los partidos con rigor, eficacia y con grandes dosis de agresividad en todos sus jugadores a los cuales los hace rendir al ciento cuarenta por cien en estos grandes campos de la greografía ibérica. Este Eibar me recuerda aquel de Xabi Alonso y del canarión Silva, dos futbolistas de lujo al frente del equipo. Sí, primero el equipo, el conjunto, y después aporto mi calidad individual para hacer mucho mejor al equipo.

La pelea y el trabajo al mando de la zona ancha del campo fue de mucho equilibrio, ya que las parejas KrossRico, EscalanteKovacic, Dani GarcíaIsco ninguno de ellos fue superior al otro. El Eibar jamás perdió la compostura ni el sitio a pesar de la velocidad por el costado derecho de Bale o los caracoleos de Cristiano por el costado izquierdo en donde lo tapaba Capa con altibajos. Allí apareció la mano de Mendilibar, que leyó muy bien el partido y con los cambios en momentos cruciales y con la seguridad y entereza de su equipo le hicieron acreedor de un gran premio, que no es otro sino conseguir su primer punto en el Estadio Santiago Bernabéu.

En este encuentro de fútbol quedo muy claro que el problema de este Madrid tiene más que ver con lo colectivo que con lo individual y las bajas de Casilla, Ramos, Marcelo, Casemiro, Modric, no pueden servir de excusa, ya que vimos a un equipo merengue que tiene muchísimos problemas en donde el fútbol es caro, es decir, en las dos áreas. En la suya defiende muy mal y en la contraria ha perdido por completo su eficacia cara a gol y su presencia en estos últimos quince metros, ante un rival super motivado que fue una roca, muy hermético y batallador como nadie y que jamás perdió la compostura sobre el terreno de juego llevándose un punto de oro merecidísimamente de un campo, muy pero que muy difícil de sumar.

Ver Post >
A vueltas con el sistema
img
Alfredo Del Castillo | 27-09-2016 | 12:57| 0

El sistema 1-4-1-4-1 o el 1-41-41, como lo llaman en mis queridas Islas Canarias, nos permite a los entrenadores acumular tantos futbolistas en la faceta ofensiva como en la faceta defensiva. Eso está muy clarito, pero amigos, también estarán conmigo en que si un equipo está partido y pierde el sitio mi mediocentro defensivo… no existe el famoso equilibrio. Y así, mal vamos.

Este sistema táctico nos da la posibilidad de disponer de un delantero centro referencial y dos extremos u hombres que juegan por fuera más dos medios de características ofensivas y bien dotados técnicamente. Los dos extremos pueden ser puros teniendo la capacidad y la consigna de buscar las espaldas de la defensa rival o también el mano a mano en las dos bandas. En estos dos puestos pueden jugar dos jugadores mas técnicos con la idea de buscar superioridades por dentro y dejar los espacios de fuera para las llegadas por sorpresa de los dos laterales de su propio equipo, aunque también nos damos cuenta de que con estos dos medios puntas en pasillos interiores se crean muchos triángulos con el punta referencial para ocasionarles muchos problemas a la defensos adversarios. Es muy importante el trabajo de los dos medios puntas a la hora de filtrar pases a pasillos interiores o duelos individuales en esos pasillos de máxima seguridad defensiva.

También puedes construir un trío de centrocampistas donde su mayor virtud sea que sean jugadores muy seguros y hábiles en el pase (vamos: esos llamados jugones). En la faceta defensiva es importante regresar con el mayor número de jugadores para defender la portería donde el futbolista que juegue de medio centro defensivo debe jugar desde la posición y se convierta en fundamental en este entramado defensivo. Sí, amigos, sí, jugando desde la posición y no siendo un futbolista andador y un futbolista que pierda con frecuencia la parcela central para preocupación de los dos centrales, el trabajo en equipo en la recuperación del balón es muy importante, lo de la unión hace la fuerza o recuperamos en manadas.

