Diario Vasco
img
‘La serie Divergente: Leal’, ¿qué necesidad hay de esto?
img
Asier Manrique | 18-03-2016 | 10:39| 0

LA SERIE DIVERGENTE: LEAL

Título original: The Divergent Series: Allegiant

Año: 2016

Duración: 121 minutos

País: Estados Unidos

Director: Robert Schwentke

Guion: Noah Oppenheim, Adam Cooper y Bill Collage

Música: Joseph Trapanese

Fotografía: Florian Ballhaus

Reparto: Shailene Woodley, Theo James, Naomi Watts, Ansel Elgort, Miles Teller, Jeff Daniels, Jonny Weston, Bill Skarsgård, Kristin McKenzie, Juanita J.P. Taylor, Marisol Correa, Jessica Yoshimura, Steven A.D. Taylor, Lindsey McCollough, Zoë Kravitz, Octavia Spencer, Keiynan Lonsdale, Maggie Q y Ray Stevenson

Productora: Summit Entertainment

Género: Ciencia ficción / Acción / Romántico

También puedes leer sobre otras películas de la saga: Divergente y La serie Divergente: Insurgente

Tras las revelaciones trascendentales de ‘Insurgente’, Tris debe escapar con Cuatro e ir más allá del muro que rodea Chicago. Por primera vez dejarán la única ciudad y familia que conocen. Una vez fuera, todo aquello que presuponían como cierto, pierde cualquier sentido tras la revelación de nuevas verdades. Tris y Cuatro deben decidir rápidamente en quién confiar mientras se inicia una guerra despiadada que amenaza a toda la humanidad. Para sobrevivir, Tris se verá forzada a tomar decisiones imposibles sobre el coraje, la lealtad, el sacrificio y el amor. (FilmAffinity)

La Serie Divergente comenzó muy mal, adaptando un material literario pobre en una película también pobre. Es cierto que ha tenido que lidiar contra la saga de Los juegos del hambre, mucho más consistente, y El corredor del laberinto, sagas superiores cinematográficamente hablando. Ni la incorporación de actores del calibre de Naomi Watts (Lo imposible), Jeff Daniels (Marte (The Martian)‘) u Octavia Spencer, consiguen salvar una saga que debería haber terminado en este tercer episodio, y no separar el último libro en dos partes.

Ni los buenos actores que poblan el reparto de la película salvan a esta de caer en el hastío, la insulsez absoluta y la monotonía de una historia que no consigue despegar ni enganchar. El libro de Veronica Roth ya era aburrido, nada interesante y sumamente pesado, pero este filme se supera, consiguiendo que Divergente e Insurgente se vean como buenas películas.

Del reparto que sigue desde la primera entrega se salva Miles Teller, actor por el que ya he dicho en más de una ocasión que tengo debilidad. Gracias a él consigue el espectador echar alguna que otra risa y salir del sopor en el que uno cae durante las dos horas de metraje. El actor de Whiplash, sin ser protagonista, consigue ser un robaescenas y destacar siempre que aparece.

Entre los demás, sigue la frialdad en la relación entre Shailene Woodley y Theo James, no hay quien se crea esta relación, de hecho, ambos funcionan mejor cuando están separados. Pareja de guapos, ella con capacidad para actuar también, que no consiguen que el espectador se implique en una relación fría y aburrida.

Bill Skarsgård, Ansel Elgort y Zoë Kravitz (Mad Max: Furia en la carretera) quedan relegados a mera comparsa, una pena, porque no son malos actores, sobre todo ellos dos.

Esta saga pide a gritos que le pongan punto y final, que terminen con el sufrimiento del espectador y de los propios fans del libro, que estarán ojipláticos descubriendo que el material literario se lo están pasando por el forro. Nada en ‘Leal’ es fiel al libro, y con nada quiero decir nada. Una cosa es adaptar el material a un medio distinto, a una forma diferente de contar las cosas, pero otra cosa es contar una historia completamente nueva, cargarse a personajes con cierto peso en el libro y dejar abierta la puerta a una tercera parte que, ya veremos, cómo la rematan.

De Divergente pasó a Insurgente. Posteriormente llegará ‘Ascendente’, que no rima exactamente igual, pero es aceptable. ¿Por qué se llama la tercera parte ‘Leal’? Sé la respuesta viendo la película y leyendo el libro, pero podrían haberla llamado ‘Detergente’, terminando de rematar lo absurdo que suena todo en esta saga para adolescentes con poco criterio.

