Juego de Tronos : la mayor aventura televisiva jamas contada | Series para gourmets

Blogs

Lorenzo Mejino

Series para gourmets

Juego de Tronos : la mayor aventura televisiva jamas contada

En unos tiempos dominados por la fragmentación televisiva donde todo el mundo mira lo que quiere cuando quiere, ‘Juego de Tronos’ ha conseguido resucitar el ACONTECIMIENTO televisivo en mayúsculas, ganándose su lugar con letras de oro en los anales de la historia televisiva.

Una trama de luchas medievales pero con la componente fantástica en forma de unos dragones que pueden desequilibrar la balanza de una lucha secular entre el bando humano y el bando sobrenatural ha mantenido en vilo a millones de personas en todo el mundo hasta su final que ha levantado ciertas voces de descontento, ante las opciones elegidas para finalizar la historia.

Tanto los seguidores acérrimos de la saga de libros ‘Canción de Hielo y Fuego’ escrita por George RR Martin, como los espectadores que desconocen absolutamente todo sobre esa historia, han vivido intensamente los enormes giros de guion y las sorpresas que han dejado a todo el mundo con la boca abierta ante lo que habían visto, provocando el reflejo inmediato de comentarlo en sus redes sociales con todo su entorno, aumentando exponenciálmente el impacto mediático de la historia.

Esa obsesión enfermiza ha venido alimentada por la enorme complejidad de una historia que discurre hasta la fecha en 23 escenarios ficticios diferentes ( con parte del rodaje en Euskadi ) con la presencia de 43 personajes principales, 43 recurrentes y mas de 100 secundarios de importancia.

Por eso, a la vuelta de las vacaciones estivales y tras dejar pasar un tiempo prudencial desde su controvertido final, hemos creído conveniente escribir el artículo que le debía a ‘Juego de Tronos’ y que me ha sido reclamado insistentemente por vías internas de las redes sociales.

En esta ocasión lo he planteado en un formato algo diferente al habitual, en plan resumen de mis impresiones generales y  con mis mejores momentos de la serie y pasando más sucintamente por el apartado de actores, para evitar hacer un artículo demasiado largo y farragoso si tuviera que hablar del inmenso reparto.

destacadaFicha: Juego de Tronos ( Game of Thrones) 73 episodios 8T .   Abr 2011-May 2019 Cadena: HBO (USA)-Movistar /HBO (E)

Sinopsis: El rey de los Siete Reinos,  Robert Baretheon, casado con Cersei Lannister perteneciente a la poderosa y corrupta casa Lannister, le pide a su vasallo, un viejo amigo y compañero de batallas Ned Stark, el señor del Norte, que abandone su Reino de Invernalia para que venga al Sur a ayudarle a gestionar el reino como su mano derecha tras la sospechosa muerte de su antecesor en ese cargo.

Las principales amenazas a las que se deben enfrentar vienen de dos direcciones diferentes, por un lado desde el Este con la princesa adolescente exiliada Daenerys Targarean que está formando una alianza con la poderosa tribu guerrera de los Dothraki para intentar recuperar el poder que estuvo en poder de su familia durante muchos años.

En paralelo corren rumores de extraños seres muy poderosos que se están concentrando en la frontera norte de los Siete Reinos, donde se ha erigido un muro impresionante y supuestamente infranqueable para protegerlos de esas amenazas desconocidas, bajo la dirección de la Guardia de la Noche, una hermandad de guerreros a la que es enviado Jon Snow, el hijo bastardo de Ned Stark.

Ese es el punto de partida a partir del cual se empiezan a desarrollar todas las historias de ‘Juego de Tronos’

El inicio: George RR Martin es un escritor y guionista televisivo que había trabajado en series como ‘La Bella y la Bestia’ y ‘La Dimension Desconocida’ donde se sentía frustrado al tener que reducir y comprimir las historias que creaba para que encajaran en el formato televisivo.

george-rr-martinPara encauzar toda su imaginación, decidió centrarse en la creación de una gran saga literaria de historias con toques fantásticos, donde pudiera tener cientos de personajes y toda la complejidad que deseara sin ninguna restricción excepto la de sus ideas.