El míster de la Seca juega con este entramado táctico: en portería Rulli, en baja forma pero en lo que hay detrás no se confía y están más por si se lesiona que por disputar el puesto (Toño, lesionado y Bardají); en la línea de cuatro defensores están Zaldua, muy fijo en el lateral derecho, y por distintos motivos Carlos Martínez y Aritz Elustondo jugando en ese lugar; el central derecho es Mikel González, que le penalizó el partido de Villarreal. Después lo ocupó Navas en Anoeta contra Las Palmas y en Ipurua contra el Eibar; en el central zurdo, indiscutible es Iñigo Martínez; y el lateral zurdo es de Yuri, que por lesión ha dejado el sitio a un muy verde de momento Héctor; en el pivote defensivo, el míster apuesta por un futbolista andador, dinámico, recuperador, pasador, de mucho recorrido y trabajo: Asier Illarramendi, que ha jugado en esa posición en los últimos cinco partidos, ya que ante el Real Madrid en Anoeta jugó con Markel Bergara. Esta es la asignatura pendiente de Eusebio, en mi opinión, ya que juega con un jugador fuera de lugar que pierde el sitio dejando muchos desequilibrios y cuyo rendimiento por delante es muy superior. Con esta decisión, de un plumazo se devalúan en plantilla Pardo, Markel y Gaztañaga, los cuales son jugadores mas específicos de ese fundamental puesto; por delante, en el lado derecho, han jugado Markel, Oyarzabal, Pardo, Illarra, Prieto…; por la izquierda el fijo es Zurutuza; en el extremo derecho ha jugado con Vela, Oyarzabal, Prieto, Juanmi…; en punta o como atacante referencial o más dinámico han jugado Willian José, Juanmi y Oyarzabal de falso nueve al mas puro estilo Guardiola con Messi. Y en el costado izquierdo o extremo de ese lado: Oyarzabal, David Concha y Juanmi.

Como podemos ver, mucho ruido y pocas nueces, ya que estamos sin un equipo tipo y sin un estilo de juego definido, porque hoy hablamos de continuidad en el juego y posesión, y mañana de repliegue y contra. Y estos vaivenes al futbolista le generan muchísimas dudas y no saben a lo que jugamos ni el menú que toca hoy…

A Eusebio se le trajo para un estilo muy definido de juego y para dar continuidad al decálogo Montanier y Arrasate, que no sacó resultados un curso y se trajo a un míster top como Moyes, que tampoco cuajó.Míster, si su estilo de juego es salida de pelota limpia, continuidad en el juego, muchos pases hasta llegar a portería, juego elaborado hasta que aparezca la ocasión, subidas por sorpresa de los laterales, filtrar pases a pasillos interiores, paredes con los de adelante, juego del famoso tiki-taka… muera con su idea y con su ADN de estilo de juego. Pero en mi opinión, solo le falta colocar a cada jugador en el sitio o lugar que más rendimiento den. Esta es su asignatura pendiente, y por si le vale le doy una idea: juegue con Pardo de pivote, por delante Illarra y Oyarzabal a la izquierda; Zurutuza metido para dejar sitio a Yuri, en la derecha con Vela y arriba del todo con Willian José. Y si quiere le da descanso un día a Illarra y en ese lugar coloca a un gran futbolista y pelotero curtido en mil batallas que respira fútbol por sus poros: Xabi Prieto. Y dele continuidad a la idea y verá cómo la afición se lo agradece, ya que en Anoeta con poca cosa el público esta vibrando con su equipo. Mimbres tiene. 25 más el Sanse y los que están cedidos: Babic, Capilla, Oyarzun, De la Bella… que lo puede traer en mercado de invierno.

Perdone mi atrevimiento, pero esta vida es también para los atrevidos que opinamos de este apasionante mundo del fútbol. ¡Ah!Se me olvidaba. El Eibar, en el costado derecho es muy profundo con Capa y Pedro León, que fue una autopista para Juanmi y Héctor. Dichosos informes. Tendré que hacerle más caso a mis colaboradores.

Ver Post >
Maldito Ipurua, tres derrotas de tres
img
Alfredo Del Castillo | 25-09-2016 | 7:19| 0

Ipurua es un campo maldito. De dos partidos que la Real Sociedad ha jugado en el estadio eibarrés, ninguno se saldado con victoria para el conjunto txuri urdin. la Pero el equipo que adiestra el técnico Eusebio Sacristan quería que a la tercera fuera la vencida, romper con el maleficio y vencer a la S.D. Eibar en su feudo. Motivos no les faltaban a los donostiarras, después del buen juego desplegado en el Madrigal ante el Villarreal y el triunfo del miércoles ante un equipo revelación como lo son los canariones de Las Palmas. El sábado se presentó una nueva oportunidad para sumar la segunda victoria seguida en esta temporada 16-17. Antes del encuentro ambos equipos sumaban los mismos puntos, es decir 7, con dos partidos ganados, uno empatado y dos derrotas. La Real con ocho goles a favor y siete en contra y el Eibar con seis a favor y seis en contra. Uno en el puesto octavo y el otro en el puesto noveno. Igualdad absoluta y espadas en todo lo alto para un fantástico partido de fútbol en un horario raro raro raro.