Lo mejor: Miles Teller, Jeff Daniels, Naomi Watts y Octavia Spencer

Lo peor: que los actores señalados como lo mejor no puedan lucirse del todo por culpa de un guion zafio, barato y ridículo

Ver Post >
‘Intocable’, una historia sencilla e inspiradora
img
Asier Manrique | 11-03-2016 | 17:33| 0

INTOCABLE

Título original: Intouchables

Año: 2011

Duración: 109 minutos

País: Francia

Directores: Olivier Nakache y Eric Toledano

Guion: Olivier Nakache y Eric Toledano

Música: Ludovico Einaudi

Fotografía: Mathieu Vadepied

Reparto: François Cluzet, Omar Sy, Anne Le Ny, Audrey Fleurot, Clotilde Mollet, Joséphine de Meaux, Alba Gaia Bellugi, Cyril Mendy, Christian Ameri, Marie-Laure Descoureaux y Gregoire Oestermann

Productora: Gaumond / Quad Productions / Canal + / TF1 Films

Género: Comedia / Drama

Philippe, un aristócrata millonario que se ha quedado tetrapléjico a causa de un accidente de parapente, contrata como cuidador a domicilio, a Driss, un inmigrante de un barrio marginal recién salido de la cárcel. Aunque, a primera vista, no parece la persona más indicada, los dos acaban logrando que convivan Vivaldi y Earth, Wind and Fire, la elocuencia y la hilaridad, los trajes de etiqueta y el chandal. Dos mundos enfrentados que, poco a poco, congenian hasta forjar una amistad tan disparatada, divertida y sólida como inesperada, una relación única en su especie de la que saltan chispas. (FilmAffinity)

Cuando los franceses dejan su chauvinismo a un lado, y hacen cine cotidiano, hay pocos que puedan con ellos. Podrían ponerse cientos de ejemplos, como la célebre ‘Amèlie’, que algún día tengo que traer a este blog, porque sigo sin entender la razón de su éxito, la desconocida 21 noches con Pattie o la más reciente La familia Bèlier, cine de verdad sin necesidad de grandilocuencias.

‘Intocable’ es un brillante ejemplo de este tipo de cine. Basado en hechos reales, se trata del choque producido entre el tetrapléjico Philippe y su peculiar cuidador, el inmigrante Driss. Mezclando el humor y el drama, ‘Intocable’ es una película que inspira y que llena de fuerza al que la ve.

Todo un soplo de energía de la mano de una dupla de actores en forma. François Cluzet, veterano del cine francés, como el multimillonario Philippe y Omar Sy, actor de moda en Hollywood, como su cuidador, forman un equipo sin igual, potente, intenso y altamente divertido.

Los directores, Olivier Nakache y Eric Toledano, firman aquí su mejor película. La posterior, ‘Samba’, presentada también en el Festival de San Sebastián, queda en segundo plano dentro de las historias sobre inmigración que están realizando Nakache y Toledano.

Lo mejor: La cercanía y fuerza de la historia cotidiana.

Lo peor: Toda la trama que tiene que ver con la hija del multimillonario.


Ver Post >
‘Deadpool’, el antihéroe que se ríe de todo
img
Asier Manrique | 04-03-2016 | 18:03| 0

DEADPOOL

Título original: Deadpool

Año: 2016

Duración: 106 minutos

País: Estados Unidos

Director: Tim Miller

Guion: Rhett Reese, Paul Wenick

Música: Junkie XL

Fotografía: Ken Seng

Reparto: Ryan Reynolds, Morena Baccarin, Ed Skrein, Gina Carano, T.J. Miller, Rachel Sheen, Brianna Hildebrand, Paul Lazenby, Sean Quan, Ben Wilkinson, Naika Toussaint, Olesia Shewchuk, Kyle Cassie, Style Dayne, Fabiola Colmenero y Stan Lee

Productora: 20th Century Fox

Género: Acción / Fantástico / Comedia

Basado en el anti-héroe menos convencional de Marvel, Deadpool narra el origen de un ex-operativo de la fuerzas especiales llamado Wade Wilson, reconvertido a mercenario y que, tras ser sometido a un cruel experimento, adquiere poderes de curación rápida, adoptando el alter ego de Deadpool. Armado con sus nuevas habilidades y un oscuro y retorcido sentido del humor, Deadpool intentará dar caza al hombre que casi destruye su vida. (FilmAffinity)

En una época en la que la cartelera está llena de películas de superhéroes, ‘Deadpool’ es un caso extraño de filme que no toma al espectador por tonto y es un zas en toda la boca. Violenta, obscena, tonta, directa y transgresora, ‘Deadpool’ rompe con lo establecido y aprovecha sus 106 minutos para reírse de todo y de todos.

Ryan Reynolds ha encontrado el personaje de su vida con Deadpool. Ya demostró en ‘X-Men Orígenes: Lobezno’ que Deadpool es un personaje que le va como anillo al dedo, no como aquel esperpento de la competencia de Marvel que protagonizó, ‘Linterna Verde’. Reynolds no es un gran actor, incluso se ríe de si mismo en esta película.

