Diario Vasco
img
Categoría: SD Eibar
La Real Sociedad despachó a un frágil Eibar en defensa en 48 minutos

Oyarzabal (d) , lucha un balón con Sarriegi (i), durante el derbi en Anoeta. (EFE/Juan Herrero).

Mikel Oyarzabal (d) , lucha un balón con Sarriegi (i) , durante el derbi en Anoeta. EFE/Juan Herrero.

La ansiedad y las necesidades comienzan a pesar como una gran loza en la S. D. Eibar porque, con tres derrotas consecutivas ante Barça, Celta y Villarreal, dos empates ante Deportivo y Levante y una derrota ante el Real Madrid, demuestran que son seis jornadas sin ganar y ante este panorama y con bajas muy importantes como la de Escalante, Ramis y Dani García florecen las urgencias en el derbi guipuzcoano. Su rival, la Real Sociedad, los recibe con el subidón de haber ganado en la Europa Legue al Vardar con suma facilidad, pero desde el corazón de Zubieta los jugadores realistas saben que en un derbri hay que salir con las orejas altas y muy centrados ya que el rival de turno es siempre muy incomodo compitiendo en estos encuentros ya que ese plus de motivación y deseos lo tienen muy marcado.

Comenzó el partido con un Eibar muy bien colocado sobre el verde. En el aspecto táctico, con un sistema de juego 1-3-4-1-2, maniató a la Real con una presión muy alta a la salida de inicio de balón ya que Sergi Enrich y Kike acosaban e impedían que tanto Llorente como Iñigo salieran jugando limpiamente el balón. Más atrás el japonés Inui se colocaba de tapón sobre un Illarramendi sorprendido con el marcaje de este futbolista. Este aspecto defensivo descolocaba a los jugadores de la Real que se sentían muy incómodos y no podían realizar el juego de posesión y continuidad que ellos tienen muy entrenado. Todo este escenario podía haber sido más efectivo para los armeros si, en el minuto cuatro Kike hubiese acertado ese zurdazo a boca jarro ante Rulli. Pero le faltó efectividad y la rechazó el arquero argentino. Lo tenía muy claro el conjunto eibarrés e intentaban una y otra vez buscar las espaldas de la línea de cuatro con cambios de orientación a las espaldas de Odriozola y de Kevin con las caídas de los dos puntas, Sergi y Kike, mas las incorporaciones de los dos potentes carrileros, Kapa y Cote. En el minuto once una desafortunada pérdida de balón de Llorente, con Rulli muy descolocado, el Eibar estuvo a punto de marcar pero no fue así y en una jugada por el costado derecho entre Januzaj y Odriozola, Willian José remata un centro milimétrico y coloca el primer gol en el casillero realista.

Siguió el conjunto visitante con las mismas intenciones y entre el minuto veinte y el veintidos acorrala a la Real en su área con tres saques de esquina seguidos. Pero después en un regalo de Lombán, el belga Januzaj, a puerta vacía erró y mando fuera el balón con el portero superado. En esos momentos se ve el peor Eibar en muchísimo tiempo; defendiendo tan frágil, tan lamentable, tan mal, que volvió a marcar la Real en un córner.

Salen unos, entran otros y en un descontrol brutal, Prieto sirve un pase en boca de gol que Junuzaj, desde el suelo y a la segunda jugada, aloja el balón en las redes armeras. Todos se preguntaban que fue del Eibar rocoso e impenetrable. También pudo marcar Illarra en un caño fantástico y un duelo con Dimitrovic que rechazó a córner el guardameta. La defensa hacia aguas por todos los sitios y gracias a que solo fueron dos goles.

