Diario Vasco
img
Fecha: noviembre 3, 2017
T.J.Hooker : El reciclaje del capitán Kirk como duro sargento de policía.
Lorenzo Mejino 03-11-2017 | 7:00 | 2

William Shatner es uno de los actores más populares de la historia televisiva gracias a su personaje del capitán Kirk, en la versión original de “Star Trek”, pero en su larga carrera ha interpretado diversos protagonistas en varias series de larga duración, entre las que se cuenta una de las menos conocidas por el público actual,  “T.J. Hooker”, donde interpretaba a un rudo y brusco sargento de uniforme que patrullaba las calles con una tropa de novatos.

La serie tuvo bastante éxito en su momento, ademas de servir como plataforma de lanzamiento a una joven actriz desconocida, Heather Locklear que hemos visto posteriormente en muchas series de la factoría de Aaron Spelling, que siempre ha tenido un gran ojo clínico para estas cosas.

Sin ser nada especial ni original, la serie cumplía su objetivo de ofrecer entretenimiento a base de disparos, violencia y persecuciones durante tres cuartos de hora, como les vamos a analizar a continuación, explicando la historia de su pintoresco estreno en nuestro país, que casi merecería un articulo específico.

Hooker T.J. Hooker Year: TV-Series 1982-1986 - usa William Shatner, James Darren, Heather Locklear Director: Phil Bondelli Chuck Bowman

Ficha: T.J. Hooker 91 episodios.   Mar 1982- May 1986 .  Cadena: ABC/CBS (USA) Canal 10/ Antena 3 (E)

Sinopsis:  El sargento Thomas Jefferson ( T.J) Hooker es un veterano detective de policía, que tras presenciar la muerte de su compañero en el atraco a un banco, decide volver a las calles como sargento uniformado para combatir de forma más directa a los delincuentes y malhechores de Los Ángeles. En sus patrullas va acompañado por un grupo de novatos que va formando y adiestrando con su experiencia, mientras resuelven los casos que les son asignados.

El inicio: La idea de la serie nació de una petición de la cadena ABC a los poderosos productores Aaron Spelling ( izq) y Leonard Goldberg, de hacer una versión remozada de “The Rookies” una serie de policías novatos que tuvo un cierto éxito a principios de los setenta.

spelling-goldberg-e1438255399602Aunque ambos se habían separado dos años antes, no dudaron en volver a colaborar para complacer a la cadena televisiva y encargaron a uno de sus guionistas de plantilla Rick Husky, una nueva versión de la serie en la que trabajó en su momento, que iba a tener el nombre de “Los Protectores”.

El objetivo era darle un papel protagonista a William Shatner, que volvía a estar en el candelero, gracias a las películas iniciales de la saga “Star Trek”, para que hiciera de mentor de unos pardillos, con una visión inicial muy coral.

Rodaron el piloto con formato de película, pero la cosa no les acabo de convencer, por lo que decidieron cambiar a casi todos los personajes excepto a dos, el de Shatner y su debutante preferido, Vincent Romano ( Adrian Zmed), centrando toda la acción en el personaje central cambiando el nombre de la serie al definitivo de T.J.Hooker, en honor al protagonista, en el primer vídeo pueden ver los primeros minutos del piloto.

La serie fue estrenada como un reemplazo primaveral, con apenas seis episodios, incluyendo el piloto, que tuvo una buena acogida con la siguiente cabecera, donde prima la acción ante todo.

En la cabecera habrán visto la presencia de una actriz, April Clough, que solo duró estos episodios iniciales, de la que tengo que reconocer que ni recordaba su existencia, ya que Aaron Spelling no dudo en colocar al inicio de la 2T a Heather Locklear, con quien tenía un contrato de larga duración que había iniciado con un pequeño papel recurrente en “Dinastía”.