El resto del reparto apenas tiene posibilidad de sobresalir en una cinta que está diseñada para un único personaje. Ed Skrein, como el villano Ajax/Francis, tiene algún momento de lucidez, pero ‘Deadpool’ es Ryan Reynolds y nadie más.

Fuera de la estructura habitual de las películas de superhéroes, ‘Deadpool’ es un soplo de aire fresco. Desde el primer momento importa más bien poco lo que vaya a suceder, pero consigue capturar la atención del espectador con una estructura basada en continuos gags, chistes y bromas, un festival del humor que entretiene al espectador sin tomarle por estúpida.

Al contrario que otras películas de superhéroes, aquí lo soez tiene mucho peso. No se trata al espectador como un idiota que solo puede consumir chistes facilones, casi infantiles. ‘Deadpool’ es el humor de Robert Downey Jr. en ‘Iron Man’ llevado al extremo. Gracias 20th Century Fox por no suavizar un personaje como este.

Pero con ‘Deadpool’ está ocurriendo algo que debería despertar conciencias. Vamos a ver, es una película calificada para mayores de 18 años, por lo tanto no es para niños, por mucho que haya un hombre en mallas y se trate de una película basada en un personaje de cómic. Hay padres que tapan los oídos, o los ojos, a los niños porque lo que aparece en pantalla no es apropiado para ellos. Si decides que tu hijo puede ir al cine a ver esta película, toma la decisión con todas las consecuencias, pero estaría bien informarse antes de qué va y qué tipo de película es para no tener que caer en el absurdo de censurar nada.

Lo mejor: sentido del humor y que no toma al espectador por tonto.

Lo peor: la poquísima relevancia de todos los personajes, excepto el protagonista.

Ver Post >
‘Carol’, delicada y sutil historia de amor
img
Asier Manrique | 02-03-2016 | 13:39| 0

CAROL

Título original: Carol

Año: 2015

Duración: 118 minutos

País: Reino Unido

Director: Todd Haynes

Guion: Phyllis Nagy

Música: Carter Burwell

Fotografía: Edward Lachman

Reparto: Cate Blanchett, Rooney Mara, Sarah Paulson, Kyle Chandler, Jake Lacy, Cory Michael Smith, Carrie Brownstein, John Magard, Kevin Crowley, Gielreath, Ryan Wesley Gilreath, Trent Rowland, Jim Dougherty, Douglas Scott Sorenson y Nik Pajic

Productora: Film4

Género: Romántico / Drama

Nueva York, años 50. Therese Belivet, una joven dependienta de una tienda de Manhattan que sueña con una vida mejor, conoce un día a Carol Aird, una mujer elegante y sofisticada que se encuentra atrapada en un matrimonio infeliz. Entre ellas surge una atracción inmediata, cada vez más intensa y profunda, que cambiará sus vidas para siempre. (FilmAffinity)

En un momento donde medio Hollywood se ha puesto en pie de guerra por la falta de afroamericanos entre los nominados y premiados en los Óscars, hay otros que llaman la atención por otra carencia importante de la industria de cine, reconocer a los actores, películas y personajes relacionados con la comunidad LGTB. ‘Carol’ ha llegado a los Óscars con 6 nominaciones, pero pasando sin pena ni gloria, porque sigue siendo una película que trata una temática demasiado violenta para una industria tan conservadora, la homosexualidad.

‘Carol’ narra con delicadeza y sutileza una historia de amor entre dos mujeres que se va fraguando a fuego lento. La película deja a los pequeños gestos, las miradas, las manos y la interpretación de las dos actrices protagonistas la muestra de la evolución de una relación intensa.

La película de Todd Haynes narra esa necesidad de las personas del mismo sexo de tener que vivir su relación detrás de una cortina, ante el miedo del rechazo de una sociedad que pregona su apertura de mente pero reserva el rechazo a todo aquel que salga de lo establecido. Haynes acierta al narrar la claustrofobia de tener que vivir estas relaciones en los años 50, una época en la que todavía la homosexualidad estaba aceptada como enfermedad mental.

Pero si hay motivos para ver ‘Carol’ es por sus protagonistas, Cate Blanchett y Rooney Mara. Blanchett, que ya trabajó a las órdenes de Haynes, vuelve a dejar una actuación de sobresaliente. Es una de las grandes damas de la actuación del momento, querida por todos y que consigue estar creíble en todos sus papeles. Rooney Mara no se queda corta ante la presencia arrolladora de Blanchett y también nos regala una actuación para enmarcar.

Mientras Blanchett es fría, distante y está controlada, Mara es el contrapunto perfecto. El espectacular trabajo de las dos protagonistas, en un juego de amor mucho menos tosco que el mostrado en ‘Brokeback Mountain’, bien merece los aplausos unánimes que ha ido recibiendo la película durante todo el año 2015.

