Diario Vasco
img
50 barras donde comimos, bebimos y fuimos felices: ¿cuál echas de menos tú?
img
Mitxel Ezquiaga | 15-02-2013 | 18:47

Esta es una guía sentimental por 50 bares, restaurantes y bebedores nocturnos que mi generación conoció y ya no existen. Es larga, incompleta y busca que tu aportes nombres que faltan.

¿Por qué? Los bares cierran, nos vamos haciendo viejos. Cuando éramos más jóvenes escuchábamos a los mayores hablar con nostalgia del Café de la Marina, el bar Regio o el restaurante Azaldegi de Miraconcha: nombres que nos sonaban a vestigios del Paleolítico.

Pero a nuestra generación también nos van cerrando locales. Muchos. Hace un par de semanas escribí aquí un ‘agur’ al Hika Mika donostiarra y me llovieron correos de memorias. La nostalgia es un error, pero funciona: ayuda a que este «monumento a la barra desaparecida» crezca entre todos.

 

 

1. Del Bowie al ‘Twicken’ y el JC

¿Dónde quedan las primeras copas de la adolescencia? ¡Ay, aquella ‘zona’ de San Bartolomé, en Donostia, donde solo unos centímetros separaban fronteras entre pijos y modernos! En el Bowie, antes Trantor, vimos los primeros conciertos de No y puede que hasta de Los Aristogatos de Mikel Erentxun.
Al lado estaba el Twickenham; más tarde llegó el JC y, unas manzanas más allá, se erguían el Bañeros o el mítico Juanito, recio bar tradicional que fue tomado de repente por chicas con minifalda, al igual que la bodega Blas de Lezo, donde tomábamos sus porrones. El Local fue un intento de pub y restaurante cultureta en San Bartolomé, pero la gente prefiere el trago sin cultura.
El Hollywood es el único faro de entonces que aún hoy ilumina la zona. Sus clientes somos los mismos que hace treinta años, con más arrugas y menos ilusiones, pero la misma sed. Aunque en las estanterías donde estaban los discos hoy hay un muestrario de ginebras.

 

2. Cuesta del ‘culo’, trasera del buenpas

Sí, amiguitos, hubo un momento en que el centro de Donostia estaba repleto de bares… ¡llenos de gente! En Reyes Católicos, en la trasera del Buen Pastor, tomábamos cervezas en el Carajillo o su vecino Palumbo. (El Pokhara, tercero en la ruta, se mantiene en pie con lozanía: acaba de celebrar su treinta aniversario).
Junto a La Espiga estaba el Rojo y Negro de antes, que fue pub de esplendor ñoñostiarra, y en la calle Urbieta, donde hoy se sirven las pizzas de La Mina, el Novecento fue el más pub más original, grande y divertido que tuvo esta ciudad. No lejos, en los subsuelos del centro, el acogedor Bigarren de aquellas largas madrugadas. Un poco más atrás en el túnel del tiempo, El Huerto. Y eterno, el Zorongo, de nombre cambiable según los años. ¿Y aquellos conciertos del Txuribeltz en Gros?
Pero donde el San Sebastián ‘comme il faut’ fue alguna vez canalla es en la llamada ‘cuesta del culo’, zona de Miraconcha así bautizada por su carácter gay (sí, en aquella Donostia no dominaba la sutileza al poner nombre a los sitios). La Malmaison y, más tarde, la discoteca Kristal (ésta ya para todos los sexos) marcaron grandes momentos para la historia secreta de San Sebastián que alguien tendrá que escribir un día.

3. Señoras y señores: el Negresco


Si hubo un bar mítico, sobre todo para una generación anterior a la mía, fue el Negresco, con un nombre tan evocador como su decoración, que aún recuerdo. Sus gambas o sus combinados marcaron una época, como me recordaba el otro día mi amigo el pisquiatra Imanol Querejeta. Y algunos ‘tratadistas del pintxo’ dicen que ahí se creó la gilda, aunque al respecto existen teorías contrapuestas.
Mucho después llegó, en la misma calle, el Domenico’s, italiano ya desaparecido aunque su hermano bilbaíno pervive con buena clientela. Más reciente fue, en la Avenida, el Farfalle, otro estupendo italiano en las tripas del Avenida XXI.

