Diario Vasco
img
'American Psycho', los asesinos también pueden ser limpios
img
Asier Manrique | 20-02-2015 | 09:34

AMERICAN PSYCHO

Título original: American Psycho

Año: 2000

Duración: 101 minutos

País: Estados Unidos

Director: Mary Harron

Guion: Mary Harron y Guinevere Turner (basado en la novela de Bret Easton Ellis)

Música: John Cale

Fotografía: Andrzej Sekula

Reparto: Christian Bale, Willem Dafoe, Jared Leto, Josh Lucas, Samantha Mathis, Matt Ross, Bill Sage, Chloë Sevigny, Cara Seymour, Guinevere Turner,Reese Witherspoon, Justin Theroux y Monika Meier

Productora: Lions Gate

Género: Drama / Terror

En un mundo moralmente plano en el que la ropa tiene más sentido que la piel, Patrick Bateman es un espécimen soberbiamente elaborado que cumple todos los requisitos de Máster del Universo, desde el diseño de su vestuario hasta el de sus productos químicos. Es prácticamente perfecto, como casi todos en su mundo e intenta desesperadamente encajar en él. Cuando más intenta ser como cualquier otro hombre adinerado de Wall Street, más anónimo se vuelve y menos control tiene sobre sus terribles instintos y su insaciable sed de sangre, que lo arrastra a una vorágine en la que los objetos valen más que el cuerpo y el alma de una persona. (FilmAffinity)

Christian Bale (‘Exodus: Dioses y reyes’ y ‘El Caballero Oscuro’) interpreta al broker Patrick Bateman. Bale nos presenta a un hombre sumido en el completo culto a su imagen, refinado en sus modales y atractivo. El actor galés vuelve a demostrar su versatilidad al interpretar a un personaje con diversas facetas, desde el apático narcisista, hasta el despiadado asesino. 

Se suman a este reparto nombres como Willem Dafoe (El Gran Hotel Budapest) interpretando al detective que investiga el primer crimen de Bateman. Jared Leto (‘Dallas Buyers Club’) como el compañero de oficina que despierta el instinto asesino de Bale. Además encontramos con pequeños papeles a Josh Lucas (‘Una mente maravillosa’) o Reese Witherspoon (‘En la cuerda floja’). Aún así, todos quedan en un segundo plano por el arrollador trabajo de un Christian Bale pletórico.

Dirige la cinta la canadiense Mary Harron. Su trabajo en el cine ha sido breve, destacando, casi únicamente, su papel como directora y guionista en ‘American Psycho’. Ha trabajado en televisión dirigiendo episodios de ‘The L World’, ‘A dos metros bajo tierra’ y ‘Big Love’

Nos encontramos ante una película abierta a interpretaciones, Harron deja en manos del espectador la forma de entender las situaciones narradas y un final completamente abierto. La confesión final de Bale y la reacción de su abogado trastocan la forma en la que la película transcurre y quiebra todo, para que nosotros podamos darle la explicación que creamos oportuna.

El contenido violento y sangriento de la película fue la mayor razón para las críticas. El actor Leonardo DiCaprio rechazó protagonizar la cinta por su alto contenido violento, dejando el papel en manos de Christian Bale. En algunos países fueron suprimidas escenas clave de la película, provocando mayor confusión todavía con el final de la cinta.

Aún y todo, es un placer ver a Christian Bale como un asesino que huye del estereotipo de psicópata de Hollywood, esos asesinos que viven en lugares oscuros, matan en espacios sucios, roñosos y tan poco higiénicos. A medida que la cinta avanza sus actos serán menos ordenados y limpios, siendo especialmente perturbadora la escena en la que Bale persigue a la prostituta con una sierra eléctrica (aparece en el trailer, no se trata de un spoiler).

Lo mejor: Christian Bale y el final.

Lo peor: un inicio lento, que nos puede hacer dejar la película.

Sobre el autor Asier Manrique
Cine de ayer, hoy y de siempre en El Fotograma

Otros Blogs de Autor