Blogs

Alfredo Del Castillo

Desde mi banquillo

Con sanciones y lesiones, solo queda lo que hay

Amigos, cuando un equipo juega tres encuentros en nueve días, su entrenador se las ingenia para hacer las llamadas rotaciones en las líneas que el crea más oportuno. En este caso, Garitano tenía delante las lesiones y los sancionados del encuentro de Huesca, y apostó por lo que había, Rulli portería, línea de cuatro para Zaldua, Aritz, Moreno, Kevin, único pivote Zubeldia, por delante Pardo y Merino, lo mismo que en el Alcoraz, y Sangalli , con Bautista y Oyarzabal como atacantes.

Fue un inicio de partido frenético ya que los dos equipos apostaron por una presión alta a la salida de balón con la defensa muy adelantada, y fue la Real quien que dio primero en la diana. Sangalli filtró un pase a la espalda de la defensa adelantada del equipo madrileño y en una gran galopada en conducción Bautista se plantó solo ante Alberto y lo batió de un tiro muy seco. Siguió el encuentro por los mismos derroteros y es otra vez Bautista el que se queda solo en un mano a mano, aunque esta vez Alberto desvía el balón a córner.

Ante este chaparon el equipo de Michel aguantó y poco a poco comenzó a manejar bien los tiempos de partido y el balón, y se acercó con más peligro a la portería de Rulli. El encuentro se había equilibrado sobre el nuevo Anoeta y en unos cinco minutos fatídicos, del treinta al treinta y cinco, los del barrio de Vallecas habían conseguido dos goles volteando el marcador. El primero llegó en un centro desde el costado derecho en un pase filtrado a la espalda de Luca Sangalli, el centro de Bebé lo despeja en parábola Aritz, y cuando Rulli va a ejecutar el blocaje por salto, el mediopunta Medrán lo desequilibra y a este se le escurre el balón quedando muerto a los pies de Advíncula, que de fuerte tiro pone las tablas en el marcador. Después, el segundo gol llegó tras un recorte de Bebe a Zaldúa en el vértice del área grande, el lateral txuri-urdin lo derriba con su pie derecho y el colegiado señala penalti. Lo  lanza desde los once metros Trejo y voltea el marcador, dejando muy marcados a Rulli en su error después de una falta y a Joseba Zaldua , que se comió el recorte de Bebe. Este gol sentó muy mal al conjunto donostiarra y solo ya al final de los cuarenta y cinco minutos Bautista inquietó al cancerbero Alberto con un flojo remate de cabeza.

En el segundo tiempo de partido las oportunidades de gol brillaron por su ausencia ya que solo Zubeldia, en un tiro raso fuera del área, y una contra de Alex Moreno que cortó Rulli, protagonizaron las escasas llegadas a las dos áreas. Esto no funciona y hay que cambiar algo, por lo que el míster de Bergara mete primero a Illarra por Zubeldia, después a Willian José por Pard,o pasando a jugar 1-4-4-2 y más tarde en un cambio táctico mete a Zurutuza por Sangalli, pasando Oyarzabal al extremo derecho y Zuru a jugar por dentro en el costado izquierdo, para dejar el pasillo zurdo libre para las entradas de un apocado Kevin Rodríguez.

Primero avisó Aritz en un remate de cabeza y después, en un balón perdido en el banderín de córner que Oyarzabal atrasa para Zaldua, este de un buen último pase la pone en la cabeza de William José, que con potencia y al límite de la ley, le gana en el salto a un blando Gálvez y hace el gol del empate. Hay tiempo, chicos, se puede, pero el Rayo aguantó las embestidas. Dejó el equipo madrileño un buen sabor de boca en lucha y pelea y buen trato al balón y se llevó un punto muy merecido en un campo que es muy complicado puntuar.

Fue un partido donde quedó muy señalado el Rulli por el error en el primer gol y se escucho música de viento en el campo, mal pronóstico. En mi opinión en el próximo encuentro ante el Valencia debe jugar, sí o sí,  Moyá, ya recuperado de su lesión de inicio de liga, aunque me queda una duda: ¿A Rulli lo vendemos, después de visto lo visto, o lo dejamos en plantilla hasta final de liga, siendo un jugador que ha perdido toda  la confianza de la afición? ¡Ay mi cabeza! Silbidos a Aranzabal, Rekarte, Alberto, De Pedro, Uralde, Larrañaga, y aplausos cuando salía Nekati.

Sobre el autor

Entrenador de fútbol y tinerfeño. Ha pasado por multitud de banquillos guipuzcoanos, entrenando a equipos como el Lagun Onak, Beasain o Real Unión, entre otros, antes de recalar en la Real Sociedad en 2001. En el club txuri urdin estuvo nueve temporadas en varias fuciones, como la de ayudante de Periko Alonso o de Gonzalo Arconada.


septiembre 2018
MTWTFSS
     12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930