 

4. La ‘manzana’ de los grandes manteles


Cuando ya nos hicimos algo mayores fuimos conociendo la ‘manzana’ de los grandes restaurantes, ese bloque situado entre el Paseo de Salamanca y la calle Aldámar donde vivieron sus glorias Casa Nicolasa, el Urepel o el Panier Fleuri, lugares magníficos que fueron cayendo poco a poco, como la historia de ‘Diez negritos’. El Panier es hoy el siempre eficaz Tsi Tao, el Urepel espera a un empresario con empuje y Nicolasa será apartamentos, o así, cuando la-crisis-o-esto pase.
Por cierto: en una de esas calles vecinas estuvo el Iñude, aquel restaurante que montó Xabier Gutiérrez, hoy investigador de Arzak y entonces adelantado a su tiempo. Nadie entendió una propuesta demasiado moderna para su época y que algún día se estudiará en las enciclopedias de la cocina como precursor.

 

5. El Ku, La Perla, el Keops, La Piscina…


Pero volvamos a lugares de copas donde algunos abrevamos y otros bailaron (porque bailar no era lo mío, no). ¿Qué decir del Ku, la leyenda de las leyendas? Y eso que mi quinta lo vivió más en aquellas sesiones de tarde que empezaban con un cóctel-molotov al que llamaban sangría. Luego la gente se quedaba en la curva de Rekondo para ver el descenso de las motos, como un gran premio amateur. Los modestos íbamos en autobús y alguna vez hasta bajamos andando…
Las discos de entonces: el Keops, en Anoeta, hoy derruido; La Perla, hermana pobre de Bataplán; La Piscina, en el Tenis (¡qué lugar tan maravilloso para las noches de verano!); o Penélope, en Amara, donde antes había estado Tiffany’s.
Joe, qué mayores somos.

 

6. Los ‘altos’: Munto, Irati, Mendiola


Tomemos aire. ¿Dónde quedan aquellas meriendas en el caserío Iradi, en la falda del monte Ulía, con sus mesas abiertas sobre la Zurriola? ¿Y Mendiola, parada obligatoria hacia Pasaia?
Había meriendas felices de bocata y sidra en Munto, el caserío ‘urbano’ de Aiete derribado esta semana en un enésimo golpe a nuestro patrimonio y nuestra memoria. Y, más moderno pero también ‘alto’, ¿alguien recuerda el restaurante Txirristra de Igeldo? Ahí viví cenas memorables.

 

7. La Maruja, Clery, el Etxeberria y Amasa


La lista es interminable. ¡Y aún no hemos entrado en la Parte Vieja! Para felices, aquellas primeras copas compartidas con rubias en La Maruja. O largas ‘comidas de trabajo’ en el Beti Jai con vips de antaño, que terminaban en cenas. Los arroces del Clery, donde hoy está el Txuleta. Y poteos salvajes por Fermín Calbetón en bares que han ido cambiando de nombre y de clientela.
Al Hika Mika, que pronto cambia de manos, ya rendimos homenaje. Y a las pastelerías Rich, con sus bombas y sus inglesitos. Y qué decir del gran Etxeberria, en el Antiguo, que perfumaba de calamar la calle Matía. O el restaurante Zapatari, grande en su sencillez.
Sí, lo sé: todos son de Donostia y muchos no,bres quedan fuera de la lista. ¿Quieren que llore por uno perdido en el resto de Gipuzkoa? El restaurante Amasa, aquella maravilla. Sitios donde fuimos felices: ¿de cuál te acuerdas tu?

mezquiaga@diariovasco.com

 

  • Mitxel Ezquiaga

    En mi mail he recibido varios comentarios que pongo aquí, en público, al alcance de todos. Espero que no importe a los autores.