Poco que reprochar a una película que se disfruta durante sus dos horas de metraje, que consigue que el espectador mantenga la atención. ‘Carol’ es una película hecha para saborearse. Un caramelo que disfrutarás si dejas atrás los prejuicios y ves la película como lo que es, una historia de amor, una historia de superación y el drama de dos personas que no pueden dar rienda suelta a sus sentimientos ante el temor de lo que dirán o de lo que pueden perder.

Lo mejor: las actuaciones de sus dos protagonistas, Cate Blanchett y Rooney Mara.

Lo peor: no es apta para el público que sigue anclado en las cavernas.

Ver Post >
‘La habitación’, desgarradora, imprescindible
img
Asier Manrique | 26-02-2016 | 09:04| 0

LA HABITACIÓN

Título original: Room

Año: 2015

Duración: 118 minutos

País: Irlanda

Director: Lenny Abrahamson

Guion: Emma Donoghue

Música: Stephen Rennicks

Fotografía: Danny Cohen

Reparto: Brie Larson, Jacob Tremblay, Joan Allen, William H. Macy, Megan Park, Amanda Brugel, Sean Bridgers, Joe Pingue, Chantelle Chung, Randal Edwards, Jack Fulton y Kate Drummond

Productora: Films4

Género: Drama

Para Jack, un niño de cinco años, la habitación es el mundo entero, el lugar donde nació, donde come, juega y aprende con su madre. Por la noche, mamá lo pone a dormir en el armario, por si viene el viejo Nick. La habitación es el hogar de Jack, mientras que para su madre es el cubículo donde lleva siete años encerrada, secuestrada desde los diecinueve años. Con gran tesón e ingenio, la joven ha creado en ese reducido espacio una vida para su hijo, y su amor por él es lo único que le permite soportar lo insoportable. Sin embargo, la curiosidad de Jack va en aumento, a la par que la desesperación de su madre, que sabe que la habitación no podrá contener ambas cosas por mucho más tiempo. (FilmAffinity)

‘La habitación’ es de esas pequeñas joyas, impactantes y desgarradoras que nada más verlas te marcan. Está nominada a 4 Óscars: mejor guion adaptado, mejor actriz (Brie Larson), mejor director (Lenny Abrahamson) y mejor película.

Probablemente solo pueda luchar por el premio de Mejor Actriz, aunque para mi merece también el de Mejor Película, ya que su protagonista, Brie Larson, está espectacular. La actriz consigue transportarnos a ese encierro, la claustrofobia y la desesperación que vive su personaje en un trabajo lleno de matices.

No se queda atrás tampoco el pequeño Jacob Tremblay. Ver a este niño actuar es una delicia. Sobresaliente para él, que lleva el peso de la película durante muchos minutos. Bien merecería también recibir una estatuilla este domingo en la gala de los Óscars.

La cinta se divide en dos partes (encierro y liberación). Las dos partes están bien diferenciadas, pero resultan igual de apasionantes. La primera mitad es potente, intensa, claustrofóbica, angustiosa… La segunda mitad, a pesar de seguir un esquema más tradicional, es igual de intensa y potente que la primera mitad.

Lo que comienza como una película desconcertante, pasa a ser una montaña rusa de emociones que dura 2 horas. ‘La habitación’ captura y no te suelta durante todo su metraje. Estruja, suelta y vuelve a oprimir al espectador una y otra vez, hasta terminar por soltar unas lágrimas en varias ocasiones, y especialmente al final.

‘La habitación’ consigue que el espectador se vincule al personaje y ese torbellino de sensaciones que viven llegue hasta la butaca de la sala de cine, tal y como debe hacer el buen cine. La indiferencia no tiene lugar en ‘La habitación’, querrás saber más, querrás saber cómo termina, cuál será el siguiente paso… es cine con mayúsculas. Toda una obra maestra, me tomo la licencia de llamarla así, que debería ser de visionado obligado.

Ojalá pueda llevarse más premios fuera del de Mejor Actriz, que parece que se disputará Larson con Blanchet o Vikander, únicas rivales a tener en cuenta en esta categoría. Aunque para un filme así llegar a estar nominado al Óscar es ya un premio, un ejemplo claro de filme sencillo y pequeño que da una lección de cómo contar una historia a los que gastan cifras astronómicas en hacer una película.

Lo mejor: todo, pero sobre todo, Brie Larson y Jacob Tremblay.

Lo peor: que no se llevará todos los premios que merece.