Locklear fue compaginando su papel de joven aprendiz de villana en “Dinastía” con su papel de policía novata, en el único caso que recuerdo de una actriz que tuviera un papel regular en dos series de primetime de forma simultanea, durante varios años.

La trama: “T.J.Hooker “ era una serie clásica de policías en una época en la que ya empezaban a pasar de moda, debido a la presencia de series como “Hill Street Blues” que mostraban que se podían hacer las cosas de otra manera, rompiendo moldes.

T.J.Hooker era un sargento de la vieja escuela, recto, duro e implacable con los delincuentes con un sentido exacerbado de la ley y el orden a la antigua, donde utilizaba la violencia, los disparos o la fuerza siempre que fuera necesario, en un mundo blanco como la nieve, sin apenas personajes de otras etnias excepto para ser detenidos o muertos en actos de justicia.

Hooker era una persona de moral intachable, que a pesar de estar divorciado, debido principalmente a su exceso de carga laboral, seguía teniendo una buena relación con su ex-mujer, pero del que se evitaba hablar de muchos aspectos de su vida personal.

Los policías debutantes proporcionaban el contraste generacional, necesario para generar conflictos de baja identidad en la comisaria, ademas de servir para tener equívocos sexuales, entre el poli guaperas y la joven policía, que ademas era la hija del capitán.

Los capítulos eran independientes y se centraban en dos delitos que debían ser investigados por nuestro grupo de policías, el principal para la pareja protagonista ( Hooker-Romano) y el secundario para Locklear y su compañero de fatigas, casos que a veces se interrelacionaban y en los casos mas importantes todos trabajaban en él, bajo la supervisión del sufrido capitán de turno.

En la plantilla de cada episodio debían incluirse dos o tres escenas de acción para el lucimiento de William Shatner,  que disfrutaba de lo lindo repartiendo mamporros o subiéndose a los coches como en la escena siguiente.

Había pocos episodios que se libraran de tener una persecución espectacular con diversos tipos de vehículos, donde quemaban ruedas y rompían coches, derrapando hasta la extenuación como en el siguiente vídeo

Como en toda producción de Aaron Spelling, el sexo jugaba un cierto papel siempre de una forma mojigata o pacata, como correspondía a los usos de la época, pero no desaprovechaban ninguna ocasión para hacer aparecer a Heather Locklear sexy y ligerita de ropa, como en el típico  episodio donde debe infiltrarse como bailarina exótica en el club de una organización criminal, como queda acreditado a continuación.

El centro de las operaciones eran la pareja formada por William Shatner y Adrian Zmed, al que le tocaba el papel de chico sexy mostrando sus abdominales a la más mínima oportunidad como contrapartida masculina a su rubia colega y tener todos los flancos cubiertos. Sus discusiones en el coche eran todo un clásico que hemos visto repetido en muchas ocasiones, pero Zmed tenía una buena vis dramática, cuando le dejaban, como en el siguiente vídeo

nimoy-shatnerLa tentación de unir de nuevo en una serie de televisión a los dos compañeros de Star Trek, Leonard Nimoy y William Shatner, era demasiado grande y lógicamente los productores movieron cielo y tierra hasta conseguirlo, en lo que fue un gran reclamo publicitario en su momento en un capitulo especial con escenas como la siguiente.

Nunca fue una serie de mis preferidas, porque era demasiado previsible teniendo en cuenta que habían aparecido otras propuestas algo mas evolucionadas en todos los sentidos, además tengo que añadir el problema que la serie se estrenó en España en el primer canal privado de nuestra historia, una cosa que se llamó Canal 10 que era un compendio de viejas series y de lo que encontraban por esos mundos a buen precio y que tuvo el estreno de “T.J. Hooker” como principal gancho.

El intento de canal privado fue un autentico descalabro económico, ya que solo llegaron a la escalofriante cifra de 654 abonados ( yo no era uno de ellos), que como se pueden imaginar provocó una fulminante quiebra en esta aventura de José María Calviño, todo un personaje audiovisual de esa época, en la que llego a ser director de RTVE.