    Martín Iztueta decía lo siguiente:

    Hola Mitxel:

    Mi enhorabuena por el recorrido que has realizado este sábado por todos aquellos establecimientos que fueron pateados por este humilde servidor en su juventud. La memoria es flaca, pero tú has conseguido que fuera recordando, uno a uno, lo que fue historia de San Sebastián.

    Soy mayor que tu y grosero, y por eso echo en falta alguno de los establecimientos que no mencionas. Me acuerdo del HIDALGO (San Francisco), el mejor bar de cazuelitas que ha existido, para mi, en Donosti. Y qué decir del ALOÑA BERRI (Bermingham) cerrado recientemente y personalmente mejor que el Bergara en otros tiempos. El RECIO (Paseo de Colón), lugar de reunión de la créme de la créme de los pijos de antaño. Y si hablamos de bailes, qué tal IGUELDO, HOTEL SAVOY Y TRINQUETE,. Es posible que para ti sea demasiado rancio, pero en el primero fue donde realmente mis amigos y yo conseguimos tocar chicha, quitándose las chavalas los abrigos que teníamos que aguantar en invierno en la Alameda de Rentería.

    Son unos pocos que me vienen a la memoria pero también formaron parte de esa historia que tan bien has recorrido hoy en el periódico.

    Muchas gracias. Martín Iztueta

  • Mitxel Ezquiaga

    Más comentarios que llegan poor mail y quiero compartir con todos.
    Mi amigo Imanol me envía uno largo y personal del que extracto los nombres que aporta a la memoria colectiva…

    Kerido Mitxel:
    Entrañable recorrido por la Donostia de hace unos años. Uno, que es 10 añitos menos joven que tú, echa de menos la cafetería Bidasoa, en cuyas puertas hicimos cola tantas veces para sacar las entradas de Atocha y los billetes de los primeros autobuses a Bilbao. También el Xanti original, el que estaba en la trasera de Anoeta y el Aloña Berri de Gros.

  • Mitxel Ezquiaga

    Y otra aportación de las que llega por mail.
    Yolanda, desde Amara, reivindica el Bar Tanit, que abrió en 1977 igual que Hollywood, y que el año pasado celebró el 35 aniversario sin que en el periódico le hiciéramos caso. Anotado queda, Yolanda.

  • Mitxel Ezquiaga

    Ana Navarri me deja en Facebook un comentario que también quiero recuperar.

    “Cada lector pensará que falta el ‘suyo’. No pueden olvidarse La Habanera, El Tic-Tac, el Hollywood, El Nido…Pero yo te paso el testigo de hacer el periplo histórico por las terrazas y los cafés emblemáticos de Donosti; empezando por uno de los más carismáticos -en el que yo nací y me crié- el Café Guría y su terraza”.

    Y tienes toda la razón, Ana: yo he pasado Festivales enteros en la terraza del Guria, y alguna noche intensa en La Habanera.

    Me encanta que añadais nombres, aunque la lista llegue a 500

  • Cecilia Casado

    La primera discoteca -propiamente dicha- en Donostia fue “El Parisien”, en la Avenida de la Libertad cuando todavía se llamaba Avenida de España. Íbamos con los libros del instituto que dejábamos en el guardarropía y pillábamos el autobús de “menos cuarto” para llegar a casa a cenar. Ahí aprendimos a bailar y a desmelenarnos medio Donosti de la época. Nadie daba un duro por un local ruidoso con público de tarde, pero triunfó, vaya que si triunfó y a partir de ahí surgieron como “txampis” el resto de locales. De similares fechas -(1970-1972) fue el “Johnatan’s” en la Plaza de Guipuzcoa, lugares todos a los que no me prohibían ir mis padres, simplemente porque no conocían su existencia… :-)

    En fin.

    Hoy toca una de nostalgia…

    Sed felices.