Ver Post >
‘Brooklyn’, bonita, pero ¿merece estar entre las 8 mejores películas del año?
img
Asier Manrique | 24-02-2016 | 13:27| 0

BROOKLYN

Título original: Brooklyn

Año: 2015

Duración: 111 minutos

País: Irlanda

Director: John Crowley

Guion: Nick Hornby

Música: Michael Brook

Fotografía: Yves Bélanger

Reparto: Saoirse Ronan, Emory Cohen, Domhnall Gleeson, Julie Walters, Jim Broadbent,Michael Zegen, Mary O’Driscoll, Eileen O’Higgins, Emily Bett Rickards, Paulino Nunes, Eve Macklin, Maeve McGrath, Jenn Murray, Aine Ni Mhuiri y Nora-Jane Noone

Productora: Irish Film Board

Género: Drama / Romántico

En los años 50, la joven Eilis Lacey decide abandonar Irlanda y viajar a los Estados Unidos, concretamente a Nueva York, donde conoce a un chico del que se enamora. Pero un día, a Eilis le llegan noticias de un grave problema familiar y tendrá que decidir entre quedarse en su nuevo país o volver a su tierra natal. (FilmAffinity)

‘Brooklyn’ es la menos agradaciada en nominaciones de las 8 nominadas a mejor película en los Óscars 2016, acumula 3 nominaciones. La película irlandesa opta a llevarse las estatuillas en las categorías de mejor película, mejor guion adaptado y mejor actriz (Saoirse Ronan).

Historia de amor muy manida, de las que hemos visto cientos en las tardes de domingo de cualquier cadena de televisión. Estructura y desarrollo, y formas, de TV-movie, pero pasando por el cine, que le da más caché. No hay novedad, no hay sorpresa, no hay nada que no hayamos visto ya en centenares de películas.

La actriz principal, Saoirse Ronan (El Gran Hotel Budapest), saca a flote una película agradable, bienintencionada y fácil de consumir, pero que ni de lejos merece estar entre las 8 mejores películas del año. Y, a pesar de todo, está entre las 8 películas nominadas a mejor película.

Ronan es la película, hace grande un papel que es el típico arquetipo de personaje de este tipo de películas. Está todo tan manido que si no fuera por ella habría pasado desapercibida. Buen trabajo también de la siempre grande Julie Walters (Mamma Mia!). Entre los pocos roles masculinos de la cinta destaca Emory Cohen, que consigue dibujar un personaje alejado de la frialdad de la mayoría de personajes de la cinta.

‘Brooklyn’ es agradable y bonita, pero no llega a implicar al espectador en la historia del modo en que tendría que hacerlo la historia que narra. Cuando la historia empieza a interesar, corta ese desarrollo, devuelve a la chica a Irlanda y rompe del todo el ritmo. Pero es todo tan previsible que no cuesta mucho adivinar cuál será el final de la película.

Películas como Mad Max son predecibles y poco novedosas, pero suplen esas carencias con una historia que engancha y consigue mantener la atención durante todo el metraje. De ‘Brooklyn’ se puede decir de malo que es predecible, pero, quitando a la actriz protagonista, hay pocos elementos que lleven a calificarla como una gran película, por lo tanto mi pregunta es, ¿merece estar entre las 8 mejores películas del año? Definitivamente, no.

Lo mejor: Saoirse Ronan.

Lo peor: es más de lo mismo de siempre.

Ver Post >
‘El puente de los espías’, poca acción y mucho personaje
img
Asier Manrique | 19-02-2016 | 12:41| 0

EL PUENTE DE LOS ESPÍAS

Título original: Bridge of Spies

Duración: 135 minutos

País: Estados Unidos

Director: Steven Spielberg

Guion: Matt Charman, Ethan Coen y Joel Coen

Música: Thomas Newman

Fotografía: Janusz Kaminski

Reparto: Tom Hanks, Mark Rylance, Amy Ryan, Scott Shepherd, Sebastian Koch, Billy Magnussen, Alan Alda, Jesse Plemons, Eve Hewson, Peter McRobbie, Austin Stowell, Domenick Lombardozzi y Michael Gaston

Productora: DreamWorks

Género: Thriller / Drama

James Donovan, un abogado de Brooklyn (Nueva York) se ve inesperadamente involucrado en la Guerra Fría entre su país y la URSS cuando la mismísima CIA le encarga una difícil misión: negociar la liberación de un piloto estadounidense capturado por la Unión Soviética. (FilmAffinity)

6 nominaciones a los Óscars para la última película filmada por Steven Spielberg. ‘El puente de los espías’ está nominado a Mejor mezcla de sonido, Mejor dirección artística, Mejor guion original, Mejor banda sonora, Mejor actor de reparto (Mark Rylance) y Mejor película.

En un año lleno de películas de espías (Kingsman. Servicio secreto, Operación U.N.C.L.E. o Spectre), ‘El puente de los espías’ sale de la tónica habitual de las películas de esta temática, ya que apenas tiene acción y su potencial reside en un guion bien elaborado y en personajes profundos. Con un ritmo pausado, pero bien llevado, ‘El puente de los espías’ es un magnífico ejemplo de saber hacer cine.