Su primer libro ‘Juego de Tronos’ publicado en 1996 dio origen a la saga ‘Canción de fuego y hielo’ de la que ha publicado cinco de los siete volúmenes previstos ante el desespero de sus fans literarios que solo desean conocer el final de la historia.

La popularidad de la saga ‘Canción de Fuego y Hielo’ hizo que muchos productores se interesaran por los derechos de la adaptación de los libros, generalmente para el formato de película, lo que no convencía al autor que con su pasado de guionista televisivo, consideraba que la complejidad de los libros la hacía imposible de llevar a la pantalla en ese formato.

Todo cambió cuando en 2006 su agente recibió una llamada de un joven guionista David Benioff ( izq) que empezaba a despuntar tras haber escrito guiones de grandes películas como ‘Troya’ o ‘X-Men. Lobezno’ . Benioff había recibido el encargo de presentarle al autor una propuesta para adaptarlo a película, pero en cuanto empezó a trabajar el tema, se percató que era inviable pero en cambio el formato de miniserie a temporada por libro era más factible.

benioff-weissLo primero que hizo fue llamar a D.B.Weiss ( der) un viejo amigo y colaborador con el que había estudiado un año en el Trinity College de Dublin, para proponerle trabajar conjuntamente en este proyecto, que fue aprobado de forma entusiasta por George RR Martin, para conseguir vender la idea a alguna cadena.

Teniendo en cuenta que querían mantener el sexo explicito y la violencia gráfica de las novelas, ademas de necesitar un gran presupuesto, la única opción posible era HBO, consiguiendo convencer a su directora de desarrollo Carolyn Strauss, para darles luz al proyecto, a pesar de que la ejecutiva no era una fan del género fantástico, pero contaba en su haber el desarrollo de joyas como ‘The Wire’ o ‘ Los Soprano’.

El rodaje del piloto se desarrolló en Belfast, en parte por el tema de costes y en parte por encantarles Irlanda a ambos creadores, por la variedad de paisajes y desde el punto de vista personal, tras haber vivido un año en Dublin.

El piloto no les dejo satisfecho ni a nivel de estructura de las tramas, ni sobre todo a nivel de algunas actrices del reparto, por lo que decidieron enviarlo al taller de reparaciones audiovisuales, para ajustar detalles del guión y rodar con las nuevas caras del reparto, cambiando incluso de director pasando del oscarizado Tom McCarthy ( Spotlight)  al ’emmyzado’ Tim Van Patten ( Boardwalk Empire) .

Su estreno en Abril de 2011 vino precedido de una importante campaña de promoción que iba dirigida tanto a los fans de la saga literaria, como a las personas que no la habían leído con trailers tan espectaculares como el siguiente.

Su estreno no fue precisamente un enorme éxito de audiencias al sobrepasar apenas en directo los dos millones de espectadores que no es una gran cifra teniendo en cuenta la inversión que realizaron ( el final lo vieron trece millones y medio) por lo que ‘Juego de Tronos’ ha sido uno de esos fenómenos que ha ido creciendo poco a poco y al que se iban apuntando cada vez más personas, como les explicaremos a continuación.

La trama: La enorme complejidad del universo creado en los libros de George RR Martin fue estructurada en la serie como una sucesión de escenas en los diversos lugares, muy alejados entre ellos, en los que transcurrían las tramas.

La primera pista para saber los lugares y los personajes que iban a aparecer en ese episodio la teníamos en la elaborada cabecera, que abría cada episodio y nos mostraba con un vuelo a vista de pájaro los lugares que íbamos a visitar a la vez que se mencionaban en los títulos de crédito a los actores y actrices que iban a aparecer en ese episodio.

