Diario Vasco
img
‘Amar peligrosamente’: dilemas y obstáculos de los cooperantes
img
ACNUR Comité español | 21-11-2016 | 11:04| 0


Amar peligrosamente
, cuyo título original es Beyond borders, es una película del año 2003 dirigida por el neozelandés Martin Campbell que habla sobre la necesidad de la ayuda humanitaria en escenarios de guerra.

Para ello, enlaza tres conflictos armados que no coinciden en el tiempo histórico, pero que elaboran un retrato en el que las iniciativas de cooperación, sobre todo aquellas que provienen de países desarrollados, son fundamentales para salvar la vida de desplazados y refugiados que se convierten en víctimas directas.

Camboya, Etiopía y Chechenia son los escenarios en los que Campbell sitúa la historia central de Amar peligrosamente, y donde además confluyen varios personajes que provienen del ámbito de la cooperación internacional.

amar peligrosamente

La cooperación y la ayuda internacional en ‘Amar peligrosamente’

Sin embargo, a Campbell no solo le interesa dejar clara la importancia de la ayuda a los proyectos de atención, asistencia y refugio, sino que también subraya un elemento que pocas películas de este género han explorado: el difícil rol de los cooperantes internacionales y los constantes dilemas a los que se enfrentan.

Sarah (Angelina Jolie) es una norteamericana sin problemas económicos que acaba de casarse y se ha ido a vivir a Londres. Su vida es estable y sin ningún sobresalto. Pero un día, en una fiesta benéfica, conoce a Nick Cahallan (Clive Owen), un médico dedicado a la atención sanitaria en países en guerra.

Tanto es el interés que Nick despierta en ella, que Sarah decide ser testigo directo de la situación y viaja a un campo de refugiados en Etiopía, donde son palpables las necesidades de sus habitantes y se da cuenta de la magnitud de la tragedia.

Entre las cosas que más le llaman la atención están las dificultades diarias a las que se enfrentan los cooperantes internacionales. Al principio será una espectadora más de aquello, pero luego, unos años más tarde, se verá involucrada en una labor en la que se mezclan la ayuda humanitaria y el tráfico de armas.


Relatos en PDF: 'Historias de amor entre refugiados' [Emociónate con historias en las que el amor es la esperanza a seguir adelante]

Cooperantes internacionales: nuevos vínculos sobre el terreno

Otro aspecto que se refleja con acierto en Amar peligrosamente es el de los vínculos que establecen los cooperantes internacionales en el sitio de atención, bien sea con los propios refugiados y desplazados o con el resto del personal de asistencia humanitaria.

El caso de Sarah es paradigmático en este sentido, pues pasa de ser una mujer casada y acomodada, que frecuenta los altos círculos de la sociedad londinense, a vivir en primera persona el rol de cooperante en misiones internacionales. Gracias a esto conoce más a fondo a Nick y se establece un vínculo afectivo entre ellos, un amor que viven en la distancia debido a sus compromisos como cooperantes.

Las misiones internacionales dependen en gran medida de lo que suceda en el terreno; ejemplo de ello son los campos de refugiados, lugares pensados inicialmente para la atención y la acogida, pero que, al mismo tiempo, suponen la oportunidad de establecer nuevas relaciones entre quienes los habitan.

Nuevas comunidades, grupos con intereses similares y hasta relaciones sentimentales que de otra forma no podrían ser posibles se tejen en medio de los proyectos de este tipo. Muchos refugiados, por ejemplo, han encontrado la luz de un nuevo amor en su camino de supervivencia y han podido, de esta forma, rehacer su vida.

Es necesario recordar que la actriz Angelina Jolie, quien hace el papel de Sarah, se implicó de lleno en distintas labores humanitarias a raíz de esta película. En la actualidad es la embajadora de Buena Voluntad de ACNUR en el mundo.





Descarga guía Anatomía de un campo de refugiados



Ver Post >
Crisis humanitaria: ¿cómo se gestiona una emergencia?
img
ACNUR Comité español | 23-06-2016 | 06:00| 0

Una de cada 122 personas es víctima de un desplazamiento forzoso en el mundo. Se calcula que el año pasado se llegó a la cifra récord de más de 60 millones de personas desplazadas y refugiados en el mundo. Todas ellas han tenido que huir de sus hogares a causa de la guerra, la persecución o las violaciones de derechos humanos

Recorren largas distancias hasta llegar a su destino. Hacen travesías a pie y se trasladan en medio de transporte peligrosos poniendo en peligro su salud. Por eso, la ayuda que reciben a su llegada al país de acogida es muy importante.