En plena Guerra Fría, Estados Unidos detiene a un presunto espía ruso (Mark Rylance). Al mismo tiempo, la URSS aprisiona a un militar estadounidense (Austin Stowell), y la RDA a un estudiante norteamericano (Will Rogers). Tom Hanks interpreta a un abogado al que le encomiendan la labor de defender al espía soviético. Posteriormente, Hanks, tendrá que encargarse de negociar el intercambio de su defendido por el personaje interpretado por Austin Stowell.

Spielberg sigue sabiendo cómo hacer cine, y es de agradecer que sea él el que se haga cargo del filme y no delegue en otros, los resultados vistos últimamente vienen a confirmar que es mejor que él controle todo el proceso. El ritmo pausado pero imparable que le da Spielberg a la película es uno de los grandes alicientes de la misma, además del guion inteligente (en mano de los hermanos Coen) y el gran trabajo del elenco, especialmente Tom Hanks y, sobre todo, Mark Rylance.

‘El puente de los espías’ se disfruta, se saborea y se vive de principio a fin. Es capaz de sumergir al espectador en ese escenario duro de la Berlín que se está dividiendo, la ciudad que encierra a unos habitantes en un lado y a otros en otro. En ese escenario inicial de la Guerra Fría, donde la neurosis y la amenaza constante del ataque por parte del bando rival sobrevuela la vida de todos.

Lo mejor: El ritmo y las actuaciones de Hanks y Rylance.

Lo peor: No es una película de espías con acción, así que no vayas esperando una película de James Bond.

Ver Post >
‘Marte (The Martian)’, Interstellar+Gravity+música disco
img
Asier Manrique | 17-02-2016 | 11:04| 0

MarteMARTE (THE MARTIAN)

Título original: The Martian

Año: 2015

Duración: 142 minutos

País: Estados Unidos

Director: Ridley Scott

Guion: Drew Goddard

Música: Harry Gregson-Williams

Fotografía: Dariusz Wolski

Reparto: Matt Damon, Jessica Chastain, Chiwetel Ejiofor, Jeff Daniels, Kate Mara, Michael Peña, Sean Bean, Kristen Wiig, Sebastian Stan, Aksel Hennie, Benedict Wong,Mackenzie Davis, Donald Glover, Mark O’Neal, Brian Caspe, Chen Shu y Eddy Ko

Productora: 20th Century Fox

Género: Ciencia ficción / Drama

Durante una misión tripulada a Marte, el astronauta Mark Watney es dado por muerto tras una terrible tormenta y abandonado por la tripulación, que pone rumbo de vuelta a la Tierra. Pero Watney ha sobrevivido y se encuentra atrapado y solo en el hostil planeta rojo. Con suministros escasos, deberá recurrir a su ingenio y a su instinto de supervivencia para encontrar la manera de comunicar a la Tierra que sigue vivo. (FilmAffinity)

La última película de Ridley Scott llega a los Óscars con 7 nominaciones. El filme espacial está nominado a mejores efectos visuales, mejor edición de sonido, mejor sonido, mejor diseño de producción, mejor guion adaptado (Drew Goddard), mejor actor (Matt Damon) y mejor película.

Enésima película espacial en los últimos años. De la sobrevaloradísima ‘Gravity’ a ‘Marte (The Martian)’, pasando por la brillante Interstellar. Ridley Scott toma la trama del rescate y la supervivencia de la película de Cuarón y algo de la emoción del filme de Nolan, y nos regala su mejor película en mucho tiempo, trabajo que no le ha debido costar demasiado.

‘Marte (The Martian)’, a pesar de ser muy larga, podrían haber ventilado la historia en 45 minutos menos, es una película que no se hace pesada. Los pocos personajes del filme consiguen mantener la atención durante 142 minutos, que es todo un logro. En general todo el reparto está bien, aunque no era de extrañar, viendo el plantel de actores es normal que el resultado sea bueno. Matt Damon (Interstellar), Jessica Chastain (La cumbre escarlata), Chiwetel Ejiofor (12 años de esclavitud), Jeff Daniels (Steve Jobs), Kate Mara (Cuatro Fantásticos), Michael Peña (Ant-Man) o Sean Bean (‘El Señor de los Anillos’), el director que haga una mala película con estos nombres ya puede ir pensando en su retirada.

Pero no todo es bueno en ‘Marte (The Martian)’. El filme de Scott es un choque por la banda sonora, a base de éxitos de la música disco, una extraña experiencia para el espectador entre lo que ve y lo que oye. No es muy habitual escuchar ‘Waterloo’ de ABBA mientras Matt Damon desmonta una nave.