La serie la pude ver posteriormente cuando la estrenaron por Antena 3, pero nunca llegó a convencerme del todo, viendo apenas algunos episodios sueltos, cuando no encontraba nada mejor, porque su estética paso muy rápidamente de moda, pero siempre ha sido un buen relleno para las horas muertas de la programación con unos casos policiales sencillos y fáciles de seguir.

Los actores:
El canadiense William Shatner empezó su carrera en los años cincuenta en su país natal, hasta conseguir un papel protagonista en uno de los mejores episodios de las serie antológica de Alfred Hitchcock, que le abrió las puertas de Hollywood, donde aceptaba cualquier papel en cualquier película, cumpliendo siempre con profesionalidad, hasta que le llegó su gran oportunidad cuando fue elegido para hacer de capitán Kirk para el segundo piloto de una serie llamada “Star Trek”.

Tras la cancelación de la serie original, tuvo una racha bastante mala durante los setenta, donde apenas levantaba cabeza con papeles insignificantes que aceptaba sin rechistar, hasta que el movimiento  fan que tenía su serie de culto, despertó el interés para hacer una película basada en la serie que lo devolvió a la cima de su popularidad.

shatnerEn ese momento es cuando le llegó el papel de T.J.Hooker, que aceptó encantado para mostrar otra faceta diferente a la del capitán espacial, con muchas escenas de acción, tras la cual enlazó un largo periodo como presentador de un programa de sucesos “Rescue 911”, mientras empezaba a dirigir series y películas.

Su siguiente renacimiento tuvo lugar cuando David E.Kelley, tras verlo en unos anuncios lo fichó como estrella invitada a sus 75 años en un pequeño arco en la última temporada de “El Abogado” como el excéntrico abogado estrella Denny Crane, que Shatner convirtió en uno de los mejores personajes televisivos de este siglo, tanto en esa serie como en su continuación “Boston Legal”, con dos Emmys en su poder como reconocimiento a su gran trabajo.

En la actualidad a sus 86 años, sigue activo con apariciones televisivas pero sobre todo como escritor de libros de ciencia-ficción, otra gran faceta de todo este personaje.

Por el contrario Adrian Zmed ha tenido una carrera mucho más discretita, que tuvo una cierta popularidad al principio, al ser uno de los protagonistas de la secuela de Grease, que tuvo bastante éxito, lo que le valió ser elegido para interpretar al joven novato Vincent Romano, un impulsivo e inexperimentado policía, compañero de fatigas del veterano Hooker, en un papel sencillito y sin muchos matices.

zmedDejó la serie al final de la 4T para presentar un programa de baile, su gran pasión, llamado “Dance Fever”, tras el cual su carrera se ha ido perdiendo casi por completo, viviendo de las rentas de su papel en Grease en los realities que se alimentan de las viejas glorias.

Heather Locklear debe toda su carrera a Aaron Spelling, que la fichó de jovencita con apenas 20 años, cuando era una joven modelo estudiante en UCLA, para darle pequeños papeles de chica sexy en sus series que copaban la pantalla, hasta que decidió iniciar una especie de tradición que era introducirla en la 2T de sus series que no acababan de funcionar, empezando con la 2T en “Dinastía” , que siguió al año para entrar en la 2T de “T.J.Hooker”, sustituyendo a la olvidada April Clough.

locklearLa guapa y atractiva Locklear se convirtió en una sensación de la noche a la mañana, ayudada por el hecho de aparecer en dos series importantes a la vez, lo que obligaba a una gran logística para permitirle a la pobre rodar ambas series sin morir en el intento. Tras finalizar la serie policial, ella siguió hasta el final de “Dinastía” como una de las estrellas principales. Locklear nunca fue una gran actriz, pero sabía lo que podía hacer y los papeles de bicha manipuladora le iban a la perfección, siendo esta joven policía el papel más blanco de su larga carrera.