Una vez colocados los peones en el cespedpudimos ver que el medio centro defensivo de la Real sigue siendo Illarra, y los dos medios puntas organizadores y llegadores que van como tiros sobre los dos medios del equipo armero cuando no tienen el balón son Markel y Zurutuza. Más adelante, Vela ocupa la derecha, Juanmi la izquierda y como punta referencial está Willian Jose.

Veo un equipo de velocidad por afuera para jugar a repliegue y en contra, pero también me doy cuenta que el tipo y características de los jugadores no responde al juego que, con tanta pasión y certeza, quiere desarrollar el mister. Y cuando esto ocurre traicionas a tu filosofía y a tu estilo, y así fue este encuentro. Con el añadido de que con la expulsión de Aritz en el minuto 23, el partido resultó ser un coser y cantar para los pupilos de Mendilibar. Los jugadores del Eibar fueron muy superiores y justos vencedores de este envite. 

La jugada y acción que marca el devenir del partido tiene lugar en el minuto 23, cuando un remate de cabeza da en la mano de Aritz, el cual evita que el balón se aloje en las redes visitantes. Reglas de juego: penalti y expulsión. Pero el lanzamiento del medio derecho eibarrés Pedro Leon se fue al limbo y lo sacó de la nueva grada a la calle. Pero nos quedamos con 10 jugando Markel, el chico para todo, de lateral derecho hasta el descanso que acabó con el mismo resultado de inicio: empate a cero.

En el segundo acto y con el cambio de Zaldua por Zurutuza el sistema fue el mismo, es decir, dos líneas de cuatro y un punta arriba del todo: Rulli, Zaldua, Navas, Iñigo, Héctor, Vela, Markel, Illarra, Juanmi y Wilian José. Con una Real atrincherada en su propio campo y un Eibar con ritmo y deseos de hacer un gol, el conjunto armero accedió a la portería de Rulli con un pase atrás de Escalante, que encontró pasillo por fuera. Lo desvía Illarra y lo cuela en su propia portería. Por cierto, señor colegiado Sánchez Martínez, antes de hacer el acta mire quién marcó en propia puerta, fue Illarra y no Iñigo Martinez.

Los de Ipurua encarrilaban el encuentro y la Real Sociedad no parecía que pudiera darle la vuelta. Y llegó la estocada en el minuto 66 con siete realistas dentro de su propia área más el portero. Bebé, ante la pasividad de Vela, sacó un zambombazo que se coló junto al poste izquierdo de Rulli. Era el dos cero. Pudieron ser más goles si llega a entrar el tiro al poste de Sergi Enrich y los dos mano a mano del Lagunero y canario Nano. Aunque también eligió mal en la ultima contra Pedro León, que no tuvo su día ya que a su izquierda estaba mejor colocado Sergi Enrich pero no le pasó el balón a él sino al fallón Nano, situado en el costado derecho en un tres contra uno.

En esos momentos el partido era un verdadero sufrimiento para los pupilos de Eusebio ya que nunca se encontraron a gusto en el césped, ni con el sistema empleado, ni con la colocación de los jugadores, ni con los cambios realizados, ni con nada de nada. Por el lado contrario, en esos momentos en un encuentro muy abierto y de ida y vuelta, fue una fantástica fiesta para los aficionados que subieron a Ipurua, viendo cómo su equipo a la contra pudo golear a su rival Guipuzcoano.

Semana dura en las oficinas de Zubieta antes de que llegue el Betis. Así es el fútbol profesional, ese que quieren sus dirigentes Televisiones y horarios de locurita. Más pronto que tarde conseguirán alejar a los aficionados de los estadios de fútbol. Si no corrigen y ponen remedio este fútbol no tiene futuro.

Ver Post >

Otros Blogs de Autor