No mejoró el equipo armero con el inicio del segundo acto y la Real con dos pinceladas fantásticas Mikel Oyarzabal se planta solo ante el meta Dimitrovic y de sutil golpeo con el interior de su pie zurdo pone el tres a cero en el electrónico. El equipo de Eusebio despachaba el partido en cuarenta y ocho minutos, pero cuando peor se estaba poniendo todo los armeros con un pundonor y un amor propio fantástico se vinieron arriba. Los txuri urdines se sentían ganadores. Gran error ya que después sufrió tontamente, porque marcó Joel Jordán y el partido aún no había concluido. Después, Inui puso en aprietos a Rulli, pero los blanquiazules se volvieron a rearmar y supieron cerrar un encuentro en el tramo final sin sobresalto alguno y si asegurando tres puntos muy importantes que los deja con 17 puntos a las puertas de los puestos de premio igualados con el Betis y el Leganés. Ganó muy merecidamente la Real Sociedad ante el peor Eibar que recuerdo defensivamente, gran sorpresa pero muy real en mi opinión.

Ver Post >
Porteros que ganan partidos

Ipurua es un campo de fútbol que tiene confundidos a muchos aficionados. Comentan que es muy estrecho, que es muy pequeño, pero nada más lejos de la realidad es un campo de buenas dimensiones y con un césped muy bien cuidado. Lo llaman la bombonera y su equipo, la S.D. Eibar, va camino de la cuarta temporada en la primera división antigua que ahora denominan la Liga Santander. Los aficionados armeros se conocen de memoria los escalones que han de subir peldaño a peldaño hasta llegar al campo de fútbol para ver al equipo de sus amores y cada quince días disfrutan de lo lindo ya que su equipo juega otra jornada más un partido en la mejor liga del mundo. Ayer casi seis mil personas abarrotaron las gradas en un derbi ante el Athletic jugado de poder a poder y que se llevó el equipo que tuvo más oficio y marcó el único gol del partido.

Comenzó el encuentro con un Eibar muy enchufado que con una presión alta y una defensa adelantada acorraló a los del Cuco Ziganda en su propia área, pero poco a poco los leones, con un equipo sobre el verde de muy buen perfil físico y muy bien confeccionado para este tipo de encuentros, se sacudieron esa presión y se fue equilibrando el partido. Se vio a las claras que su desarrollo sería de muchos duelos individuales, muchas entradas al límite de la ley, muchas faltas, muchas paradas en el juego, un ritmo alto en donde se piensa poco. No hay pausa y sí muchas pérdidas de balón lo que hace que el desgaste físico sea mayor. Las galopadas de Capa por el costado derecho eran una amenaza continua para la defensa bilbaína, también es verdad que mientras ocurría todo lo contado en el minuto 38 de juego en una anticipación de Núñez ante un medio adversario saca un pelotazo al costado derecho de donde salía Willian pero también salía muy lento Ramis que habilita al extremo y este de un perfecto centro de rosca lo coloca en la cabeza de Aduriz que entra como un obús y a bocajarro con la testa aloja con potencia el balón en la portería del buen arquero Dimitrovic. Se ponía el encuentro en donde querían los visitantes, pero los entrenados por Mendilibar no se vinieron abajo sino todo lo contrario ya que con su juego habitual de jugar por fuera para meter los centros al corazón del área para dos delanteros puros como lo son Kike García y Charles se encontraron con un gran portero que, con sus intervenciones abortó todo el peligro generado por los atacantes armeros.

En el segundo acto Mendilibar deja en el vestuario a Peña y en su lugar sale el potente Bebe que es pura dinamita en velocidad y con sus fantásticos centros al corazón del área y desde el costado izquierdo el solito con cañetes y grandes golpeos crea mucho peligro en la aguerrida defensa de los leones y aquí vuelve a destacar la figura del encuentro: Kepa Arrizabalaga. Con dos intervenciones magistrales a remates de Kike García una a bocajarro que desvía y otra a un remate de cabeza que para en la misma raya de gol junto a su palo izquierdo. Eran los mejores momentos de los armeros en el segundo periodo, pero el gol del empate no llegaba y es entonces cuando el míster armero vuelve a mover ficha y mete a Sergi Enrich en el verde que hace de extremo derecho alternando puesto con Kike. Pero aquí surge un problema, ese juego de meter muchos balones con centro de los dos costados a partir del minuto 62 se pierde y ya solo se centra del costado zurdo ocupado por Bebe, y ante esta decisión táctica reacciona el Cuco y mete de refresco a un activo Muniain en la media punta y a un cansado Raúl García lo bascula a la izquierda con la misión de tapar las galopadas de Capa. Y por el otro costado mete de refresco a un Lekue muy activo y muy buen defensor para tapar y neutralizar las llegadas con centros desde las bandas a los lugares de remate. Ante este despliegue táctico y con un Athletic con mucho oficio se va diluyendo el partido en los últimos veinte minutos con continuas perdidas de tiempo, con continuas interrupciones, con continuos duelos en faltas, con algunas contras de unos y otros que no encontraron portería.

