Blogs

Lorenzo Mejino

Series para gourmets

Ekaterina ( Rusia) / Catalina la Grande (UK) : dos visiones diferentes del mismo personaje

El artículo del pasado miércoles sobre la fabulosa serie ‘The Great’ me ha abierto las puertas para hablar de otras dos series de orígenes muy diversos y muy recientes que tratan la biografía del mismo personaje de Catalina la Grande.

En principio mi idea era dedicar una semana temática al personaje pero viendo que podía agruparlas por el similar academicismo y rigor histórico con que ambas desarrollan el personaje de la emperatriz Catalina la Grande, finalmente he decidido hacer este artículo contenedor para poder comparar ambas opciones, con mi inesperada preferencia por la versión rusa por los motivos que les iré analizando en el siguiente artículo.

Existe otra tercera versión reciente sobre Catalina la Grande realizada por otra cadena rusa, pero en esta ocasión he decidido apiadarme de los amables lectores y dedicarme a analizar únicamente estas dos versiones biográficas realizadas desde el orgullo patriótico ruso y la sobria objetividad británica.

EKATERINA: EL ORGULLO DE LA GRAN RUSIA IMPERIAL

Ficha: Ekaterina    40 ep ( 40 m). Nov 2014-Oct 2019  Rossiya 1 (Rus) – Amazon/ Youtube (E)

Sinopsis: En el año 1744 la emperatriz Isabel, al carecer de descendencia se ve obligada a nombrar heredero a su sobrino Pedro nacido en Prusia y que apenas habla ruso. Para controlar el destino del país decide buscarle una esposa para que le dé un hijo al que podría educar como su propio hijo para seguir controlando el destino del país.

La elegida es Sofía, una joven princesa alemana que viaja encantada e ilusionada a iniciar esa nueva vida con su nuevo marido, cambiando incluso su nombre a Ekaterina, ademas de aprender ruso con gran celeridad. Pero pronto se percata que las cosas no van a ser de color de rosa y se va a ver implicada en todas las intrigas de la corte soviética ante la total indiferencia de un marido que la desprecia en todos los sentidos.

Análisis: Ekaterina es una biografía muy canónica de la historia de la gran emperatriz rusa, realizada con unos enormes medios de producción y  un más que generoso presupuesto con el que no han dudado en reproducir los fastos de la corte soviética con todo lujo de detalles.

La primera temporada desarrolla todo el periodo que lleva desde su llegada a la corte de San Petersburgo hasta su ascensión al trono tras derrocar a su propio marido, con la ayuda de todos los estamentos poderosos de la corte rusa, como avanzan en el trailer de esa primera entrega.

Su 2T estrenada tres años después, describe con todo lujo de detalles, sus acciones como emperatriz desde el momento que llega al trono hasta que logra conseguir el apelativo de ‘La Grande’ con el que ha pasado a los libros de historia, como sinónimo del mayor periodo de esplendor de la Rusia Imperial. Aumentó los limites del imperio, mediante innumerables guerras y alianzas con amigos y enemigos, como muestran en el trailer de la 2T.

El éxito de ‘Ekaterina’ fue impresionante, batiendo todos los récords de audiencias en Rusia, al recordarles sus tiempos de máximo esplendor, perfectamente compatibles con los valores de Putin de recuperar esa época en que Rusia dominaba el mundo.

Las presiones fueron tales que se vieron obligados a hacer una tercera temporada, pero en esta ocasión no siguieron la cronología lineal  de la 2T que finalizaba en 1782, al desarrollar una historia paralela ubicada entre 1774 y 1776 durante la gran guerra con Turquía y que implicaba a sus numerosos amantes y la complicada gestión de su enorme imperio en continua expansión en todas direcciones, como muestra el trailer de su 3T.

Debo reconocer que me lleve una enorme sorpresa al empezar a ver ‘Ekaterina’ por el gran cuidado que tenía la producción en todos los detalles, como el respetar las lenguas originales de todos los personajes, ya sea la propia Sofia, expresándose en alemán al inicio de una forma más fluida que en ruso, como todos los embajadores de una corte, donde el francés era la lengua culta de conversación.

La lengua inglesa de las otras versiones uniformiza esos detalles, pero en el contexto de una joven chica alemana que llega a la corte rusa, la comprensión lingüística juega un papel muy importante en mostrar esa adaptación a su nuevo entorno.

