Diario Vasco
img
Francis Alun Bell: amigos en Portugal
img
Ricardo Aldarondo | 10-05-2012 | 13:23

Que dos de los mejores descubrimientos musicales internacionales que uno se ha encontrado en lo que va de año, venga de un sello tan minúsculo y modesto (en tamaño empresarial, no en ambición artística) como el donostiarra Moonpalace Records, no deja de ser sorprendente. O simple evidencia de que ahí hay alguien eligiendo con especial tino, llamémoslo también buen gusto o perspicacia o valentía, para encontrar nombres desconocidos y músicas singulares en la maraña creativa que inunda internet y, por lo tanto, el mundo. Sea como sea, el caso es que después del gozo que aún perdura con el disco de House of Wolves, viene otra llamada de atención con Francis Alun Bell.

Y sorprende ya el concepto: un chico portugués que no ha publicado hasta ahora ningún disco, se encuentra con que un guipuzcoano que tiene una casa discográfica en su casa, valga la necesaria redundancia, le publica no ya un disco, sino tres a la vez, envueltos en una caja que es además otro hito en los artesanales diseños que ya identifican a Moonpalace Records. El disco se llama Agustín, y da muchas tentaciones de hacer chistes malos con él para describir las buenas sensaciones que produce…

Con este disco Moonpalace no solo sorprende por el ‘package’ (dan ganas de ponerse cursi y calificarlo de primoroso), sino porque su contenido se sale de cualquier vertiente del indie-pop-rock al uso. Si en el post de House of Wolves comenté cierta evocación de Factory Records, Francis Alun Bell vendría a ser el Durutti Column de Moonpalace. O sea, alguien imposible de clasificar en la cultura pop, pero que tampoco desentona en absoluto, que se encuentra entre ciertas estructuras melódicas de la música clásica (el piano en que se basan la mayoría de los temas ayuda), un ambient melódico, o unas indeterminadas formas de canción intimista. Todo con un espíritu casero, acogedor. En dos de los tres discos (dos de larga duración y un EP, cada uno con su propio título, All of You, All the Girls y At Any Given Time), todas las canciones llevan como título nombres de personas, tal es el tipo de dedicación personal con que Francis Alun Bell parece dirigirse al oyente, como quien se dirige a un amigo.

Aunque en un principio, en la avalancha de las 28 composiciones pueda parecer que hay una cierta continuidad, van surgiendo muchas variantes en cada tema. Por situar a quien lo necesite, uno puede pensar en el Brian Eno minimalista y melódico (no tan ambient) de los temás instrumentales de Another Green World o en discos como Music For Films o Apollo. También en Wim Mertens de muy al principio, cuando aún estaba con Soft Verdict. Además nos recuerda a Durutti Column, como hemos dicho, y parece un azar curioso que Durutti Column titulara uno de sus primeros discos Amigos em Portugal. Y, en una canción, solo en una, la preciosa Scottish Drums, encuentro mucho parecido a los Mercury Rev de Deserter’s Songs.

Insisto, son solo referencias por intentar orientar, no mimetismos. En esos 28 temas en los que prevalecen los instrumentales, pero también hay algunos cantados, hay muchas piezas para ir descubriendo, que van creciendo con cada escucha, como crece esa Marcenda adictiva, del minimalismo hacia una cierta euforia. At Any Given Time y Fagulha son otros ejemplos de cómo Francis le saca mucho partido a una pequeña melodía que se va haciendo grande. En materia de piano solo y melancolía suprema, triunfan Anne-Laure y Monica Amaral. De las cinco chicas de All the Girls, me quedo con Rita. Y, no precisamente por su título, Ricardo Mariano, también se cuentan entre mis favoritas. Además, hay una versión de Cocorosie, Rainbowarriors. Pero más que por temas estrella, Agustín funciona en su conjunto, como una banda sonora de tus películas imaginarias, que pueden llegar a ser de muy largo metraje.

Como siempre con los discos de Moonpalace, el disco se puede escuchar entero en este bandcamp de aquí abajo, pero la experiencia multisensorial solo es completa poseyendo uno de los cien únicos ejemplares editados de la cajita.




  • Jmcaturl

    Con esas referencias no me puedo resistir. ¿Cómo se puede conseguir la cajita, Mon Oncle? Supongo que entrando en la web del sello…

  • Ricardo Aldarondo

    Creo que a un fan de Durutti Column no le puede decepcionar. Metidos ya en gastos de envío, se recomendamos comprar tambien el de House of Wolves. Todo en la web de Moonpalace Records, http://www.moonpalacerecords.com

  • javip3z

    muy sugerente querido Tio, gracias!

  • javip3z

    Me quedo con Rosemary.. de las chicas claro §;^)

  • Ricardo Aldarondo

    Me alegro de que te guste, javip3z. Y de que no coincidamos en la chica :-) Pero todas son muy bonitas, la verdad.

  • Pingback: Francis Alun Bell / Agustin | jenesaispop.com

  • Pingback: Francis Alun Bell, constructor de canciones en directo | Mon Oncle