Descarga la guía:


¿Cómo actúa ACNUR ante una emergencia?

ACNUR lleva más de 60 años proporcionando protección a personas de todo el mundo, y para ello ha puesto en marcha un protocolo de actuación que ayude a dar una respuesta rápida a las necesidades de los desplazados. Sin embargo, el carácter de esta crisis humanitaria de los refugiados, la mayor de las últimas décadas, hace que sea todavía más importante adaptarse a esas demandas. Lo fundamental es reconocer una posible situación de emergencia antes de que se produzca; de esta forma, el personal  de ACNUR puede coordinarse para responder de manera más efectiva.

ACNUR siempre se encuentra en un estado de alerta gestionado desde su sede central en Ginebra, vigilando la actualidad de diferentes países y trabajando con otras ONG. De hecho, se reúne con un grupo denominado “interagencias” tres veces al año para compartir información sobre posibles conflictos u otras causas de emergencia. Así puede preparar planes de contingencia y enviar más recursos al terreno.

Por eso, cuando estalla una emergencia puede reaccionar inmediatamente, movilizando un grupo de respuesta al país afectado, cuya misión es reunirse con las autoridades locales y otras ONG para captar información sobre la situación.

crisis humanitaria


La función de ACNUR sobre el terreno

Si es necesario un sitio donde alojar a los refugiados, comienza un periodo de diálogo con el gobierno del país receptor para comenzar la construcción de un campo. En esta primera fase de emergencia, la mejor solución son las tiendas, que suelen enviar por avión en grandes cantidades, ya que se puede montar fácil y rápidamente. En las primeras 72 horas cruciales de actuación, se llegan a enviar hasta 600 especialistas y materiales y recursos de primera necesidad para 600.000 personas.

Cuando la situación se ha encauzado mínimamente, los refugiados pueden entrar en el campo. En primer lugar, se les lleva a un centro de recepción, donde se valora la situación de cada uno. Los heridos, mayores, discapacitados, niños o mujeres embarazadas son los primeros en ser alojados y atendidos. Atender a estos cientos de personas puede llevar días o incluso meses y se les ofrece refugio, recursos y protección para asegurar unas condiciones de vida dignas. Además, también se les brinda apoyo psicológico para intentar que olviden los horrores que han vivido.

Para saber más sobre la actuación en emergencias de ACNUR, puedes descargarte la guía Actuación en emergencias: 72 horas cruciales. Conocerás paso a paso cómo reacciona ACNUR antes de las emergencias y la ayuda que presta a estas personas que lo han perdido todo.





Guía Actuación en emergencias



Ver Post >
¿Por qué es importante la educación de los niños refugiados?
img
ACNUR Comité español | 05-05-2016 | 06:00| 0

Los refugiados y desplazados en el mundo ya superan los 60 millones, la cifra más alta desde la Segunda Guerra Mundial. De ellos, cerca de la mitad son menores de edad.

Su indefensión y su dependencia de las personas adultas los hacen especialmente vulnerables en situaciones de desplazamiento forzoso. Cuando emprenden la huida con sus familias en busca de zonas más seguras, generalmente arriesgan su salud y su bienestar debido a las dificultades que encuentran en el camino.

Otras veces son captados por las partes en conflicto y se les los involucra de lleno en la lucha armada. Para las niñas la situación es aún más crítica, pues muchas de ellas se convierten en esclavas sexuales de los combatientes.

Llegar a un campo de refugiados es la meta de muchas familias. Sin embargo, una vez allí es necesario que los niños continúen su formación y sobrelleven con las mejores herramientas el destierro y el desplazamiento forzoso.