Todo ello con la épica música del compositor alemán Ramin Djawadi, un discípulo del gran Hans Zimmer que pueden ver en el siguiente vídeo

La primera temporada se dedica de una forma muy minuciosa a ir colocando todas las piezas y presentar a los personajes en cada una de las diferentes ubicaciones geográficas, aprovechando los largos desplazamientos entre uno y otro sitio para hacer conversar a los viajeros de turno que quieren llegar a algún sitio o huir de otro para ir explicándonos los entresijos de los siete reinos de Westeros y el continente de Essos en su pugna por alcanzar el trono de hierro reservado para el rey absoluto.

Esa lucha por el poder entre las casas principales de los siete reinos es el motor que mueve ‘Juego de Tronos’ con las luchas dinásticas y la enemistad secular entre las casas dominantes y dominadas en el centro de todas las estrategias que solo persiguen alcanzar ese trono de hierro.

Las cuatro casas principales son los Lannister, los Stark, los Targaryen y los Baratheon, que en el momento de plantearse la historia son la estirpe dominante, gracias a la alianza del rey actual Robert casado con una Lannister, con el apoyo de los Stark en el Norte. El enemigo son los Targaryen que habían controlado el reino muchos años y ahora han sido desterrados a tierras desérticas más allá de los siete reinos.

Como en un gigantesco tablero de ajedrez multidimensional, somos testigos de los movimientos de todas las casas, con asesinatos, decapitaciones, batallas y todo lo que sea necesario para afianzarse en el poder. El problema es que al inicio todo me parecía muy deslavazado, al ir saltando continuamente de un lado a otro sin solución de continuidad, con lugares y personajes que a lo mejor no aparecían en dos o tres episodios y cada vez que  salían tenía que hacer un esfuerzo memorístico para recordar lo que hacían la última vez que los vi

Otro problema era la parsimonia con que realizaban los viajes de un lado a otro de los siete reinos, donde podían estar varios episodios para llegar de A a B sin que pasaran muchas cosas reseñables durante el camino.

Esa colocación previa de las piezas en las dos primeras temporadas tuvo tres enormes puntos de inflexión. El primero vino en el tramo final de la primera temporada con la eliminación fulminante de dos de los personajes supuéstamente más importantes de la serie que sacudieron completamente esos cimientos narrativos iniciales al cambiar las reglas del juego que nos habíamos imaginado hasta ese momento.

El segundo sucedió en el episodio final de esa 1T, cuando aparecen por primera vez las crías de los tres dragones que pueden desequilibrar la balanza hacia la persona de la joven Targaryen y sus aspiraciones al trono, tras autoproclamarse la ‘madre de los dragones’ como ven en el vídeo siguiente.

Pero sobre todo el punto de inflexión clave de la historia fue el episodio de la 2T llamado ‘Blackwater’ escrito por el propio George RR Martin, en el que por primera vez toda la acción transcurría en un solo espacio físico donde se desarrolla una espectacular batalla naval entre la flota de la casa Baratheon y los defensores de ‘Desembarco del Rey’ donde se encuentra el trono de hierro.

Personalmente en ese episodio fue cuando me percaté de la grandeza que podía tener la serie, al concentrar toda la historia en un solo punto y ver a los personajes evolucionar enormemente en esas circunstancias tan complicadas. Mención especial  para el personaje de Tyrion Lannister ( fabuloso Peter Dinklage) , el hijo enano y deforme, repudiado por su padre, que con este episodio se erige en el mejor personaje de la serie. En el siguiente vídeo pueden ver uno de los mejores momentos de ese espectacular episodio.

A partir de ese momento la serie ya puso su velocidad de crucero, con una clara separación entre buenos y malos con algunos feos pululando por en medio, como mi personaje preferido de toda la serie, el desgraciado Stannis Baratheon ( un impresionante Stephen Dillane) un personaje extraído de una tragedia griega que lucha por recuperar el trono al que se considera el legítimo heredero, pero condenado a tener que ver como se le escapan todas las oportunidades por mor de su trágico destino, como pueden recordar en el siguiente vídeo

En el tramo central de la serie, el protagonismo lo toman dos personajes malvados y  sin fisuras,  sabiamente diseñados para concentrar toda la ira de los espectadores, al ver todas las salvajadas que ambos eran capaces de realizar en sus respectivos feudos sin ningún atisbo de humanidad ni de buscar empatía con el espectador.