  • Mitxel Ezquiaga

    Muy buena aportación, Cecilia. Sin ánimo de faltar, esos nombres son un pelín anteriores a mi generación… pero enriquecen, y de qué manera, este paseo nostálgico y sentimental. Besos

    A través de Twitter, Facebook y mail me está llegando una catarata de nombres que mañana pondré aquí. La Guía va pasando de 50 a 500…

  • Cebolleta

    Como dirian Les Luthiers, a continuacion, y fuera de programa, me acuerdo del bar El Redero, que estaba donde ahora esta el Peine del Viento. En el hueco natural que deja las piedras del monte. Se llegaba en coche hasta la pequeña rotonda que habia al final del paseo. Recuerdo que mi aita me llevaba con mi ama y mis hermanos a tomar el “vermout”. En fin, abuelo cebolleta total. Que gran idea Mitxel.

  • Cecilia Casado

    Mitxel

    Tú no me “faltas”, es que a mí me “sobran” diez años. Tú vas a cumplir 50 y yo cumpliré 60.

    !Considéralo una ventaja…! :-) ))

  • Mitxel Ezquiaga

    A través del mail y las redes sociales me siguen llegando aportaciones. AHí van unas cuantas:

    - Agus: El Burgalés de Aretxabaleta , el Lasa antiguo de Bergara y el Trapos de Donosti .

    - Ignacio: Llas ” patatas del ciaboga “, con bautis a la cabeza

    los pinchos de txatka del Aurrera, con la mala lexe de luis

    las patatas de La Pompadur

    Las gildas del Cirilo

    Las albóndigas de la Barranquesa

    y las patatas del Javier, en la Plaza Easo

    Bar Basque, porsupuesto con Fermin arriba y Emilio abajo

    Parisien, buffff

    Clavius

    Jonatans

    4 70

    dos mas que no consigo acordarme del nombre, uno en la calle Hernani, y otro en la calle Easo ( la encargada Ana, casada con Txema, del gran y la vez pekeño….)

    El gran Snnopy, en ese bar, taberna lo que sea, se has fraguado muchos matrimonios

    El pimms en el Antiguo

    El Tamarindos

  • Mitxel Ezquiaga

    Sigo con aportaciones de lect0res y amigos que llegan al correo.

    - Txelu: El Trumoya, en la Consti. Hoy hay también un bar, que creo sigue teniendo el magnífico grifo en la barra. Fue lo más, sobre el año 77.
    ElCielo
    Komplot
    Tanit

    - Koxko manda larga lista:

    CLAVIUS DISCOTECA
    JOHNATAN,S DISCOTECA
    PARISIEN DISCOTECA
    EL CALIFORNIA
    EL, O LA, TETAS
    EL DONALS
    LA POMPADOUR
    LA GOTERA
    EL DRUGSTORE
    PARISIEN
    BASQUE
    TANIT
    RAINWOOD, POSTERIOR TROCADERO, Y DESPUES EL CINE
    EL MORO
    ALBOKA
    EL CIELO
    ALGUNOS MUY POCOS SGUEN ABIERTOS.

  • Mitxel Ezquiaga

    Aportaciones por Facebook…

    - Antxon escribe: Aloña de la calle Rentería que se llamaba Tercio de San Miguel y que engendró el Aloña Berri… en Soroa, el Goyerri, y más abajo el Bambi. El Aurrerá en Urbieta, Pompàdour en Zubieta, creca de Negresco.

    - Pepe: El Jonathans en la Plaza de Gipuzkoa y el Klavius. Y no me acuerdo de la que había en el actual Banco de Santander. Y el Candanchú donde ahora está el Dioni´s. Y el Master de Frank, los California, el Avenida 3.

    - También me recuerdan el viejo Oquendo, gran bar.

    Por Twitter,

    - Nuntxi: El Weekend en la Plaza de Zaragoza, el Juansebi y el Sebastopol cuando era noctámbulo…

    Y paro porque esto se va de las manos… Las aportaciones en Twitter y Facebook se quedan ahí, y si quieres que se queden aquí, deja un comentario…

  • tetesanchez

    Hola a todos los foreros.
    Añadir que me quedo asombrado de que nadie recuerde el bar donde se escuchó la mejor música punk de Donosti,durante poco tiempo,y al que venía gente de fuera,me refiero al PORCHE 356 frente al bar Moro,al final de la calle San Bartolomé,un saludo a todos.