A ‘Marte (The Martian)’ le falta el factor emocional que sí estaba presente en Interstellar. Contra la película juega el hecho de que Scott ha dirigido auténticos clásicos del cine de ciencia ficción como ‘Blade Runner’ o ‘Alien, el octavo pasajero’. Aunque claro, si comparamos ‘Marte (The Martian)’ con ‘Prometheus’, Exodus o ‘El Consejero’, sus últimas películas, pues sí, estamos ante una buena película.

Aunque bueno, tampoco es todo malo, ya que por la escena en la que vemos a Sean Bean explicar el nombre que le han dado a la misión, ‘El concilio de Elrond’, el filme merece mucho la pena. Aclaración, ‘El concilio de Elrond’ es una reunión que se celebra en ‘El Señor de los Anillos’, donde Sean Bean participa interpretando al personaje de Boromir. Pero claro, es que esta escena se suma a otras tantas en las que Scott se gusta mucho y se ríe de todo. Bien, así sí.

Lo mejor: Scott ha venido para reírse de todo.

Lo peor: no llega al nivel de Interstellar.

Ver Post >
‘El renacido’, esta vez sí Leo
img
Asier Manrique | 12-02-2016 | 10:38| 0

EL RENACIDO (THE REVENANT)

Título original: The Revenant

Año: 2015

Duración: 156 minutos

País: Estados Unidos

Director: Alejandro G. Iñárritu

Guion: Mark L. Smith y Alejandro G. Iñárritu

Música: Carsten Nicolai y Ryûichi Sakamoto

Fotografía: Emmanuel Lubezki

Reparto: Leonardo DiCaprio, Tom Hardy, Domhnall Gleeson, Will Poulter, Forrest Goodluck,Paul Anderson, Kristoffer Joner, Joshua Burge, Duane Howard, Melaw Nakehk’o,Fabrice Adde, Arthur RedCloud, Christopher Rosamond, Robert Moloney, Lukas Haas, Brendan Fletcher, Tyson Wood y McCaleb Burnett

Productora: New Regency

Género: Aventuras / Western

Año 1823. En las profundidades de la América salvaje, el explorador Hugh Glass participa junto a su hijo mestizo Hawk en una expedición de tramperos que recolecta pieles. Glass resulta gravemente herido por el ataque de un oso y es abandonado a su suerte por un traicionero miembro de su equipo, John Fitzgerald. Con la fuerza de voluntad como su única arma, Glass deberá enfrentarse a un territorio hostil, a un invierno brutal y a la guerra constante entre las tribus de nativos americanos, en una búsqueda implacable para conseguir vengarse. (FilmAffinity)

Nominado a la friolera de 12 Premios de la Academia. ‘El renacido’ parte con ventaja  sobre las otras películas nominadas a llevarse algún Óscar, aunque Mad Max. Furia en la carretera le pisa los talones a la cinta de Alejandro G. Iñárritu. ‘El renacido’ opta a los premios de mejor vestuario, mejor edición de sonido, mejor sonido, mejor maquillaje y peinado, mejor diseño de producción, mejor fotografía, mejores efectos visuales, mejor edición, mejor actor de reparto (Tom Hardy), mejor actor (Leonardo DiCaprio), mejor director (Alejandro G. Iñárritu) y mejor película.

‘El renacido’ es dura, directa, impactante, cruda, cruel y, sí, larga. Iñárritu se aleja de Birdman, con el que ganó todo hace un año, y nos sumerge en una historia épica, con pocas palabras, fotografía espectacular y muy poco apta para aprensivos.

Al contrario que en Birdman, donde considero que los críticos, académicos y todos, en general, se volvieron locos, porque ya me explicarán qué tenía de especial esa película, en ‘El renacido’ asistimos a una película grandiosa. Desde las actuaciones, al manejo de la cámara y sonido, dirección, guion, fotografía… todo tiene aire de gran cine.

Si te impresiona ver sangre, mutilaciones, tripas y una larga serie de asquerosidades varias, ‘El renacido’ no es tu película. Ahora, si lo que esperas ver es una historia épica, un filme desgarrador, una experiencia difícilmente olvidable, esta sí es tu película.

Tom Hardy (London Road) está soberbio en el papel de villano. Hardy, actor de moda, vuelve a demostrar que es uno de los mejores actores del momento, y que no se achanta ante ningún actor protagonista, por mucho nombre que pueda tener. El de Hardy es un rostro que cualquier director querría tener a su lado.

En este caso, el actor protagonista, al que se tiene que enfrentar Hardy, es Leonardo DiCaprio. El protagonista de ‘Titanic‘ o ‘El Lobo de Wall Street’ lleva demasiado tiempo mereciendo llevarse el mayor premio para un actor, y parece que esta vez sí, esta vez sí Leo. Su interpretación de Hugh Glass pone los pelos de punta, espectacular, inolvidable. Si no le dan el Óscar por esta película que se la den por toda su carrera, que ya va siendo hora.