Me estoy refiriendo a Joffrey Baratheon y Ramsey Bolton que son los encargados de encender nuestros ánimos con escenas como las siguientes y que conseguían que todos los espectadores estuvieran de acuerdo en desearles la muerte más cruel posible en ambos casos, como pueden recordar en esta recopilación de sus maldades

En este tramo central tenemos también la peor trama de toda la serie que tiene que ver con todo lo que se sucede en Dorne ( rodada en gran parte en Andalucía) un lugar que debería ser cortado de raíz en futuros montajes con extras para los DVD’ s de lujo por su levedad en la trama general y lo insustancial de sus historias.

El humor directo o soterrado siempre tenía una cierta presencia a través de dos mecanismos,  en primer lugar los personajes ( Meñique, Lord Varys) maquiavélicos que usan el sarcasmo como otra de sus armas para desarmar a sus enemigos.

El otro mecanismo eran los personajes que generan momentos simpáticos por su torpeza como  sucedió con un personaje de escasa relevancia inicial  de la serie. Hodor, un gigante bonachón, que tuvo su enorme momento de gloria en el punto clave de la trama, pero que antes apenas podía repetir su nombre una y otra vez, como en la siguiente recopilación de sus palabras.

A pesar de que las pugnas internas por el trono de los siete reinos ocupan la mayor parte de la historia, ‘Juego de Tronos’ muestra  en su primera escena de toda la serie, una amenaza exterior y desconocida más allá del muro que es la que va tener el protagonismo en el tramo final de la serie, cuando obliga a que todas las casas que andan a la greña tengan que dejar las diferencias a un lado para enfrentarse a ese misterioso enemigo todopoderoso exterior que amenaza con arrasar todo su universo.

Esa lucha se empieza a desarrollar primero en pequeñas escaramuzas que van ganando en intensidad, hasta llegar a batallas globales, donde hasta los dragones luchan contra esos invasores exteriores. En este tramo se concentran las batallas más espectaculares como la del episodio ‘Hardhome’ que nos dio muchas claves sobre el enemigo al que se iban a enfrentar

El principal problema de las últimas temporadas fue carecer de la guía canónica que suponían los libros escritos de George RR Martin, al alcanzar la producción el ritmo literario de edición. La decisión que tomaron todos los responsables, con la HBO presionando al máximo, fue continuar con la historia a partir de  algunas pistas que les dio el autor sobre como pensaba continuar, pero entrando en una auténtica tierra incógnita con el objetivo final de cerrar las historias.

La consecuencia principal de abrir camino narrativo fue la aceleración brutal de todas las historias de la serie, en especial de los desplazamientos entre los diferentes lugares que pasaban de durar varios episodios a ser ventilados en una sola escena, para poder llegar al final de la serie sin frentes abiertos, aunque fuera cerrándolos sin la precisión y minuciosidad que seguramente seguirá George RR Martin en los libros.

En mi caso ‘Juego de Tronos’ ha sido una serie que he disfrutado mucho con su visionado como la gran novela épica de corte fantástico que es, pero sin llegar a obsesionarme o volverme un sobreanalizador de la misma, redactando ensayos sobre la velocidad de los dragones en desplazamientos lineales o  las propiedades físicas del fuego valyrio.

Ese cierto distanciamiento me ha permitido disfrutar de lo lindo de la serie (no he leído los libros) sin hacerme expectativas de lo que me gustaría que pasara, ni dedicarme a buscar los gazapos o errores realistas en una trama tan compleja y densa en la que dejarse llevar como cuando eramos niños me parece la mejor opción para pasárselo en grande.

Tengo la sensación que ‘Juego de Tronos’ va a marcar a una generación determinada, pero con el paso del tiempo su controvertido final le va a pasar cierta factura y no tengo la más mínima duda de que será sustituida en las nuevas generaciones por otras propuestas que llegaran y les encandilarán tanto o más que ‘Juego de tronos’ .