Fue un encuentro competido y muy disputado en donde la actuación del portero de Ondarroa Kepa Arrizabalaga fue determinante para que los tres puntos se fueran para el Bocho. Hay también porteros que ganan puntos y esta vez fue Kepa Arrizabalaga con una actuación estelar y de enmarcar.

GRA206. EIBAR (GUIPÚZCOA), 27/08/2017.- Los jugadores del Eibar se lamentan por una ocasión perdida ante el Athletic durante el partido correspondiente a la segunda jornada de LaLiga Santander disputado hoy en el estadio de Ipurúa. EFE/Juan Herrero

Los jugadores del Eibar se lamentan por una ocasión perdida ante el Athletic durante el partido correspondiente a la segunda jornada de LaLiga Santander disputado hoy en el estadio de Ipurúa. EFE/Juan Herrero

Ver Post >
Recital táctico de Mendilibar

Si volviéramos la vista atrás y les comentáramos a exentrenadores armeros como Barasoain, Arakistain, Kike Ormaetxea, Periko Alonso, Xepe Gallastegi, Mendiluce, Kopi Lacasa, Mandiola, Javi Perez o Arrieta, o a legendarios futbolistas como Garmendia, Luluaga, Vixente, Artetxe, Atutxa o Oliden que el Eibar y el Athletic disputaban un partido a cara de perro con los puestos europeos en juego pensarían que les estábamos tomando el pelo. Y con toda la razón del mundo. Pero la vida da muchas vueltas y este admirable Eibar, con label incluido, está asombrando al mundo del balompié, tanto en lo que respecta a la gestión empresarial como a la deportiva. Y muchos ya están imitando a este fantástico Consejo.

Mendilibar y Valverde salían con sus equipos de gala, ambos con mucho en juego. Había que salir a jugar con total intensidad tanto en las jugadas a balón parado como en aquellos balones sueltos que dan origen a segundas jugadas. El encuentro comenzó a un ritmo frenético, a todo tren. No había pausa, solo intensidad. Pases, presión alta, disputas, duelos vibrantes, muchas pérdidas de balón… en definitiva, el clásico partido de dos equipos que juegan un fútbol muy parecido. Y ambos con sus sistemas de juego muy claros: los de Mendilibar con su apuesta por el 1-4-4-2 y los bilbaínos por un 1-4-2-3-1.

El derroche físico fue brutal, tanto que el fútbol de toque brilló por su ausencia. Fue un partido más de músculo que de juego combinativo. Por ello, Valverde intentó colocar en el terreno de juego un equipo de un perfil más físico en la zona ancha, apostando por la calidad de Muniain y la velocidad de Williams en banda. Raúl García ocupaba la media punta, mientras que el combativo Aduriz volvía a ser la referencia en el ataque bilbaíno.

Por su parte, Mendilibar quitó al media punta y colocó a dos delanteros, con la idea de frenar la salida de balón de los centrales rivales. De esta forma, el Eibar conseguiría recuperar el balón en posiciones adelantadas y próximas a la meta de Kepa Arrizabalaga. Ambos conjuntos quisieron jugar desde el centro hacia las bandas, para buscar los centros laterales. Sin embargo, las defensas se impusieron a los ataques y las ocasiones de gol fueron muy escasas. Lo único destacable fue un disparo de Pedro León bien atajado por Kepa y un cabezazo de San José que salió fuera.