Descarga la guía:



Razones para la educación de los niños refugiados

La educación es la mejor herramienta. Aunque los campos de refugiados son una solución temporal, muchas familias pasan un promedio de 17 años en estos lugares, que se convierten en el entorno natural para los niños que crecen o nacen allí.

educacion niños refugiados

Dicho entorno tiene un gran impacto en la formación de su carácter y su personalidad. Los campos garantizan la acogida y la atención básica de los menores pero en este caso no bastan. Es necesario devolverlos a su niñez y reducir, a través de la educación y las herramientas del conocimiento,los efectos del desplazamiento.

Además, el porvenir de los niños refugiados es incierto. Nadie tiene la certeza de cuál será su próximo destino. Algunos volverán a sus lugares de origen en la medida en que esto sea posible; otros serán trasladados a terceros países y unos cuantos, como ya hemos dicho, se harán adultos en los campos de refugiados.

Independientemente de cuál sea su camino, la educación es la mejor herramienta que se les puede brindar en los campos, no solo porque les permite avanzar en los ciclos de su formación básica, sino también porque se les dota de recursos para su supervivencia en la edad adulta. Serán personas autónomas, independientes y con más probabilidades de salir adelante.

Ventajas prácticas de educar a los niños refugiados

Las escuelas de los campos de refugiados deben realizar su labor en torno a una serie de principios. En este caso, se trata de fomentar en los niños valores como la igualdad, la solidaridad, la integración y la capacidad de ser autosuficiente.

Las ventajas de que los niños acudan a estas escuelas son numerosas para ellos y también para sus familias. Algunas de ellas son:

  • Favorece su desarrollo personal. Los niños desarrollan habilidades, talentos y capacidades que serán determinantes en su futuro. El conocimiento es un don que solo les pertenece a ellos.

  • Les permite recuperar su infancia. La educación mitiga, de alguna forma, los efectos nocivos del destierro y el desplazamiento forzoso. También les ayuda a superar traumas y duelos. Al integrarlos con niños de su misma edad y con inquietudes similares, se les recuerda que su infancia no ha terminado.

  • Los aleja de peligros cotidianos. Los campos no son del todo seguros. El solo hecho de que tengan una rutina escolar los protege de los peligros que puedan surgir o de situaciones poco adecuadas para su edad.

  • Mayor autonomía para las madres y los hermanos mayores. Las madres y los hermanos mayores pueden, a su vez, dedicarse a otras actividades: las primeras pueden encontrar nuevas formas de subsistencia en los campos o en sus alrededores; los segundos pueden acudir también a una escuela al no tener que cuidar de sus hermanos pequeños.

Si quieres profundizar en las ventajas de la educación de los niños refugiados, así como en otros factores relacionados con este tema, descarga el ebook Educación de niños refugiados, una ventana al futuro.





Guía Educación de los niños refugiados



Ver Post >
¿Cuáles son los artículos de la lista de los derechos humanos?
img
ACNUR Comité español | 12-04-2016 | 06:00| 0

En 1948, la Organización de las Naciones Unidas aprobó la Declaración Universal de los Derechos Humanos, el primer texto que recoge los derechos inherentes a la condición humana, sin distinción de raza, género, nacionalidad, religión, etc.

La redacción de dicha lista se basó en una serie de principios que se habían esbozado en textos anteriores como, por ejemplo, la Declaración de los Derechos del Hombre y el Ciudadano (1789), el Convenio de Ginebra sobre la esclavitud (1925) y los Códigos de Malinas sobre Moral Internacional (1937).

Años más tarde, la lista de los derechos humanos se complementó con dos textos que fijaban líneas de actuación para su cumplimiento: el Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos y el Pacto Internacional de Derechos Sociales, Económicos y Culturales (1966).

derechos de los refugiados

¿Qué artículos integran la lista de los derechos humanos?

El documento aprobado en la Asamblea de París en diciembre de 1948 se compone de un preámbulo en el que se exponen seis consideraciones previas sobre el alcance de los derechos incluidos en aquel y un total de 30 artículos.

La gran aportación de esta declaración es que reúne todos los principios que hasta ese momento se consideraban inherentes a la condición humana, un mérito que aún no habían alcanzado los anteriores documentos. La lista de derechos humanos aprobada sin ningún voto en contra se puede resumir de la siguiente manera:

  • Derechos individuales: Se refieren al libre desarrollo de la personalidad, la libertad y la presunción de inocencia.

