Blogs

Lorenzo Mejino

Series para gourmets

La Víctima Número 8 : Un efectivo thriller vasco sobre los efectos del terrorismo yihadista

Hace pocos meses con motivo de la celebración del primer festival Crossover Series en Donostia, me hicieron una entrevista donde declaré mi ilusión  de poder reseñar en el futuro y por primera vez alguna serie original de EiTB, que pudiera competir en los mercados internacionales.

Pues bien, mis deseos se han hecho realidad con el estreno de ‘La Victima Número 8’ un thriller muy interesante rodado en su mayor parte en escenarios naturales de Bilbao y alrededores y que supone un verdadero punto de inflexión en el sistema de producción de la televisión pública vasca, al encargarlo a una productora externa con la ayuda de TeleMadrid, coproductora de la serie.

Una premisa original y de lo más interesante que explora los efectos de un atentado terrorista de origen yihadista desde el punto de vista de las familias de las victimas y también del entorno del principal sospechoso del atentado.

Este hecho le proporciona un enfoque inédito al género que me ha dejado un gran sabor de boca por el esfuerzo y el resultado obtenido, más allá de los pequeños desajustes habituales al iniciarse en este tipo de producciones como les vamos a analizar a continuación, pero muy orgullosos de poder estrenarnos con una serie vasca en nuestro blog

victima-numero-ochoFicha: La Victima número 8 8 ep+  50 m Oct 2018 – Cadena:  ETB2 / Telemadrid (E)

Sinopsis: En pleno Casco Viejo de Bilbao se produce un atentado terrorista cuando una furgoneta conducida por un presunto yihadista arremete contra las personas que transitan por las atestadas calles céntricas bilbaínas, dejando siete victimas mortales y mas de un treintena de heridos, varios de ellos de extrema gravedad.

Las autoridades no tardan en identificar al presunto culpable que ha huido del lugar de los hechos como Omar, un joven marroquí que lleva diez años viviendo con su familia en Bilbao y que aparentemente estaba plenamente integrado en el tejido social de la ciudad.

Su novia Edurne se niega a aceptar el hecho de que Omar sea  ese terrorista y empieza a indagar por su cuenta con la ayuda de Eche un veterano periodista   de sucesos, para intentar probar la inocencia de su novio y convencer a la inspectora encargada del caso, Koro Olaegui, de que se han equivocado de sospechoso.

El inicio: Marc Cistaré es uno de los guionistas de referencia de la poderosa productora Globomedia, formando parte de los equipos creativos de series como ‘Los Hombres de Paco’ , ‘El Barco’ o ‘Vis a Vis’ , enormemente populares en nuestro país.

cistareInquieto y buscando nuevos formatos. empezó a desarrollar la idea con su colaboradora habitual Sara Antuña para explorar lo que sucede con las familias de todas las personas afectadas por un atentado terrorista, una vez se han ido todos los enviados especiales y el suceso ha sido desplazado de las portadas de los medios de comunicación por nuevas noticias y sucesos.

El criminal atentado de Barcelona fue la inspiración inicial para desarrollar el concepto de la serie que presentaron a sus jefes en Globomedia, que estuvieron encantados con la idea, aunque tenían  grandes dudas iniciales sobre las posibilidades comerciales de una serie centrada en el terrorismo islámico y sus consecuencias

No deja de ser curioso el hecho de que sea un tema casi inédito en nuestras televisiones que suelen huir como alma en pena de estas historias arriesgadas, a pesar de que luego las mismas televisiones no dudan en reproducir en bucle en sus noticias las imágenes más morbosas o escabrosas que les llegan de esos atentados.

A pesar de esas predicciones agoreras, la idea les encantó a los directivos de ETB y Telemadrid que decidieron hacer un encargo conjunto de la serie coproduciéndola, rodando en Bilbao y Madrid con un presupuesto bastante modesto y empezando a promocionarla por los festivales nacionales con el siguiente ‘teaser’ para abrir boca.