En el segundo acto, el Eibar salió muy enchufado y jugó casi diez minutos en el campo rival, con un gran derroche de fuerza. De hecho, Sergi Enrich estuvo a punto de marcar pero le faltó acierto… Hasta que llegó el fatídico minuto 55. En aquel momento, Escalante protagonizó una entrada temeraria a Muniain que le valió la expulsión. Con el Eibar con diez, Mendilibar movió ficha. Sacó del campo a Inui y metió al media punta Rivera. Sergi Enrich pasó a una banda y Kike García se convirtió en el punta en un sistema que se convertía en un 1-4-4-1. El técnico del Eibar dio todo un recital táctico de cómo funciona un equipo. Con mayúsculas. Tanto que, a pesar de la inferioridad, el Eibar resultó impenetrable. En organización, colocación, basculaciones y contundencia defensiva. Replegado y muy organizado.

Eso sí, el Athletic tuvo sus opciones. En el minuto 61, Raúl García estrellaba el balón en la madera tras una volea espectacular y en el 66 Muniain – en plan chupón – no veía a un Aduriz totalmente solo en boca de gol. En esos momentos al Athletic le faltó pausa, talento y calidad técnica. Y le sobró voluntad… y muchas pérdidas de balón.

El encuentro llegaba a su fin y ambos equipos parecían conformarse con el reparto de puntos. Sin embargo, en el tiempo añadido Beñat botó una falta al borde del área, Yoel rechazó el balón y la defensa armera despejó el peligro como pudo… pero no pudieron evitar que Raúl García aprovechara el rechace para lanzar un obús y marcar. Jarro de agua fría para un un Eibar que no merecía un castigo tan cruel. Sin embargo, fútbol es fútbol y el gol mete de lleno a los entrenados por Valverde en el puesto sexto. Los armeros, por su parte, se quedan un poco más lejos.

El sueño aún es posible; quedan 15 puntos en juego. Y esta marca Eibar está asombrando a todo el fútbol por su organización y por un saber competir impresionante. Cabeza arriba… y a Mendizorroza a por los tres puntos para seguir soñando.

Ver Post >
Y el gato se comió al canario

El equipo armero quería, por vez primera en Primera División, ganar a los canariones en la bombonera de Ipurua y lo consigueron por 3-1. Quedó así demostrada la pobre imagen que está dando el equipo isleño fuera de casa. (De los 15 partidos,  ganó uno en Valencia,  empató tres en campos complicados como el Bernabeu, El Sadar y en Mendizorroza y perdió en once ocasiones).

Por su parte,  Mendilibar, que entrenó con éxito en las afortunadas, ni mas ni menos que al Lanzarote en segunda B, manifestó que los Pio Pio son «un equipo distinto a todos los demás ya que hay que correr mucho detrás de ellos y llegas cansado al final del encuentro porque es el equipo que mas posesión y continuidad en el juego tiene junto al Barça de Luis Enrique».

En este futbol actual cuando cumples objetivos se baja mucho el rendimiento del grupo y un poco de esto mas los rifi rafes del mister Setien con los futbolistas con el Consejo y la Dirección Deportiva han creado un ambiente irrespirable en el seno del club. Amigos, muchos frentes abiertos y mucho ruido de sables pero lo mas llamativo es que, en lo que va de segunda vuelta, el equipo solo ha ganado tres partidos en su campo ante Valencia, Osasuna y Villarreal, y de los últimos treinta y tres puntos posibles solo ha sumado la pírrica cifra de 10 puntos y perdiendo en Ipurua con el ambiente señalado veremos cómo “caza la perrita” como dicen por las Islas.

En la alineación, nos sorprendió la colocación de los dos medios puntas por delante de Montoro. De hecho, pasó a Halilovic a la derecha y a Roque a la izquierda. En el centro de campo, Viera se encargó de cubrir a Capa,  Momo a Luna, algo muy extraño teniendo en cuenta que el Eibar es el equipo de la Liga que mas veces centra al corazón del área estos dos futbolistas por sus características no son los apropiados en mi opinión para desarrollar esa función táctica defensivamente.