  • Derechos sociales: Son aquellos que hablan de la relación del individuo con su comunidad, núcleo social, país o lugar de residencia.

  • Derechos de pensamiento: Son los que tratan aspectos como la libertad de pensamiento, culto, conciencia y opinión política.

  • Derechos sobre el bienestar: Se refieren a los aspectos económicos, sociales y culturales que influyen en el bienestar de las personas.

  • Derechos y límites: Este último apartado trata de los deberes que cada persona tiene con su comunidad y su entorno. Enuncia, además, los límites que tienen los derechos incluidos en la declaración.

 

Derechos humanos y derechos de los refugiados

La Declaración Universal de los Derechos Humanos de 1948 sirvió, a su vez, para que años más tarde se elaborara un documento específico con los derechos de las personas refugiadas que huían de las situaciones de guerra.




Descarga la guía:




El texto aprobado por la ONU resultaba demasiado genérico y difícil de aplicar en los conflictos armados que se produjeron a partir de la segunda mitad del siglo XX en el mundo. Los organismos internacionales necesitaban una nueva herramienta para reconocer el estatus de las personas que huían de la guerra a otros países y los derechos que garantizaran su seguridad e integridad.

En 1951, la ciudad suiza de Ginebra acogió el acuerdo que dio origen a la Convención del Estatuto de los Refugiados, el cual fue ratificado por 147 países. Este texto reconoce los derechos de las personas refugiadas sin distinción de sexo, raza, religión o nacionalidad. Tales derechos son los siguientes:

  • Derecho a no ser castigados por la entrada irregular a otro país. No pueden ser deportados ni devueltos de manera arbitraria.

  • Derecho a un empleo remunerado. El gobierno o las autoridades del país de destino deben garantizar sus posibilidades laborales.

  • Derecho a la libertad de circulación en el territorio. Tampoco se podrá restringir su movilidad a lo largo y ancho del país de acogida, ni siquiera en los casos en que se definan zonas de refugio.

  • Derecho a una vivienda digna en los campos de refugiados o en las zonas destinadas para tal fin.

  • Derecho a la educación gratuita para los niños y los adolescentes.

  • Asistencia pública y gratuita tanto en las labores de atención y registro como a lo largo de su estancia en el país de acogida.

  • Derecho a la obtención de documentos de identidad y de viaje para su identificación y libre circulación.

  • Derecho a la igualdad de acceso a los tribunales, a un juicio procedente y al debido proceso en los casos en que sea necesario.

Si quieres conocer más detalles sobre los derechos de los refugiados, el alcance del Estatuto de 1951 y algunas consideraciones al respecto, no dudes en hacer clic en la guía ¿Cuáles son los derechos de los refugiados en el mundo?





Descarga guía derechos de los refugiados en el mundo



Ver Post >
Refugiados que sobreviven al destierro: el último objeto
img
ACNUR Comité español | 16-03-2016 | 15:27| 0

Omar abandonó Damasco, la capital de Siria, cuando sus vecinos fueron asesinados. Eran los primeros años de la guerra y se vio obligado a cruzar la frontera oriental del país para refugiarse en Irak.

Allí, desde un campo de refugiados donde recibe atención, ha sobrevivido a la tristeza que le produjo el destierro gracias a su buzuk, el último objeto que logró salvar momentos antes de la huida. “Tocarlo me llena de nostalgia y me recuerda a mi país”, asegura.

El buzuk, un instrumento de cuerda similar al laúd, es el mejor testimonio de aquella zona del mundo que ha sido testigo de permanentes movimientos migratorios. De origen turco, se extendió durante el siglo XIX a Grecia, Siria, Líbano y otros países de la zona que lo incorporaron a sus tradiciones. Se utiliza para acompañar cantos clásicos e interpretaciones de solistas. Solistas como Omar.





Descarga la guía



Sin embargo, él hubiese preferido no emprender nunca aquella travesía. Dejó toda su vida en la casa de Damasco. Ni siquiera pudo despedirse de su familia ni de los amigos. Y aunque hubiese querido hacerlo, muchos de ellos ya no estaban.

refugiados siria

“El buzuk alivia mis penas”

Desde el inicio de la guerra en Siria en 2011, los organismos internacionales calculan que ha habido más de ocho millones de refugiados, los cuales han migrado principalmente a países de la zona como Turquía, Irak, Líbano, Jordania o Egipto. De hecho, en 2015 60 millones de personas tuvieron que dejarlo todo, como Omar, por culpa de la guerras y persecuciones. Si quieres conocer todos los datos del 2015 y entender todos los desplazamientos, te recomendamos esta guía.

