Diario Vasco
img
‘Salvar al soldado Ryan’, la mejor batalla jamás rodada
img
Asier Manrique | 19-08-2016 | 11:58

SALVAR AL SOLDADO RYAN

Título original: Saving Private Ryan

Año: 1998

Duración: 170 minutos

País: Estados Unidos

Director: Steven Spielberg

Guion: Robert Rodat

Música: John Williams

Fotografía: Janusz Kaminski

Reparto: Tom Hanks, Tom Sizemore, Edward Burns, Matt Damon, Barry Pepper, Giovanni Ribisi, Adam Goldberg, Jeremy Davies, Vin Diesel, Ted Danson, Paul Giamatti, Max Martini, Dennis Farina, Harrison Young, Kathleen Byron, Harve Presnell, Dale Dye,Leland Orser, Bryan Cranston, Nathan Fillion, Ryan Hurst, Corey Johnson, Andrew Scott, Joerg Stadler y Dylan Bruno

Productora: Paramount

Género: Bélico

Segunda Guerra Mundial (1939-1945). Tras el desembarco de los Aliados en Normandía, a un grupo de soldados americanos se le encomienda una peligrosa misión: poner a salvo al soldado James Ryan. Los hombres de la patrulla del capitán John Miller deben arriesgar sus vidas para encontrar a este soldado, cuyos tres hermanos han muerto en la guerra. Lo único que se sabe del soldado Ryan es que se lanzó con su escuadrón de paracaidistas detrás de las líneas enemigas. (FilmAffinity)

‘Salvar al soldado Ryan’ es una película que comienza de forma tan potente, tan visual, tan impactante, que sus casi 3 horas de metraje se hacen hasta cortas. La cinta de Spielberg (El puente de los espías) sacó de la inocencia a muchos espectadores que vivieron el horror de la guerra con una crudeza hasta entonces no mostrada. Visto por un espectador más joven, la escena del desembarco de Normandía de ‘Salvar al soldado Ryan’ no supone tal impacto, mucho menos si tenemos en cuenta que después han venido productos como ‘Juego de Tronos’ que no escatima en crudeza y realidad.

 

Fuera de los primeros 30 minutos de película, ‘Salvar al soldado Ryan’ se vuelve una película más, sin ofrecer nada demasiado diferente como para encontrarnos ante la mejor película bélica de la historia. A pesar de ello, es un producto fácil de consumir y de seguir, aun durando 170 minutos, casi 3 horas.

Tom Hanks protagoniza esta cinta. Su trabajo, como soldado frío y distante, es de admirar. Consigue mantener un protagonismo férreo a pesar de estar rodeado de personajes variopintos. En el lado opuesto está Matt Damon (Marte), cuyo personaje no da mucho de sí y que tampoco aporta demasiado.

En la cinta encontramos a una larga retahíla de actores en papeles muy diversos. Desde el soldado que comienza inocente pero termina por convertirse en cruel, Jeremy Davies; al francotirador Barry Pepper (El corredor del laberinto: Las pruebas), o el médico Giovanni Ribisi (Ted). Vin Diesel (Guardianes de la galaxia), Bryan Cranston (Pequeña Miss Sunshine) y Paul Giamatti (12 años de esclavitud) también hacen aparición en la película.

El trabajo de Spielberg es bueno. Innegable que el maestro es un gran cineasta. Consigue que una película larga, y que podría haber caído en la monotonía más absoluta, se vuelva una pieza entretenida. Pero, de nuevo, hay que remontarse a los minutos iniciales de la película para encontrar el mayor aliciente para seguir viendo ‘Salvar al soldado Ryan’. El trabajo de Spielberg, filmando con absoluta maestría la escena de la playa, da cuenta del nivel de este director.

A destacar el humor que impregna toda la película. Podemos estar ante una de las cintas más duras de la historia, sí, pero los momentos cómicos se convierten en puntos a destacar en la narración. Tal vez, y con permiso de la escena de la playa, otra vez, sean los momentos que hacen de esta película algo más.

Finalmente, decir que la cinta estuvo nominada a Mejor película en los Óscars. Pues bien, Hollywood volvió a meter la pata como ya lo hizo cuando dejó sin la preciada estatuilla a Apocalypse Now, película con muchas similitudes a esta. El gran premio del cine de 1998 se lo llevó ‘Shakespeare in love’, ver para creer.

Lo mejor: la secuencia del desembarco en Normandía.

Lo peor: Matt Damon.

Sobre el autor Asier Manrique
Comunicador, periodista y blogger. Amante de la música, el cine, la televisión... Escribo El Fotograma para compartir mi pasión por el cine, cine clásico y actual, de todos los géneros.

Otros Blogs de Autor