Años más adelante y tras una turbulentas relaciones personales con rockeros y músicos diversos, entro de nuevo en otra 2T, en este caso de Melrose Place, siendo la gran responsable del relanzamiento de la serie, como posteriormente hizo al entrar en la 4T de “Spin City”, su último gran papel, tras el cual ha seguido apareciendo en series cada vez mas pequeñas como “Franklin & Bash”, “ Hot in Cleveland” o en la actualidad “Too Close to Home”.

James Darren fue un secundario sin mucho lustre durante casi toda su carrera, en el que destaca sobre todo su papel como el oficial Corrigan, un poco el antagonista de Hooker en la comisaria, aunque a un nivel muy bajo, papel al que entró por la puerta de atrás, hasta conseguir un papel fijo al final de la 2T, cumpliendo pero sin destacar.

darrenTras la serie empezó a dedicarse a su gran pasión que era hacer de “crooner” de canciones clásicas en clubs y teatros, lo que le valió un insufrible papel como un cantante holográfico en las últimas temporadas de “Star Trek: Deep Space Nine” tras la cual apenas ha salido en televisión.

Las dos primeras temporadas de la serie tuvieron a Richard Herd como el capitán Sheridan, el jefe de la comisaria y padre de la agente Stacy Sheridan, que interpretó Heather Locklear a partir de la 2T. Herd fue un aplicado secundario toda su carrera tanto en cine y televisión, con varios papeles recordados en series y películas de cierta fama, convirtiéndose en una de esas caras que nos suenan de haberlo visto en mil sitios y todos recordaríamos uno diferente.

herdSu papel como el capitán de la comisaria, era reducido a apenas dos o tres escenas por episodio, para asignar las misiones y poner algo de orden, para irse desvaneciendo poco a poco hasta desaparecer en la 3T, a pesar de tener a su hija trabajando allí. Me ha sorprendido verle este verano, en un papel pequeñito a sus 85 años en el bombazo taquillero que ha sido “Get Out”.
El final:

La serie siguió el camino habitual de unas audiencias bastantes decentes el primer año para ir descendiendo poco a poco con el paso del tiempo y la huida del público hacia otras novedades cansado ante la formula semanal repetitiva de “T.J.Hooker”.

Al finalizar la 4T, la cadena ABC decidió cancelar la serie sin previo aviso, por el importante deterioro de sus seguidores, a pesar de la gran popularidad que tenía Heather Locklear que solía estar casi todas las semanas en las portadas de los tabloides de supermercado, por razones de su vida personal y amoríos.

En una maniobra extraña, la cadena CBS decidió rescatar la serie para su programación, con el único cambio de la marcha de Adrian Zmed, que decidió partir para ir a presentar un programa de variedades, los cambios se reflejan en la cabecera de esta 5T.

El cambio no surtió ningún efecto y al finalizar la temporada, pasó a dormir el sueño de los justos, sin ningún episodio final para cerrar unas historias que de hecho se finiquitaban cada semana.

“T.J.Hooker” es una de esas series que han caído rápidamente en el olvido excepto para los fans de William Shatner o Heather Locklear, que seguro que habrán disfrutado con este pequeño recordatorio de un producto característico de una forma de hacer televisión de las décadas de los setenta y ochenta.

Esperamos sus opiniones y comentarios, aquí o en nuestra cuenta de twitter (@lmejino). Hasta la próxima

Lorenzo Mejino

Ver Post >
Sobre el autor Lorenzo Mejino
Las nuevas tecnologías han cambiado la forma de ver la televisión. Series para gourmets nace con la pretension de ayudar a personalizar su menú televisivo en lo que hace referencia a las series de TV. Analizaremos series actuales, novedades, pequeñas joyas olvidadas y series clásicas dando nuestra opinión personal sobre el nuevo formato de oro del siglo XXI.

Otros Blogs de Autor