La serie se estrenó el pasado mes de Octubre en ambas cadenas, con mucho mejor resultado de audiencia en su emisión por la televisión pública vasca que por la madrileña, a pesar de que la crítica la recibió de forma bastante elogiosa pero eso no evitó que pasará completamente desapercibida entre tanta oferta en especial en Madrid.

Para abrir boca nada mejor que el espectacular trailer de la serie.

La trama: ‘La Victima número 8’ empieza directamente de forma impactante con el atentado terrorista de la furgoneta, pero con la habilidad de mostrarlo de forma indirecta sin recrearse en detalles sanguinolientos, por lo que vivimos esos primeros momentos a través de las reacciones de la gente que sale huyendo del lugar de los hechos en lugar de mostrarnos los cuerpos de las victimas o el propio momento del atropello.

Tras esos momentos de confusión inicial, pronto entran en acción las fuerzas policiales para identificar a las victimas y sobre todo al autor del atentado que ha huido del lugar de los hechos a pie, como han recogido diferentes cámaras de seguridad de la zona.

La identificación de Omar Jamaal, como el presunto terrorista, es el detonante de la trama principal, que sigue el esquema del fugitivo que intenta por un lado no ser atrapado por la policía mientras intenta probar su inocencia, como comentan en el siguiente vídeo

Esa identificación tiene un profundo impacto tanto en Edurne, una ATS que es su novia vasca desde hace meses y sobre todo en su familia tanto en sus padres como en sus dos hermanos, que van a ser automáticamente colocados en el saco de presuntos colaboradores del terrorismo, con todos los prejuicios discriminatorios actuando a todos los niveles con cada miembro de la familia Jamaal.

En el bando opuesto tenemos a la familia de una de las victimas Gorka Azkarate, el heredero de una importante corporación industrial bilbaina, que solo quiere capturar al terrorista, llegando incluso a ofrecer una importante recompensa por cualquier información que pueda a llevar a su captura.

Entre medio tenemos a las fuerzas de la ley representadas por la inspectora Olaegui encargada de dirigir las investigaciones a pesar de su avanzado estado de gestación, cuya labor es intentar discernir la verdad y toda la verdad sobre el atentado terrorista como explica en su perfil de la serie.

La huida de Omar junto con la historia de su amor casi imposible con Edurne, que quiere ayudarle a probar su inocencia, nos proporciona escenas como la siguiente, donde podemos ver todo lo bueno, pero también algunos de los defectos de la serie que comentaremos más adelante.

‘La víctima numero 8’ es un thriller que funciona bastante bien, gracias a un ritmo elevado que alberga muchos giros y situaciones que dan grandes vuelcos a todos nuestros pensamientos previos, aunque en algunos casos dichos giros son un poco demasiado telegrafiados en las escenas anteriores, pero en otros son verdaderas sorpresas que realmente consiguen mantener en vilo la tensión del espectador.

No puedo ni quiero extenderme en más detalles sobre la trama, porque sería chafarles la gracia de poder verlas en el momento en que se producen, pero si que puedo afirmar que están muy bien dosificadas y hacen avanzar la historia de una forma harto efectiva, dentro del género del thriller de acción.

Me ha sorprendido muy gratamente ‘La Víctima Número 8’, ya que me llamó la atención desde que pude asistir a la presentación de la serie en el festival ‘Serielizados’, poco antes de su estreno y con su creador Marc Cistaré explicando sus objetivos con la serie, con un trailer que prometía algo diferente, como finalmente ha cumplido.

A pesar de los desajustes en algunos actores, la valoración global es muy positiva, ya que tanto su estructura como su resultado final como thriller de acción es perfectamente exportable e incluso por encima de muchas series europeas de cadenas mas potentes como HBOEuropa o Netflix, que suelen tratar temáticas similares y les puedo asegurar con bastante menos traza y acierto, como les analizo cada lunes.