Al ser de  bastante duración, no tiene necesidad de quemar tramas a gran velocidad y puede mostrar en profundidad tanto las decisiones políticas como las personales que va tomando, en especial en lo referente al numero de amantes que acudían fielmente a satisfacer sus deseos, con una libertad sexual abierta poco habitual en el S XVIII, por lo menos de puertas afuera.

Destaca especialmente la gran interpretación de Marina Aleksandrova muy metida en su papel de Ekaterina, siendo convincente incluso en sus momentos como la ingenua adolescente que era Sofía, sin parecer demasiado mayor para esa edad, pero mucho más cómoda al ir creciendo y entrar en la treintena que era la edad de la actriz

En España llegó escondida en el catalogo de Amazon, pero tras comprobarlo en la actualidad no la he encontrado, pero si que se encuentran capítulos completos en Youtube, por si le quieren echar un vistazo.

CATALINA LA GRANDE : UNA BIOGRAFÍA TAN GLACIAL COMO SIBERIA EN INVIERNO

Ficha: Catalina La Grande 4 ep Oct 2019 . Sky Atlantic (UK)-HBO ( USA/E)

Sinopsis: La historia de Catalina la Grande desde 1764, que empieza en esta ocasión dos años después de derrocar a su marido y ascender al trono, hasta su muerte en 1796 a los 67 años.

Análisis: ‘Catalina la Grande’ es una de esas series que al leer la ficha técnica se nos cae la baba de la expectación, primero a nivel de reparto con la majestuosa Helen Mirren como la protagonista y rodeada de grandes actores como Rory Kinnear, Jason Clarke, Gina McKee o Richard Roxburgh.

En la escritura estaba Nigel Williams creador de la magnifica ‘Elisabeth I’ protagonizada también por Helen Mirren, mientras que en la dirección estaba Phillip Martin, el director principal de ‘The Crown’ y el trailer nos presentaba a todos esos grandes personajes.

Todos esos presagios cayeron en saco roto en cuanto empezamos a ver el primer episodio. La razón más grave es el nefasto guión de Nigel Williams que iba encadenando escenas sueltas con muchos saltos temporales sin contextualizar a los personajes más que con dos pinceladas y a quemar trama se ha dicho.

Algunos se pueden sorprender teniendo en cuenta el trabajo de orfebreria que era ‘Elizabeth I’ pero al recordar que  Nigel Williams había sido el perpetrador del bodrio que ha sido la nueva y prescindible versión  de ‘El Nombre de la Rosa’, tengo claro su declive como guionista.

Otro problema bastante grave es la dificultad de hacer pasar a una actriz tan excepcional como Helen Mirren como una treintañera con sus setenta y cinco años de edad, en los primeros episodios de la miniserie. Era una decisión arriesgada pero que no ha funcionado, en especial si la comparamos con los continuos cambios de actrices en ‘The Crown’ para hacer más creíble al personaje, según su edad.

El resultado es que estaba viendo a Helen Mirren, pero no al personaje de la emperatriz y en ese momento el castillo de naipes escrito por Nigel Williams se derrumba por todos los lados y ‘Catalina de Grande’ se convierte en una serie sin ritmo ni continuidad que va dando tumbos sin rumbo durante los escasos cuatro episodios que dura, que son presentados en otro trailer.

He finalizado ‘Catalina la Grande’ por prurito profesional pero entre los diferentes amoríos de la protagonista que tenía amantes como zapatos y una historia de amor de fotonovela con el general Potemkin ( sí, el del acorazado) el resultado ha sido una miniserie completamente fallida de principio a fin y bastante peor que su homónima rusa, donde además el ingles de Oxford brillaba por su ausencia.

Nada mejor para finalizar el artículo que dejarles con las impresiones de la propia Helen Mirren sobre su personaje, que difieren bastante de las mías.

Las series nos pueden deparar enormes sorpresas, por eso siempre prefiero esperar a verlas antes de hacer sonar las campanas al viento, porque si les llego a decir antes de su estreno que de dos series sobre el mismo personaje la buena es la rusa por encima de una protagonizada por Helen Mirren, me habrían bloqueado en todas las redes sociales.

Esperamos sus opiniones y comentarios, aquí o en nuestra cuenta de twitter (@lmejino). Hasta la próxima

Lorenzo Mejino