‘El renacido’ flaquea en su larguísimo metraje, dos horas y media de cinta que resulta brillante en la primera hora y media, se hace pesada en los 40 minutos siguientes y remonta en los 20 minutos finales. Se hace más pesada por los pocos diálogos que tiene, aunque es un detalle necesario para contar esta historia, tan primitiva en sus motivaciones y personajes.

Está basado en hechos reales, por lo que todo lo que vive el personaje interpretado por DiCaprio impresiona todavía más. Habrá muchas licencias cinematográficas, pero si este hombre vivió el 10% de lo que se narra, bien ha merecido una película.

El gran fuerte de ‘El renacido’ es la espectacular fotografía, paisajes y localizaciones.

Lo mejor: DiCaprio y la espectacular fotografía.

Lo peor: excesivo metraje, con 30 o 40 minutos menos se podía contar igual de bien.


Ver Post >
‘Mad Max: Furia en la carretera’, “sed testigos” del cine de acción de verdad
img
Asier Manrique | 10-02-2016 | 08:29| 0

MAD MAX: FURIA EN LA CARRETERA

Título original: Mad Max: Fury Road

Año: 2015

Duración: 120 minutos

País: Australia

Director: George Miller

Guion: Nick Lathouris, Brendan McCarthy y George Miller

Música: Junkie XL

Fotografía: John Seale

Reparto: Tom Hardy, Charlize Theron, Nicholas Hoult, Hugh Keays-Byrne, Angus Sampson,Zoë Kravitz, Rosie Huntington-Whiteley, Nathan Jones, Riley Keough, Abbey Lee,Courtney Eaton, Josh Helman, Megan Gale, Melissa Jaffer y Stephen Dunlevy

Productora: Kennedy Miller Productions

Género: Ciencia Ficción / Acción

Perseguido por su turbulento pasado, Mad Max cree que la mejor forma de sobrevivir es ir solo por el mundo. Sin embargo, se ve arrastrado a formar parte de un grupo que huye a través del desierto en un War Rig conducido por una Emperatriz de élite: Furiosa. Escapan de una Ciudadela tiranizada por Immortan Joe, a quien han arrebatado algo irreemplazable. Enfurecido, el Señor de la Guerra moviliza a todas sus bandas y persigue implacablemente a los rebeldes en una “guerra de la carretera” de altas revoluciones… Cuarta entrega de la saga post-apocalíptica que resucita la trilogía que a principios de los ochenta protagonizó Mel Gibson. (FilmAffinity)

Aclamada por la crítica, aplaudida insaciablemente por el público y, ahora, pendiente de poder recibir hasta 10 premios Oscar. La película australiana está nominada en las categorías de mejores efectos visuales, mejor montaje, mejor fotografía, mejor diseño de vestuario, mejor maquillaje, mejor edición de sonido, mejor sonido, mejor diseño de producción, mejor director (George Miller) y mejor película.

No es raro que la Academia de Cine nomine a las películas de acción en categorías técnicas, pero más raro resulta que un filme como ‘Mad Max: Furia en la carretera’ esté entre las candidatas a llevarse el premio a la mejor película.

La cuarta entrega de la saga de ‘Mad Max’ es de esas cintas que siguen manteniendo el sabor del género clásico, pero con todos los medios del cine actual. Al ver ‘Mad Max’ se saborea cine de verdad, un filme de acción de los de antes. Y es esta una de las razones por las que la película dirigida por George Miller ha arrasado.

La historia que cuenta no es novedosa, ni original, ni compleja… El guion es simple, pero da igual, se disfruta. El filme se sostiene en ese mundo postapocalíptico, lleno de testosterona, coches, disparos, fuego y arena. Basta una persecución constante (dura toda la película) para construir este cuarto episodio de ‘Mad Max’.

En el plano de las actuaciones destaca sobre todo Charlize Theron, brillante. Respecto a Tom Hardy (London Road), bueno, bien, es un actor con muchas posibilidades, pero este personaje no le deja explotarlas, y además Theron le eclipsa. Nicholas Hoult funciona bien como loco, y protagoniza la mejor escena de toda la película, justo al final de ella: “sed testigos”.

‘Mad Max: Furia en la carretera’ es un chute de adrenalina, un subidón constante, entretenimiento puro y duro. Importa de poco que la historia sea básica, no hay tiempo para el aburrimiento, todo es frenético, un ir y venir imparable, que bien merece el aplauso unánime que ha recibido.

Lo mejor: es cine de acción de verdad, de la que ya no queda.

Lo peor: el guion no sorprende, la historia es simple.

Ver Post >
Sobre el autor Asier Manrique
Comunicador, periodista y blogger. Amante de la música, el cine, la televisión... Escribo El Fotograma para compartir mi pasión por el cine, cine clásico y actual, de todos los géneros.

Otros Blogs de Autor