Las numerosas localizaciones exteriores bilbaínas son otro gran acierto, para darle ese toque local distintivo dentro de una temática como el terrorismo que es perfectamente asimilable y comprensible por muchas otras culturas como un gran ejemplo de esa máxima ‘Actúa local, piensa global’, que es el mayor acierto de la producción, como pueden ver en este vídeo sobre el rodaje bilbaíno.

Los actores:

Los principales problemas de la serie vienen por el aspecto de las interpretaciones, ya que la pareja protagonista no me ha acabado de convencer en especial la joven María de Nati, que encarna a Edurne, que a pesar de todos sus esfuerzos, siempre he tenido la sensación de que un personaje tan complicado le venía demasiado grande, sin encontrar el tono justo, demasiado blanda a veces y muy forzada en otras.

pareja-protagonistaSu novio en la ficción Cesar Mateo, está algo mejor, pero con un personaje mucho más plano, en huida continua y aterrorizado ante lo que pueden acabar haciéndole si le atrapan sus perseguidores, pero tampoco me ha parecido que tuviera un gran química en pantalla con su compañera y eso es achacable a ambos interpretes.

Tampoco me ha acabado de convencer mucho Iñaki Ardanaz en el papel de Gaizka, el hermano de Gorka, que carga sobre sus espaldas toda la trama empresarial de la sucesión de su hermano asesinado, tomando una serie de decisiones altamente cuestionables, pero sin mostrar en pantalla la fuerza ni la valentía necesaria para tomarlas y apechugar con las consecuencias.

linder-ardanazPor suerte comparte muchas escenas en sus trifulcas familiares, con su cuñada y viuda de su hermano en la ficción Almudena, interpretada con mucha convicción y fuerza por la gaditana Lisi Linder, que eleva el nivel de esas tramas con su presencia.

En el aspecto positivo destacar la gran interpretación de la donostiarra Verónika Moral como la inspectora Koro Olaegui, una mujer fuerte e independiente que es la verdadera brújula moral de la serie, a la que  interpreta con una enorme fuerza que hace que toda su trama y sus escenas sean las mejores de la serie gracias a su gran trabajo, convirtiéndose en la protagonista de facto de la serie.

veronika-moralA su lado brilla con mucha fuerza, otro veterano actor curtido en mil series como es Marcial Álvarez, impresionante como el descreído y pasota periodista Eche, que se convierte en el único apoyo de la pobre Edurne, para probar la inocencia de su novio.

marcial-alvarezEl mayor acierto y valentía de la serie viene por su retrato de la familia musulmana de Omar y como se queda al descubierto frente a todos los prejuicios de la sociedad, destacando sobre todos la interpretación de Farah Hamed como la madre coraje que es Adila, infinitamente mejor que en un papel similar de madre musulmana que hacía en ‘Élite’, con una gran fuerza por defender a su familia ante todos y frente a todos.

familia-jamal

Final : La 1T finaliza con muchas tramas abiertas que deberían tener una continuidad en una segunda temporada para poder dar respuesta a todos los interrogantes que han dejado en el aire, pero sus audiencias paupérrimas madrileñas iniciales, pueden hacer peligrar su continuidad.

Por suerte tienen la oportunidad de poder verla sin ningún problema en la web de ambas televisiones públicas, por lo que les recomiendo que le echen un vistazo porque no es habitual tener una producción vasca de ese nivel y lo mínimo que podemos hacer es apoyarla mediante su visionado que todas las entradas cuentan.

Esa ha sido mi intención  con esta reseña sobre ‘La Victima Número 8’ ,  la primera serie vasca que aparece en este blog alojado en terreno donostiarra y que me ha permitido sacarme una espinita clavada desde hace tiempo.

Esperamos sus opiniones y comentarios, aquí o en nuestra cuenta de twitter (@lmejino). Hasta la próxima

Lorenzo Mejino