  • kakolo

    No sé si han aparecido el Errotatxo de Matia, el Orbela de San Jerónimo, el B22, el Tic-Tac y el Maxim´s que luego se tuvo que cambiar de nombre por un tema de copywriht.

  • 1795265

    Que recuerdos , El huerto lo abrió mi marido y 2 socios mas , fue de los 1º pubs de Donosti , en reyes católicos , que bien lo pasamos , en fin ya soy amoñi , pero esos recuerdos ahí quedan

  • Mitxel Ezquiaga

    Gracias por las nuevas aportaciones. ¡Y las que siguen llegando por otras vías! El Gaviria, el Big Beng de la calle Hernani, el España de la Parte Vieja con sus futbolines (hoy Intza)…

  • aupadonosti

    Los antiguos bares de lo viejo: el antiguo Txukun, hoy cerrado como pub. El cantábrico con su ruleta, el Kaskabarra de la consti. Todos pasaron a ser pubs, más modernos pero con menos sabor.

  • janseb

    Recuerdo Kokolo, con música Española, EL Moro y en lo viejo el Kaskabarra, que al pasar de bar a pub perdió su encanto.

  • latiburi

    Mis tios Luciano y Loli, tuvieron ” la Cabaña”, en Gros, Calle Iparraguirre, enfrente al Garage Moderno, con musica que compraban en Francia. Alguien se acuerda?

  • Mitxel Ezquiaga

    Victoria me envía un largo correo que resumo:

    “Al Café de la Marina nos llevaba mi padre a mi hermana y a mí de pequeñas los domingos y tomábamos granadina. Creo recordar que había una orquestina.
    O sea que puedes figurarte que el Holliwood era ya feudo de mis hijas y que a los de esa época tampoco los echo de menos.

    Azaldegui de mis amores, ¡qué hongos al horno! Y que cosas tan buenas tomábamos en su pequeño balcón-terraza. Ahí sí que era asidua. También echo de menos el Panier Fleuri; su arroz y sobre todo su servicio exquisito. Amasa ni te cuento, pues ya me gustaría saber dónde es posible actualmente comer una buena menestra del país, plato ya desaparecido de las cartas. Y pensar que me he quedado sin el rosco de Reyes sin igual de “Rich”. Insustituíble Y sus bombas… Y la Piscina del Tenis: ¡lo que hemos bailado allí en las noches de verano que mencionas”.

  • IniGAZZo

    Panaderias/pastelerias donde fuimos felices…
    -Berasategi regento una cafeteria en el segundo piso de Arcco en el que hacian unas Napolitanas inolvidables
    -Labeak, la eterna cola con olor a pan recien hecho
    -the Loaf in a Boxo: No solo nos devolvio el pan artesano sino que ademas nos enseñaron a hacerlo en casa. Una de las mejores iniciativas gastronomicas de los ultimos años.

  • Joe

    Te dejas el drugstore

  • latiburi

    Kaixo. En el Antiguo teniamos el Avion, el Etxeberria con la eternas partidas de mus de Ormaechea y el doctor que lo era de la Real, el Etxeberria, El Munarriz con las eternas partidas de futbolin, el Urko, en el 38 de la calle Matia, en Venta Berri el Zubia, el Juanito y la sidreria de los Garbayo que luego fue el Krabem. La sidreria del Bario de Konporta………. El Jose Mari de Illarra Berri

  • Mitxel Ezquiaga

    Es fantástico que una semana después sigan llegando aportaciones. Gracias a todos.

    Latiburi, ¡qué bueno el recorrido por el Antiguo antiguo! Aunque el Etxeberria ya salía en el post!

    Joe, el Drugstore, efectivamente.

    IniGAZZo, también muy buenos y dulces recuerdos.

    Y Txema me ha mandado por Facebook esto: el Sandown, en el Boulevard, que luego fue Discóbolo y ahora es el Friends. Y en lo Viejo el Cafes Elizarán, conocido coloquialmente como “Cafetos”. Y por cierto el Jonathan’s se llamaba Carnaval cuando se incendió.