Para los pio pio se puso el encuentro muy cuesta arriba en el minuto 13 con un balón largo a la espalda de Simon y Lemos que Bebe en su movimiento en diagonal se planta solo ante Raul y lo bate por bajo se ponía el partido donde quería Mendilibar que con un planteamiento táctico de una fuerte presión en zona de salida de pelota dejo desconectado todo el entramado de salir jugando la pelota limpiamente y ese efecto presión se vio muy claro en el segundo gol del equipo armero un balón que va de portero a central este a lateral derecho presión robo centro y Bebe aloja el balón en las redes canarionas en el minuto 23 de este primer acto, desde ese momento un Eibar que se encontraba muy a gusto sobre el verde y con el juego totalmente controlado jugaba muy bien en la posesión y continuidad en el juego mientras los pio pio solo miraban con sorpresa lo que les estaba pasando, sin un tiro a gol los visitantes a vestuarios.

En el inicio del segundo acto,  un Eibar muy confiado vio cómo de forma increible fallaba una ocasión manifiesta de gol y a boca jarro Roque, que estrelló el balón contra un desorientado Yoel, se pudo poner el partido muy pronto con dos goles a uno pero la oportunidad se fue al limbo. Si bien es cierto que mas tarde,  Momo bajo palo evito el 3-1 con un despeje de cabeza en un encuentro mucho mas abierto que equilibrado por la oportunidades fallida.

Las Palmas no fue ni el equipo mandón con el balón ni el equipo combinativo. Tampoco fue ese equipo que somete al rival con el juego de posesión y continuidad, ya que cinco minutos mas tarde David Simon cometió un penalti. Por momentos, el juego se parecía más a un equipo pelotero que combinaba y le salía todo con un juego de filigranas y, ante lo visto, el público se puso hacer la ola y a cantar con oles los pases de los jugadores armeros. Fue una fiesta donde se cambiaron los papeles los canarios desconocidos y el Eibar realizando un fútbol zamba y muy canario el mundo al revés. Este Eibar es un firme candidato a Europa por meritos propios.

Zorionak!

Ver Post >
Lo difícil no es enseñar, lo difícil es que ellos aprendan

En la Federación Guipuzcoana de Fútbol el Comité de Entrenadores, cuyo presidente es Javier Vallejo, está organizando una serie de charlas para todos los entrenadores de la formación y también para otros técnicos que somos como las farmacias; es decir, siempre de guardia y abiertos por si nos llama algún equipo y comenzar a trabajar en lo que nos gusta. Ha estado Paco Jémez, Roberto Olabe, Caparrós, Mauricio Pellegrino, Eusebio Sacristán, Juan Carlos Oliva, Mendilibar, Vicente del Bosque, Javi Gracia, Garitano… Ayer el destacado entrenador del Deportivo Alavés dio una muy interesante charla y me quedé con estas manifestaciones: “Lo difícil no es enseñar, lo difícil es que ellos aprendan”.

En este parón liguero por los partidos de las selecciones todos los entrenadores de la Liga Santander, por unas causas o por otras, tienen un tiempo de reflexión para lo bueno y para lo malo. Quieren corregir los errores cometidos e intentar mejorarlos para que, como consecuencia de ello, sus equipos mejoren en el rendimiento. También lo aprovecharán para hacer algún partido amistoso con la idea de que los menos habituales cojan minutos de competición. Sin más, esos partidos llamados amistosos que a veces son muy competitivos y vienen muy bien a los menos habituales.
Hace unas semanas hablaba con un amigo canario y muy futbolero y me decía que jugar bien a fútbol no es lo mismo que ganar. Puedes ganar siendo efectivo y no haber jugado bien. Sí, es verdad. También me dijo que habitualmente se gana cuando se es mas efectivo que el equipo rival. Sí, también es verdad. El fútbol es un deporte, un juego con una reglamentación fija. Sí, le comenté, pero no se pita lo mismo a la Real que al Madrid de Ronaldo o al Barsa de Messi y me dijo, tienes razón. Yo le comenté que es muy importante jugar con la idea, con la guía, con el plan que marcó el míster durante la semana antes de enfrentarse a su rival de turno o puede también que ese plan no sea de una semana sino un plan más fijo durante todo el campeonato. Y me comentó en plan chascarrillo de fútbol que hablamos todos en los guachinches canarios pero del verdadero fútbol saben muy pocos..