Si algo he aprendido en estos años que llevo escribiendo de series televisivas, es que la necesidad de crear fenómenos de este tipo, es parte inherente de la industria televisiva y la búsqueda del próximo ‘Juego de Tronos’ va a ser el Santo Grial televisivo, con la diferencia de que seguro se lo encuentran más pronto o más tarde, como sucedió con otros fenómenos tipo ‘Perdidos’ o ‘Breaking Bad’ que parecían que no iban a ser superados.

Los actores: Con un reparto tan enorme y denso he preferido enfocar el apartado del elenco de una manera global , agrupándolo por casas, sin entrar en la biografía de los interpretes como suelo realizar habitualmente, para evitar una longitud excesiva del artículo.

El nivel del reparto, plagado de actores británicos e irlandeses ha sido de una gran brillantez en casi todos los casos, tanto a nivel de descubrimiento de debutantes y caras noveles con las jóvenes Sophie Turner y Maisie Williams como dos futuras grandes estrellas, como de veteranos curtidos en mil batallas que daban una gran distinción a sus papeles como Sean Bean, Charles Dance, Peter Dinklage o Stephen Dillane.

El acento con que hablan en la serie es el británico pero utilizando los acentos geográficos de Inglaterra, con la gente norteña como Sean Bean hablando con su acento del norte de Inglaterra, mientras que al Sur en Desembarco del Rey predomina el londinense, con rarezas como los toques hispánicos del ingles de la gente de Dorne.

La primera casa en importancia de la trama son los Stark, dominadores y reyes de Invernalia, cuya extensa familia proporciona grandes personajes a la serie empezando por el propio Sean Bean como el patriarca Ned Stark, junto a su mujer Catelyn, interpretada por Michelle Fairley. Ambos tienen cinco hijos, entre los que destacan el primogénito Robb ( Richard Madden) y sus dos hijas  Sansa ( Sophie Turner) y Arya ( Maisie Williams)

starksCompletan la familia Bram ( Isaac Hempstead-Smith) , paralitico tras un accidente en el primer episodio y el invisible benjamín Rickon ( Art Parkinson), que cierran la familia que van a ser como los ‘buenos’ de la serie.

En el bando de los villanos, tenemos a la familia Lannister, controladores de todo lo que pasa en ‘Desembarco del Rey’ bajo la férrea mano del patriarca Tywin Lannister ( Charles Dance) que no ha dudado en casar a su hija Cersei (Lena Headey) con el actual monarca Baratheon para forjar una alianza entre las dos casas más poderosas del Sur.

lannisterSu hijo favorito es Jamie ( Nikolaj Koster-Waldau) un gran soldado y estratega militar, mientras que repudia enormemente a su hijo pequeño Tyrion ( Peter Dinklage), por ser enano y deforme, avergonzándose de ser su progenitor cada vez que lo ve. Completa el grupo el nieto mayor, el sanguinario Joffrey, hijo de Cersei que es la gran esperanza del abuelo para alcanzar el poder de los siete reinos.

La tercera casa en importancia es la Targaryen, en el poder muchos años, pero caída en desgracia, diezmada y exiliada a tierras lejanas. Allí  intentan recuperar su poder con la adolescente Daenerys ( Emilia Clarke) que no duda en casarse con un salvaje caudillo dothraki Kahl Drogo ( Jason Momoa) para ganar poder  antes de convertirse en la madre de dragones.

targaryenAl ser la última de su estirpe debe fiarse de consejeros externos para reforzar sus aspiraciones al trono, como son de izquierda a derecha Dario Nahaaris ( Michael Huisman) , Jonah Mormont ( el gran Iain Glenn) y Missandei (Nathalie Emmanuel) .

