Diario Vasco
img
Etiqueta: tacones
¿Y también un Seat Panda?
img
Amaia Michelena | 18-02-2015 | 12:08 |0

Queridas, ya han llegado los 70, las gafas de Elton John, los monos, y las corbatas. Es época de pantalón campana y piernas hasta el infinito y más allá. Qué, ojo, ¡yo encantada! Con pata de elefante y tiro alto, parezco una espingarra.

Pero al loro con el tema. Esto, además de tacones de vértigo, implica un desembolso mensual importante en la modista de la zona. Por mucho cursillo D.I.Y que te hayas currado de “Remienda monamente y en dos tardes tus trapitos”, si no tienes maña y una buena máquina de coser, estás totalmente perdida, ¡y el modelazo, no va a lucir,  jamás, como de tienda!

Bye bye Nike Air Force 1 y sucedáneos chinos baratos, ¡nada de pitillos enfundados, caput al elástico de la cinturilla! Y tengo una última mala noticia, amigas: ahora tampoco vamos a poder respirar. ¡Bienvenidas a la era de la cintura de avispa y el cinturón en el último agujero!

 

Ver Post
Con la muerte en los tacones
img
Amaia Michelena | 23-05-2014 | 11:54 |0

Nunca me ha gustado llevar zapatos de suela por el ruido qué hacen al chocar con el suelo. Siempre es mejor, que el “currinch-currinch” de las “Converses” en tarima mojada, pero igualmente ridículo, en cualquiera de los casos. Todos se enteran en la oficina de cuantas veces vas al baño, o a llenar la botella de agua. El otro día me dejé los ojos en la pantalla del ordenador. Evitaba levantarme por séptima vez  consecutiva en media hora a la fotocopiadora. ¡Y terminé ampliando el  tamaño de letra en el teléfono, para poder quedar con mis amigos via “Whatsapp” después del trabajo!

Las botas de “Cocodrilo Dandy”, las suelo dejar para los viernes, por la cosa del fin de semana, y de que igual alguien me llama para comer al sol, ahora que empiezan a estar las terrazas al “pil-pil” con el buen tiempo. Y también aprovecho, y mato dos pájaros de un tiro. En cuanto veo que no llueve, me desplazo en bicicleta. Sana,  como una lechuga de roble con stilettos, sin contaminar y haciendo ejercicio. Lo único  malo del trayecto es que compagino, salitre y mar a la derecha, con contaminación y tubos de escape a la izquierda al ir, y lo contrario al volver. En fin, que esto no

Ver Post

Otros Blogs de Autor