  • 10001338029

    angel ugartemendia

    Recuerdo
    el Baviera Reyes católicos esquina larramendi

    la tetería…con sus mesas tipo oriental en larramendi

    cafetería Txampa en la calle Loiola

    Bidasoa en la plaza gipuzkoa hoy el bide luze

    Me comentan que en la calle Elkano donde ahora está el BBVA hubo una boite….que no se el nombre

    el Bar COLOMA pegadito al Principe en Aldamar

    El mítico BAR REX en Sancho El Sabio

    Cafeteria heladería bar VESUBIO Boulevard esquina C/ Elkano allí jugué mis primeras partidas de Marcianitos

  • 10001338029

    el GARIBAI donde está el bide Luze…nuevo? bueno…así le llamamos aunque ya tiene unos añitos.

  • sirio

    mitxel que te olvidas los macro-bocatas del ione en loyola jaja…

  • fermintxo2005

    EL RECIO (Paseo Colón) que indicas más arriba, es EL REGIO, como el original REGIO de la calle Okendo (frente a capuchinos) donde trabajaban los hermanos Antonio y José Luis Royo, antes de pasar a la cafetería del hotel Orly y años después, montar el actual Antonio de la calle Bergara.

    El grifo que comentais del bar que sustituyó al Trumoya en la Consti, pertenecía, junto a la magnífica cafetera, al Bar Múgica, que estaba donde se encuentra actualmente el ORBELA. (S.Jerónimo)

    El Cafetos que se ha comentado estaba en el local del actual Gambara.

    La “boite” Clavius creo que anteriormente se llamaba Cerebros.

    Y recuerdo las Gildas y las anchoas del Ambrosio (en la Consti) y los mejillones rellenos del bar Eguia, donde se encuentra el ambularorio de la calle F.Calbetón

  • sirio

    y haciendo memoria de los diferentes AFTERS,que se hacian cargo de los mas trasnochadores,(seguro me dejo alguno):el urdaneta(oñatz),la estacion(terminus),novecento,el restop(a8)goiti bera,(estadio anoeta) etc

  • sirio

    dos discotecas:el izarra en lo viejo(aforo 40px)y la de gudamendi(con barra en plena piscina)
    y en sagues el que hace esquina tenia buen marisco,ahora es la cerveceria monpas,no recuerdo el nombre y mas adelante las tardes de billar del scanner,y antiguamente el “pub” el cielo,al cual le pusieron sendos bombazos.

  • sirio

    por cierto Mitxel,sacanos de dudas¿cual fue el primer pub en donostia?tanit,rojo y negro o Holliwod

  • sirio

    trigono,keeper,txirula jajaja

  • sirio

    nadie se acuerda de la tienda de comestibles en ondarreta al lado del ezeiza,la regentaba Jacinto?y el bar de sagues creo que era el puerto.

  • sofi

    ¿ Nadie recuerda el Groovy del paseo de Errondo? diminuto pero con una música exquisita a cargo de su propietario Javier Zurutuza, también pinchó en el Txiki-tenis y en Cristal, actualmente tiene un restaurante en el cabo de Gata, lugar casi de culto por la música y el ambiente.

  • 3005879

    hooo que destape de memoria, me acuerdo del mitico Parisien de la avenida y y del Drugstore de calle fuenterrabia, Gracias mitchel por recordarnos que todabia nos queda vivissimo ! el desvan de la memoria por ahi.

  • delbarrio

    “”"El Pepe”"”"!!! de Zumalacárrgui…¡qué glamour perdido!

  • Charo García Hernández

    Inolvidables Bataplan, la cuesta del culo… que me vieron amanecer tantas veces! Y esa Maruja, enigmàtica con su secreto de viuda a cuestas… era una diosa.
    Mi flaca memoria no me deja recordar los nombres de los pubs y bares que recorríamos en la época más feliz de mi vida, apenas cumplidos los 26 y ya con la oposición aprobada.
    Había uno al final de la playa de Ondarreta, pintado con nubes azules y que se llamaba El Cielo o lo he soñado?

Otros Blogs de Autor