También es preocupante el desplazamiento interno, que ya ronda los 6,6 millones de personas, y la atención humanitaria que día a día siguen demandando los ciudadanos sirios que han encontrado algún refugio temporal en el país.

Omar no tuvo esa suerte. Ahora lleva como puede la estancia en aquel campo en el que le proporcionan atención básica. Sin embargo, espera volver algún día a su Damasco natal y recuperar su vida, su identidad. “El buzuk me alivia las penas durante un tiempo breve ”, agrega.

 

“Mi máquina de coser es mi vida”

El exilio forzoso no solo exige sobrevivir a la nostalgia. Para encarar la travesía, hace falta además un medio de subsistencia. Cuando son separados a la fuerza de su tierra, muchos refugiados salvan lo único que les garantiza un medio de vida.

refugiados

Los objetos son el pasado que dejan, pero también el presente y el futuro. Benjamin, víctima del desplazamiento interno de la República Centroafricana, huyó de Bangui con un objeto que, a largo plazo, se ha convertido en su única fuente de ingresos en el exilio: la máquina de coser que tenía en casa.

En Batanga, ciudad que los ha acogido a él y a su familia, se dedica a arreglar la ropa de los refugiados y de la población local. “Es mi vida, mi sangre. La utilizo para poder comprar comida para mi familia”, afirma.

 

Unas sandalias, unas muletas, la foto de mi padre

Benjamin es uno de tantos que huyen. Tras el recrudecimiento del conflicto civil en la República Centroafricana, a partir del año 2012 miles de personas han salido del país en busca de un refugio.

De ellos, cerca de 60.000 han atravesado la frontera sur para asentarse en la República Democrática del Congo, en donde operan dos campos de refugiados.

Casi todos llegan con las manos vacías o con ese último objeto que les ha permitido sobrevivir a la dura travesía: las muletas que sostuvieron a un lisiado, las sandalias con las que alguien anduvo durante días por el desierto o la foto del padre fallecido que le da fuerza a su hijo para seguir luchando.

“Son como mis piernas. Si no las hubiera tenido, habría muerto”, exclama Marcelin, refugiado centroafricano, cuando mira a las muletas con las que llegó al campamento de Boyabo junto a su mujer y sus dos hijos pequeños.

 

“Quiero estudiar para poder ser alguien”

De todos los refugiados que llegan a Batanga, quizá Fideline, de apenas 13 años, es la que posee el objeto con mayores esperanzas de futuro. En el último momento, con el ruido de la guerra martilleando en sus oídos, no dudó en elegir algo que le ayudará a seguir adelante en la vida: sus cuadernos del colegio.

refugiados republica democratica del congo

Si se tratara de un naufragio y tuviera que liberar peso en el barco, también los habría elegido. “Quiero estudiar para poder ser alguien”, afirma Fideline.

Si quieres conocer los últimos objetos de algunos de los niños refugiados, con nombre y apellido, te recomendamos este post, en el que podrás ponerte en su piel y entender qué supone cada objeto para ellos.





Descarga guía crisis humanitaria 2015



Ver Post >
Sobre el autor ACNUR Comité español
En este blog queremos acercarte a historias reales y humanas de refugiados, contarte quiénes son y de dónde vienen; mostrarte sus valores humanos y su respeto hacia sus seres queridos, su tierra y la vida. Tendrás la oportunidad de entender qué está pasando en el mundo, conociendo la historia de sus tierras de origen y destino. Somos una organización no gubernamental, creada en 1993, declarada de utilidad pública, y que se siente orgullosa de contar con más de 323.000 socios y donantes, sin cuya aportación mucho del trabajo que realiza ACNUR no sería posible. Desde el Comité español de ACNUR recaudamos fondos para atender las necesidades de las personas refugiadas y desplazadas más vulnerables, fomentando la concienciación y el apoyo social a los programas de ayuda humanitaria de ACNUR.