La última casa en discordia es la Baratheon que cuenta de izquierda a derecha con el rey Robert ( Mark Addy) con sus dos hermanos que andan completamente a la greña Stannis ( Stephen Dillane) y Renly ( Geithyn Anthony)

baratheonFinalmente tenemos al grupo de cruzados que forma la denominada ‘Guardia de la Noche’ que son la primera linea de defensa de los Siete Reinos frente a las amenazas desconocidas del ignoto norte helado. Es un lugar donde las familias envían a los miembros que no quieren cerca como Jon Snow ( Kit Harrington) , el hijo bastardo de Ned Stark, que es enviado por su familia para alejarlo de la corte, aunque posteriormente se convertirá en el personaje clave y central  de la historia

night-watch

Final : Ya he comentado en un párrafo anterior el salto al vacío que supuso seguir la historia sin el apoyo de los libros, lo que coincidió con el periodo de máxima expectación de la serie con millones de espectadores en todo el mundo que estaban obsesionados con la serie y consumían vorazmente cualquier tipo de información aunque fuera el cambio del responsable de alimentar a los caballos de la serie.

En bastantes de estos casos, las cosas empezaron a degenerar puesto que esas personas deseaban que los guionistas hicieran lo que ellos querían como si en su símil futbolístico, solo nos importara que ganara nuestro equipo, que en este caso era nuestra casa preferida.

La prensa había encontrado un filón inagotable en ‘Juego de Tronos’ que aumentaba sus visitas de forma exponencial, por lo que  no  dudaba en alimentar esas obsesiones lanzando ideas con artículos como ‘Cien posibilidades para el final de ‘Juego de Tronos’. ¿Cuál es tu preferida?’ o montando debates públicos tipo ‘El Chiringuito de Mordor’ con especialistas defendiendo vehementemente sus posturas a favor o en contra de sus casas y personajes preferidos.

Cuando el nivel de expectación es tan alto y con muchísimas posibilidades abiertas,  me empecé a temer lo peor porque en esta situación siempre iba a haber más gente que iba a quedar defraudada por no haber realizado ‘su’ final ni ver  ‘su’  favorito coronado en el trono de hierro, por lo que los ruidos de los tambores del descontento empezaron a redoblar por las redes nada más iniciarse la temporada final.

El problema es que los descontentos hacen mucho más ruido que la mayoría silenciosa que suele guardarse sus opiniones sin airearlas a los cuatro vientos en la burbuja de las redes sociales y por eso ha dado la sensación de ser un final bastante controvertido por ese ruido mediático que no deja ver el bosque.

En mi caso, me pareció un final muy correcto y digno, donde respeto absolutamente las decisiones tomadas porque al no tener ninguna casa ni personaje favorito, me daba igual quien ganara siempre que fuera de una manera coherente con el resto de la historia, en especial con las infinitas posibilidades que tenían. No niego que podían haber tenido un final mejor en algunos aspectos, pero también lo podían haber hecho mucho peor, por lo que mi valoración final es positiva, aunque solo sea por la labor titánica de darle un final a semejante epopeya de aventuras fantásticas.

Si lo desean les dejo el vídeo con los últimos minutos del final, por si desean recordar el destino de algunos de los  personajes que llegaron al final del recorrido de las ocho temporadas de ‘Juego de Tronos’

Epílogo: ‘ Juego de Tronos’ ha batido todos los récords de nominaciones a los Emmys en este último año y ostenta el récord de premios Emmy totales  para una serie dramática incluyendo  tres victorias en el premio gordo de mejor serie dramática, a le espera de seguir aumentando su cifra de 47 Emmys en la ceremonia de este mes de Septiembre.

La propia HBO ha empezado a rodar una precuela, aprobada por el propio Martin, pero con otros creadores, con el título provisional de ‘Bloodmoon’,  ambientada 10.000 años antes de la serie, para desarrollar los albores iniciales de las casas dominantes. Es otra manera de no dejar de banda  su particular gallina de los huevos de oro, sin descartar seguir con otros proyectos en fase de desarrollo en ese universo.

Hoy he cumplido esa deuda pendiente con ustedes de escribir el artículo sobre ‘Juego de Tronos’ que estaba deseando escribir desde hace años, pero siempre había postergado a la espera del final de la serie, para poder enfocarlo de una forma global sobre este gran fenómeno televisivo de la década, de una manera que espero que les haya resultado interesante.

Esperamos sus opiniones y comentarios, aquí o en nuestra cuenta de twitter (@lmejino). Hasta la próxima

Lorenzo Mejino