Al hilo de la charla que mantuvimos los dos, encuentro la primera frase jugar bien al fútbol no es lo mismo que ganar y me viene a la cabeza la U.D. Las Palmas de Quique Setién y Eder Sarabia. Un equipo que juega un fútbol de posesión y toque maravilloso. Vamos ese fútbol canario de al pie mi niño que los futbolistas lo disfrutan y se divierten como cuando jugaban en la calle con una pelota de papel o de goma. Pero, amigos, ese equipo que juega como los ángeles cuando la tienen, cuando no lo la tienen sufren mucho y trabajan poco en la recuperación y a balón detenido son muy frágiles y compiten muy mal muchos partidos. Por eso, en una Liga Santander tan exigente solo han ganado nueve partidos, han empatado ocho y han perdido 11 con cuarenta y cuatro goles a favor y la friolera de cuarenta y cinco  en contra, dejando muy claro que jugamos como nunca y perdimos o empatamos como siempre o casi siempre. A este equipo le falta equilibrio y sobre todo con un hombre gol con eficacia estaría peleando por Europa, seguro. Puedes ganar siendo efectivo y no jugando bien, y ahora pienso en el Real Madrid de Zidane. Un equipo de perlas, figuras, divos, con unos egos particulares fuera de lo común que no funcionan como equipo y que sus individualidades son tan potenciales que les hacen ganar partidos con sus aciertos de cara a la portería rival. Además, con el añadido de un lanzador en jugadas a balón parado extraordinario como Kross y un dominador del juego aéreo brutal y potente como lo es Sergio Ramos. Es decir, este Madrid no gana por juego colectivo y sí por sus individualidades, que también es futbol. Habitualmente se gana cuando se es mas efectivo que el equipo rival. Esa efectividad la tiene el Barça de Neymar, Messi y Luis Suárez. La tripleta más potente del mundo, en donde también los tres en mi opinión son los mejores del mundo en sus puestos. Pero que también juegan muy bien a fútbol y tienen en zona de canalización a Busquets, Iniesta y Rakitic o Denis Suárez o Andre Gomes o Rafinha, unos futbolistas por el gusto al juego de toque fantástico. Además, ese Barça ha hecho 81 goles en 28 jornadas y aún quedan 10 partidos por disputar y solo le han marcado 28, demostrando un equilibrio defensa-ataque brutal. En cuanto a goles marcados de todas las clases ellos, Messi, Suárez y Neymar, con 55 goles marcados han conseguido más goles que 18 equipos de la Liga Santander con todas sus plantillas. Solo se les acercan Sevilla y Atlético de Madrid con 52 goles a favor y, por arriba, el Real Madrid con 71 goles a favor con su BBC de lujo.

En cuanto a la Real Sociedad de Eusebio Sacristán en estos 28 partidos de liga más 6 de Copa del Rey ha quedado muy claro que desde que llegó a Donostia y con el tiempo necesario para desarrollar sus ideas futbolísticas que este equipo tiene un plan, tiene una guía, tiene una idea y tiene un estilo de juego muy definido impuesto por el míster de la Seca. No es otro que el más puro estilo que el desarrollo y que se perfeccionó en La Masía. Un buen trato al balón, la salida limpia desde zona de riesgo o máxima seguridad defensiva más organización y canalización en zona ancha del campo con tres jugadores muy importantes en el entramado táctico: Illarra, Prieto y Zurutuza. En zona de finalización, los llamados a marcar diferencias: Vela, Oyarzabal y Willian Jose. Este equipo juega muy bien a fútbol, pero a estas altura de la Liga y quedando 10 jornadas es el momento de no fallar y es el momento en donde cada partido es una final ya que todos pero todos se juegan algo, unos para no bajar y los otros por jugar una competición de premio: Europa. Hemos tenido la mala fortuna de perder a dos futbolistas en zona de finalización y máxima eficacia. Muchísimo tiempo a Agirretxe y Willian Jose. Pronto recuperamos a uno y es el momento de dar ese golpe sobre de la mesa y decir que lo ganado hasta ahora no es fruto de la casualidad sino de un equipo con una guía y un estilo muy definido que recupera a un futbolista en zona de máxima eficacia y va a por un puesto en Europa con todas las de la ley.

Ver Post >
Los fallos garrafales condenaron al Eibar

 

El Real Madrid en la Bombonera de Ipurua fue un conjunto disciplinado, serio, riguroso, ordenado, competitivo, pero ante todo fue un EQUIPO, que ha tenido la suerte de tener en sus filas a jugadores como Benzema, James, Asencio y un Pepe que le dio una seriedad fantástica en defensa junto a un Nacho que puso el candado a su banda izquierda, en un encuentro que se presentaba difícil por el buen estado anímico y de forma de los entrenados por Mendilibar y Bea además por el mal estado del terreno de juego por el costado de la tribuna principal y la inestabilidad por el mal juego del equipo merengue, los de Zidane lo han resuelto con una facilidad y con una autoridad que no se veía desde hace mucho tiempo, al conjunto blanco no le hizo falta ponerse el mono de trabajo ya que en un inicio de partido extraordinario de Karin Benzema en colaboración con James y con David Asencio pusieron la calidad y el buen juego combinativo ante una defensa armera muy adelantada para iniciar la presión alta al equipo blanco a la salida de balon y estos jugadores con espacios son muy buenos y si además en los dos primeros goles cometes los fallos garrafales en el primero de Luna y en el segundo la blandura del portero Yoel que se queda como gato en gatera sin salir y te rematan a dos metros de la línea de porteria es mucha ventaja a un equipo lleno de futbolistas de una calidad técnica impresionante y con una eficacia de cara a gol letal y para el minuto 29 de partido el resultado era Eibar 0 Real Madrid 3.
En estos primeros cuarenta y cinco minutos se vio un Real Madrid muy superior y muy dominador con el trio de Casemiro de sosten y por delante los peloteros Modric y James por el costado izquierdo la calidad y cambio de ritmo de Asencio y por el costado derecho la velocidad y la entrega en el trabajo constante de Lucas Vazquez, y arriba del todo un Benzema que corrió mas en 45 minutos que en los últimos diez partidos de su equip y donde aun pudo marcar algún gol mas en el minuto 43 de partido en una doble ocasión de el y Asencio.
En el segundo acto salió un Madrid mas enchufado y con una entrada de Asencio por el costado de Capa este  esta a punto de hacerle un penalti pero el futbolista blanco se mantuvo de pie y realizo un centro sin encontrar rematador, mas tarde la tiene Benzema y su tiro de izquierda se pasea por delante de la portería de Yoel, y a partir del minuto 55 de este periodo el equipo de Zidane acuerda recular y atrincherarse en su propio campo, dejándole la iniciativa al conjunto armero con la idea que después de robo o perdida lanzar contraataques con pocos toques a la portería defendida por Yoel y llego el minuto 59 y en una jugada combinativa con tiro de James al poste el rechace lo recoge Asensio y desde el suelo lo aloja en las en la portería armera, trago el equipo de Mendi a lo que querían los merengues y lo pagaron con un cuarto gol, pero el partido ya estaba muy pero que muy perdido.
Sin sus perlas,divos,estrellas mas relucientes el Real Madrid fue un equipo con mayúsculas en Ipurua y su superioridad fue insultante en este partido, se dice en mi opinión y no pasa nada a los armeros le condenaron los errores garrafales y el acierto de un gran Benzema.
El Eibar fue un equipo que en todo momento intento plantarle cara al Real Madrid y se fue del terreno de juego con la sensación de que fue un equipo menor y que no estuvo a la altura de su rendimiento habitual y cuando esto ocurre lo normal es que el equipo Top te gane sin contemplaciones.

 

 

 

 

Ver Post >

Otros Blogs de Autor